Buscar

(Ampl) Sánchez-Camacho niega que la dirección nacional del PP haya impuesto su candidatura

2/07/2008 - 20:33

Sirera dice que no se siente utilizado y que ha hecho lo que "tenía que hacer"

BARCELONA, 2 (EUROPA PRESS)

La senadora Alicia Sánchez-Camacho negó hoy que la dirección nacional haya impuesto su candidatura de integración para liderar el PP catalán, y aseguró que la decisión de Daniel Sirera y Alberto Fernández Díaz de retirar sus listas en favor de ella ha sido una decisión "libre y voluntaria" dentro de un proceso "democrático".

"Libremente presentaron sus candidaturas y libremente las han retirado", señaló en una multitudinaria rueda de prensa en la sede del partido. Defendió que esto es lo que quería la mayoría de compromisarios del partido, y definió como un ejercicio de "generosidad y responsabilidad" las renuncias del presidente del partido y del líder de los populares en el Ayuntamiento de Barcelona a aspirar a la presidencia.

Agradeció la confianza depositada en ella por el presidente del PP, Mariano Rajoy, y añadió que es un reto que no esperaba y que afronta con "ilusión", con el objetivo de trasladar el proyecto del partido en Cataluña "con la mayor claridad, normalidad y naturalidad" posible.

Acompañada por Sirera y Fernández, a quienes tildó de personas "capitales" en el seno del PP catalán, emplazó a la otra candidata, Montserrat Nebrera, a sumarse a la candidatura de integración, al asegurar que en el PP catalán "todo el mundo es necesario".

Defendió el trabajo de la vicesecretaria de Organización de los populares, Ana Mato, quien ayer se reunió durante seis horas con Sirera y Fernández hasta alcanzar un principio de acuerdo en favor de Camacho.

"Ayudó a hacer una lista de integración y de unidad", señaló la senadora catalana, quien añadió que Mato cumplió con su papel como vicesecretaria del partido y como miembro de la ejecutiva del PP.

Al preguntársele si tiene la voluntad de ser la candidata en las próximas elecciones autonómicas en caso de ganar el congreso, respondió: "La política marca sus propios tiempos. Ahora corresponde que sea presidenta del PP catalán si los compromisarios me dan su apoyo, y no hay que avanzar lo que ahora no corresponde".

A su juicio, hoy fue un momento importante para la historia del partido, y defendió que han hecho "lo mejor" para el partido.

"NO ME SIENTO COMO UN KLEENEX".

El aún presidente del PP catalán, Daniel Sirera, ratificó los argumentos de Camacho al asegurar que la candidatura de integración es fruto de un "acuerdo" entre dos de los tres candidatos que aspiraban a presidir el partido.

"Es la opción que quería la inmensa mayoría de los compromisarios, y este acuerdo beneficia en conjunto a que este partido esté unido ante próximos acontecimientos electorales", señaló al inicio de la rueda de prensa al lado de Camacho y Fernández.

Afirmó que la retirada de su candidatura es un ejercicio de "responsabilidad", y destacó que es lo que tenía que hacer, momento en el que recordó también las circunstancias "complicadas" con las que asumió la presidencia del PP catalán tras la dimisión de Josep Piqué.

"Esto es lo mejor para el partido. Yo soy una persona que quiere a este partido, que cree que tiene que hacer lo mejor para el partido, y esto es lo que he hecho. Y no me siento en absoluto como un kleenex", subrayó en respuesta a una pregunta de los periodistas.

Negó que tenga ningún problema con cualquier compañero de partido ni nadie que no le caiga bien, y afirmó que tampoco quiere tenerlo con nadie. Sin embargo, añadió que si que ha tenido problemas en cuanto a la "confrontación" del proyecto político para el PP catalán.

Al preguntársele si está decepcionado tras la solución adoptada en relación a Camacho, replicó que no tenía "ninguna decepción", y que estaba en el partido para hacer política.

Explicó que, hablando ya como ex candidato, destruirá los avales que posee, y añadió que no abandonará la política pese a su renuncia a liderar el PP catalán. "El espectáculo tiene que continuar", subrayó Sirera, quien detalló que continuará al frente del grupo parlamentario.

SUERTE A CAMACHO.

Alberto Fernández recordó que en la presentación de su candidatura ya pidió una candidatura de "integración, sin personalismos y desde la convicción de que las personas son necesarias, pero ninguna imprescindible".

"Lo importante es el proyecto" del partido, subrayó el concejal barcelonés, quien confirmó --como avanzó hoy Europa Press-- que ya han cerrado el principio de acuerdo alcanzado ayer con Sirera en favor de la senadora catalana, a quien deseó "toda la suerte y acierto".

70 U 80% DE RENOVACIÓN.

Camacho eludió responder a cualquier pregunta relativa a los integrantes de su equipo en caso de que gane el congreso, y sólo respondió que el acuerdo está "cerrado" y que habrá entre un 70 y un 80% de renovación de los miembros que formarán parte del equipo y de la ejecutiva.

Según informaron a Europa Press fuentes del partido en Cataluña, el portavoz del PP en el Ayuntamiento de Barcelona, Jordi Cornet, será el secretario general del PP de Cataluña en caso de que gane su candidatura, en sustitución de Rafael Luna.

Además, el proyecto que lidera Camacho prevé crear cinco vicesecretarías, para las que se buscará el equilibrio territorial entre las cuatro provincias.

Si vence Camacho en el congreso, una de estas vicesecretarías generales estará ocupada por la 'número dos' del PP en el Ayuntamiento de Barcelona y ex diputada del Parlament, Àngels Esteller.

Una de las personas que puede ocupar otra de las vicesecretarías es el concejal popular en Tarragona Alejandro Fernández, que ya había sonado como posible secretario general.

Contenido patrocinado

Otras noticias