Buscar

El Gobierno de Carmena defiende que la tasa turística no reduce la ocupación

EFE
12/07/2018 - 14:00

Madrid, 12 jul (EFE).- El Gobierno de la capital ha defendido hoy que en ninguna de las ciudades europeas con tasa turística ha descendido la afluencia de visitantes y ha explicado que con esa recaudación que Madrid aspira a implantar en el futuro se podrían financiar servicios municipales y para los propios turistas.

La portavoz municipal, Rita Maestre, ha defendido hoy en la rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno que esa tasa "no afecta a la demanda turística" en los países o ciudades que ya la recaudan, como es el caso -ha dicho- de Ámsterdam, París, Florencia, Venecia, Roma, Lisboa, Berlín, Viena o Croacia.

"No parece que la existencia de una pequeña tasa en Venecia sea un problema para contener a los turistas", ha ironizado Rita Maestre preguntada sobre si el equipo municipal aparcará la idea de pedir al Gobierno central las competencias que le permitan aplicar esta tasa, ante las críticas de la Comunidad de Madrid y también del sector.

Tras destacar que la propuesta está "en evaluación aún", la portavoz del Gobierno de Ahora Madrid no ha especificado el tipo de tasa que pretende implantar la capital, que podría ser fija o porcentual según el importe de la pernoctación.

No obstante, Rita Maestre ha recordado que para aplicarla son necesarios cambios normativos que dependen de otras administraciones.

En ese sentido, ese asunto se abordará en el marco de las "conversaciones" con el nuevo Ejecutivo socialista sobre exigencias antiguas como la "reivindicación de la especificidad de la ciudad de Madrid" y la "reclamación de una mayor autonomía financiera y competencial".

En esa misma línea ha enmarcado también Rita Maestre la intención del Gobierno de gravar con un 50 % el IBI los pisos vacíos, una medida que requiere de un desarrollo reglamentario estatal y que permitiría a la capital favorecer que las viviendas sin ocupantes salgan al mercado.

"El crecimiento de la burbuja inmobiliaria y de los precios del alquiler están afectando de forma seria a la calidad de vida", ha reflexionado Rita Maestre, que aspira a tener en el Ayuntamiento mayor capacidad para contener los precios.

El delegado de Economía y Hacienda, Jorge García Castaño, anunció ayer que reclamaría al Gobierno más competencias y también una mayor "autonomía fiscal".

En julio de 2015, el exdelegado Carlos Sánchez Mato ya dijo que no descartaba crear una tasa turística, pero la propia alcaldesa desautorizó al concejal y aseguró que el planteamiento había sido "un malentendido" y que no tenía previsto imponer ningún tipo de tasa nueva, ni al turismo ni a los cajeros automáticos.

Sin embargo, en diciembre de 2016 se aprobaron las ordenanzas fiscales para 2017 que incluían un gravamen a los cajeros.

Contenido patrocinado

Otras noticias