Buscar

Ibai Mateo Esparza era el responable de transmitir las consignas de la banda en el barrio pamplonés de Txantrea

1/07/2009 - 18:23

El joven pamplonés herido grave ayer en un accidente de tráfico en el departamento de Mayenne, Ibai Mateo Esparza, estaba encuadrado en la estructura política de ETA en Navarra antes de huir a Francia el pasado verano. De hecho, Mateo Esparza era el responsable de Ekin en el barrio pamplonés de Txantrea, según informaron a Europa Press fuentes de la investigación.

MADRID, 1 (EUROPA PRESS)

El joven pamplonés herido grave ayer en un accidente de tráfico en el departamento de Mayenne, Ibai Mateo Esparza, estaba encuadrado en la estructura política de ETA en Navarra antes de huir a Francia el pasado verano. De hecho, Mateo Esparza era el responsable de Ekin en el barrio pamplonés de Txantrea, según informaron a Europa Press fuentes de la investigación.

Ekin es la estructura política de ETA en País Vasco y Navarra. Sus integrantes mantienen su militancia en secreto y se convierten en la correa de transmisión de las consignas de la dirección de la banda al resto del tejido proetarra, el MLNV. Una operación de la Guardia Civil el pasado verano contra un grupo de 'kale borroka' en Navarra, de la que escapó Ibai Mateo Esparza, condujo a la desarticulación de Ekin en esa comunidad autónoma.

Sin embargo, las fuentes consultadas restaron relevancia tanto a Esparza como a su acompañante, también detenida, Ohiana Mardarás, en el organigrama etarra. Les enmarcaron en el grupo de terroristas de reciente incorporación, a los que la banda recluta sin posibilidad de

suministrarle la formación criminal que necesitan. Ibai Mateo acaba de cumplir 22 años y Mardarás aún no ha cumplido los 21.

Los dos etarras fueron detenidos tras sufrir un aparatoso accidente que dejó atrapado en el interior del Renault Clio, robado y con matrículas falsas, a Ibai Mateo, y del que logró salir por su propio pie Ohiana Mardarás. La organización terrorista les había entregado una pistola y un revólver.

Antes de su huida a Francia, Mateo Esparza era uno de los militantes universitarios más activos en organizaciones vinculadas a la izquierda abertzale en la Universidad Pública de Navarra, donde hasta su fuga estudiaba Ciencias Sociales. La desarticulación de un 'Grupo Y' por parte de la Guardia Civil con cuatro detenidos puso a disposición de los agentes información relevante sobre Ekin.

El responsable del grupo de 'kale borroka', Alberto López Iborra, mantenía una doble militancia, dirigiendo también Ekin en Pamplona y su comarca. El fue el hilo de la investigación que condujo a los arrestos de Maider Caminos Miranda, Amaya Legarra Beunza, Maitane Intxaurraga y Noé López Albizu, miembros del 'aparato político' de ETA en la Comunidad Foral.

Otras noticias

Contenido patrocinado