Buscar

Holanda celebrará elecciones anticipadas el 9 de junio

EFE
23/02/2010 - 19:26

Bruselas, 23 feb (EFE).- Holanda seguirá regida por un gobierno en funciones hasta las elecciones legislativas del próximo 9 de junio, convocadas hoy de forma anticipada tras la caída el pasado fin de semana de la coalición tripartita de democristianos, laboristas y calvinistas.

Más de tres meses en los que el Ejecutivo dimisionario sólo se hará cargo de las cuestiones más urgentes y los partidos estarán en campaña electoral prácticamente continua, con la incógnita de saber si la crisis beneficiará finalmente a la extrema derecha.

Decisiones tan controvertidas como la ampliación de la edad de jubilación de los 65 a los 67 años, han quedado en el aire.

La fecha de las elecciones, propuesta por la reina Beatriz al primer ministro saliente, el democristiano Jan Peter Balkenende, tras dos días de reuniones con los principales líderes políticos del país, parece demasiado lejana a los observadores holandeses, que temen que algunas normas cruciales que estaban en negociación nunca lleguen a ser aprobadas.

Seguirá adelante la tramitación de la legislación que cuente con un respaldo político mayoritario, pero en la práctica las objeciones de un solo partido pueden bastar para detener el proceso de aprobación, aclara la prensa holandesa.

Quedarán suspendidas las negociaciones sobre la posible imposición de un impuesto por kilómetro a los usuarios de las carreteras, así como sobre la apertura de las tiendas en domingos en áreas turísticas o las lagunas en la prohibición de fumar en bares.

El propio secretario de Estado de Defensa, Jack de Vries, ya adelantó esta semana que tampoco se decidirá hasta que no se forme un nuevo Ejecutivo si se compran aviones de combate JSF para sustituir a la flota holandesa actual de F16.

La dimisión del Gobierno se produjo el sábado después de que los laboristas del PvdA abandonasen el gobierno para manifestar su oposición a atender la petición de la OTAN de que Holanda amplíe su presencia militar en Afganistán hasta 2011.

La Alianza Atlántica había solicitado a Holanda que prorrogase la presencia de sus tropas en Afganistán para facilitar la formación de soldados afganos.

Hasta las elecciones generales de junio, los ministros laboristas serán sustituidos por miembros de los otros dos partidos que formaban la coalición de Gobierno -los democristianos del CDA y los calvinistas de CU.

Todo apunta a que lo ocurrido pasará factura al primer ministro Balkenende, quien ya asumió este fin de semana como una derrota la que ya es la cuarta disolución consecutiva de su Gobierno.

Según diferentes sondeos de opinión, un 66 por ciento de los holandeses apoya la retirada para finales de 2010 de las tropas neerlandesas de Afganistán, donde han muerto 21 soldados de este país, lo que podría conceder cierta ventaja a los laboristas.

Está por ver si el respaldo electoral al PvdA es lo suficientemente amplio como para permitirle formar una coalición de izquierda.

Entre los partidos que aparecen como beneficiados en los sondeos por la caída del Gobierno destaca el del antimusulmán Geert Wilders (Partido para la Libertad, PVV).

La campaña contra la inmigración que ha hecho este partido de extrema derecha podría situarlo como segunda fuerza en el Parlamento, compuesto por 150 escaños, aunque en principio ninguna formación política se muestra, a priori, dispuesta a gobernar en coalición con el PVV de Wilders.

Las negociaciones para formar un nuevo Gobierno podrían resultar difíciles teniendo en cuenta que se necesitarán más de tres partidos para formar una nueva coalición gubernamental y que la confianza entre los miembros de la actual se ha perdido definitivamente, según el propio Balkenende.

Las elecciones municipales del próximo 3 de marzo podrían suponer el primer tanteo electoral antes de los comicios legislativos. Los sondeos dan de momento ventaja a los laboristas para esta primera cita de los holandeses con las urnas.

Otras noticias

Contenido patrocinado