Buscar

La misión humanitaria llega a Brasil y pernoctará en una base en plena selva

EFE
30/01/2009 - 23:16

Río de Janeiro, 30 ene (EFE).- La senadora colombiana Piedad Córdoba y la delegación de la Cruz Roja que recibirá a seis rehenes de la guerrilla de las FARC llegaron hoy a la localidad brasileña de Sao Gabriel da Cachoeira, y pernoctarán en una base militar en el corazón de la selva amazónica.

Fuentes de ese municipio dijeron a Efe por teléfono que Córdoba y sus acompañantes llegaron sobre el mediodía a la sede de la Segunda Brigada de Infantería de Selva y pasaran la noche en el lugar, desde donde mañana partirán en dos helicópteros brasileños que el domingo recogerán a los seis secuestrados que las FARC prometió liberar.

El batallón donde pernoctará la comitiva está situado en una remota región llamada Distrito Yauareté, al que sólo se puede llegar por vía aérea o por el río Negro, en un viaje que desde el casco urbano de San Gabriel puede durar entre 10 y 12 horas en lancha rápida debido al trazado sinuoso del río, agregó la fuente.

Sao Gabriel da Cahoeira es un extenso municipio de 109.185 kilómetros cuadrados (el tamaño de Guatemala) y 40.000 habitantes situado en el extremo noroccidental del estado brasileño de Amazonas, en la región conocida como "cabeza de cachorro" (cabeza de perro), limítrofe con los departamentos colombianos de Guainía y Vaupés.

El municipio está a 852 kilómetros en línea recta de Manaos, la capital de Amazonas, desde donde hoy partieron los helicópteros brasileños que participarán en la misión humanitaria.

Córdoba y la delegación del CICR partirán mañana de la base militar hacia la ciudad colombiana de San José del Guaviare, 400 kilómetros al sur de Bogotá, para abastecer los aparatos de combustible y el domingo viajarán a un lugar selvático no revelado, donde recogerán a los primeros rehenes.

Las FARC prometió en diciembre pasado que iba a liberar a los dos últimos secuestrados civiles que tiene en su poder con fines de canje, el ex gobernador del Meta Alan Jara y el ex diputado regional Sigifredo López, así como a tres policías y un militar cuyos nombres no han sido divulgados.

Las fuentes consultadas por Efe señalaron que en la zona urbana de Sao Gabriel da Cachoeira no se percibió hoy ningún movimiento anormal por el comienzo de la operación humanitaria para la entrega de los secuestrados ya que toda la actividad se concentra en la base militar donde dormirán Córdoba y sus acompañantes.

"La base de todo es la Segunda Brigada, en el municipio no hubo hoy nada diferente", agregó la fuente.

El Gobierno brasileño, encargado de la logística de la operación, ha mantenido bajo estricto secreto los detalles de la misma.

Según versiones de prensa de Colombia, una vez sean recogidos los primeros rehenes en la selva, los helicópteros volarán con ellos rumbo a la ciudad de Villavicencio, capital del Meta (120 kilómetros al sur de Bogotá).


Otras noticias

Contenido patrocinado