Buscar

EN DIRECTO
Siga el partido de la Laver Cup: Rafa Nadal vs John Isner

El Congreso debatirá la próxima semana si se eliminan los crucifijos y la Biblia en la toma de posesión de los ministros

20/05/2008 - 15:16

ICV pide un protocolo aconfesional y que se cubra el actual vacío legal que permitiría a un musulmán jurar sobre el Corán

MADRID, 20 (EUROPA PRESS)

El Pleno del Congreso de los Diputados acogerá el próximo martes un debate sobre la presencia de símbolos religiosos en actos institucionales y sobre si procede eliminarlos, por ejemplo, de las tomas de posesión de los ministros, que juran o prometen sus cargos ante una Biblia y un crucifijo.

Este asunto llegará al hemiciclo de manos del diputado de ICV, Joan Herrera, según anunció el mismo tras la reunión de la Junta de Portavoces de la Cámara, que acordó incluir este punto en el orden del día de la sesión plenaria del martes que viene.

En concreto, ICV someterá a votación una proposición no de ley en la que reclama "modificar el protocolo de las ceremonias de acatamiento y promesa o juramento de cargos y funciones públicas" y que se elabore un nuevo "protocolo aconfesional para los actos y ceremonias institucionales y sus relaciones con las confesiones religiosas".

COMO DICE LA CONSTITUCION.

ICV, que comparte grupo parlamentario con ERC e IU, pretende que el Pleno del Congreso inste al Gobierno a través a que se evite "todo tipo de simbología religiosa, como corresponde a un Estado aconfesional", tal y como señala la Constitución Española.

Herrera sostiene que "la toma de posesión de cargos y funciones públicas ante el crucifijo sigue señalando la asignatura pendiente de España como Estado laico y aconfesional" y propone que los miembros del Gobierno juren o prometan sus cargos sin este tipo de elementos, como ya hacen los diputados y senadores en ambas Cámaras.

"No es entendible ni justificable que en un Estado aconfesional los ministros juran o prometen el acatamiento a la Constitución ante una Biblia y un crucifijo", recalca, a la vez que destaca que el uso y la presencia actual de los símbolos religiosos carecen de "base legal".

CARECE DE BASE LEGAL.

Según explica en su texto, el Real decreto de 1979 que establece la fórmula de juramento de cargos y funciones públicas, que permite elegir entre prometer y jurar el acatamiento a las normas constitucionales y la lealtad al Rey, pero no se hace referencia a los símbolos religiosos.

Por todo ello, los dos puntos de la proposición instan directamente al Gobierno a "modificar el protocolo de las ceremonias de acatamiento y promesa o juramento de cargos y funciones públicas", incluido si fuese necesario el citado Real decreto, para evitar todo tipo de simbología religiosa como corresponde a un Estado aconfesional.

En opinión de ICV, este vacío legal lleva a preguntarse "si un futuro ministro musulmán tendría también derecho a exigir el Corán", algo que no está en absoluto regulado. Por eso, propone "elaborar un Protocolo aconfesional para los actos y ceremonias institucionales y sus relaciones con las confesiones religiosas".

Otras noticias

Contenido patrocinado