Buscar

Puigcercós y Mas restablecen la interlocución perdida en 2006 pero no concretan ningún acuerdo

1/07/2008 - 16:36

CiU niega la equidistancia de ERC, pero no descarta entrar en el Govern si el TC recorta el Estatut

BARCELONA, 1 (EUROPA PRESS)

El presidente de ERC, Joan Puigcercós, y el de CiU, Artur Mas, iniciaron hoy una "nueva etapa" de "clara interlocución" tras dos años de ausencia de relaciones formales entre los dos partidos, aunque no concretaron cómo se materializará este nuevo periodo.

En rueda de prensa tras reunirse durante una hora y media a petición del líder de ERC en las dependencias de CiU en el Parlamento catlán, Puigcercós dio por "cerrado" el periodo de "reproches mutuos" y distanciamiento entre el primer partido de la Cámara catalana y el segundo del Gobierno autonómico.

"Cataluña quiere que los partidos catalanes, especialmente los del ámbito catalanista, hablen, trabajen, compartan objetivos y propuestas, y hoy hemos iniciado una nueva etapa de interlocución con todos los partidos, de frecuentar encuentros y compartir objetivos, si se da el caso", argumentó.

Pese a que hablaron principalmente del nuevo modelo de financiación de Cataluña y de la eventual sentencia de Tribunal Constitucional (TC) sobre el Estatut, no concretaron de qué manera reaccionarán, ni si lo harán juntos, si el resultado de la negociación de la financiación no es satisfactorio.

Los dos líderes catalanistas coincidieron, según Puigcercós, en que la crisis económica afectará especialmente a Cataluña por el déficit financiero, por lo que defendieron una negociación "fuerte" con el Gobierno.

Para Puigcercós, ambos compartieron también que "no será fácil" conseguir un modelo de financiación "justo y equitativo". Aun así, el presidente de ERC subrayó que la financiación no se debe negociar en base a cifras cerradas --CiU marca la cifra de 5.200 millones--, sino en función de la necesidad de gasto de la Generalitat.

ERC Y LA EQUIDISTANCIA.

Si por la parte de ERC fue el mismo Puigcercós quien compareció ante los medios de comunicación para valorar el encuentro, el encargado de hacerlo representando a CiU fue el secretario general adjunto de CDC, Felip Puig, que no asistió a la reunión.

Cuatro días después de que Puigcercós defendiera la posibilidad de un Gobierno de unidad también con CiU ante una financiación no satisfactoria o una sentencia del TC adversa al Estatut, Puig no descartó hoy "ningún escenario", aunque el líder de ERC aseguró que este asunto no figuró entre los tema debatidos en la reunión.

"No descartamos ningún escenario. Ya dijimos que la espada de Damocles que amenaza al Estatut, mediante el recurso del TC, puede dar lugar a iniciativas políticas de cualquier calibre", subrayó, como sería el caso, según él, de la defensa de una consulta popular o un "gobierno de concentración nacional".

Sin embargo, aseguró: "Si de esta reunión se quiere sacar alguna chispa de esperanza sobre una supuesta equidistancia de ERC, ya les digo que no se ha tratado en ningún caso". Es más, para Puig, en la reunión quedó al descubierto una vez más la "apuesta muy sólida" de ERC por el tripartito.

También quedó pendiente de tratar la propuesta lanzada por Puigcercós durante la campaña precongresual de ERC para que los partidos catalanistas se presenten unidos en las elecciones europeas de 2009, cosa que abordarán los dos líderes en un encuentro que mantendrán tras el congreso de CDC.

DISCREPANCIA SOBRE LA LEY DE EDUCACIÓN.

Además, tanto ERC como CiU coincidieron en rechazar que en Cataluña se aplique la tercera hora de castellano, pero discreparon sobre las acciones a llevar a cabo para evitarla y para blindar el modelo de inmersión lingüística.

Según Puig, ERC "intenta mantenerse en la ortodoxia del tripartito" en esta materia, "dilatando" la aplicación de la tercera hora para perfilar la Ley de Educación de Cataluña (LEC), que blindará la inmersión.

Mientras, CiU cree que hay que blindar la inmersión "sin más dilación", de manera que mantendrá su moción en el que pide una ley específica y urgente para ello y evitar, así, la tercera hora.

Puigcercós se reunió con Mas después de haber sido elegido presidente de ERC el 7 de junio y tras el encuentro que mantuvo la semana pasada con el presidente de la Generalitat, José Montilla.

Dos reuniones con diagnóstico "muy similar", según Puigcercós, que reconoció que "es lógico que con quien se gobierna haya más complicidades". Próximamente se reunirá con el líder de ICV. Joan Saura.

Contenido patrocinado

Otras noticias