Buscar

La actividad física en invierno previene el incremento de molestias en personas portadoras de varices, según expertos

29/12/2008 - 17:56

El ejercicio físico durante épocas de frío repercute de manera positiva en la prevención de la aparición de molestias por las varices y la insuficiencia venosa así que, "de manera indirecta, un abordaje adecuado de la caída del termómetro beneficia la salud venosa", asegura el miembro del Capítulo Español de Flebología, el doctor Rodrigo Rial.

MADRID, 29 (EUROPA PRES)

Durante los meses invernales los síntomas de la insuficiencia venosa y las varices mejoran de forma general, pues las venas se encuentran menos dilatadas, por este motivo los expertos desaconsejan una actitud sedentaria y la exposición al calor.

"La exposición a fuentes de calor intensas como la calefacción alta, las fuentes de calor próximas o el calor procedente del suelo, todo ello asociado a la inactividad física, favorece la agravación de síntomas compatibles con una insuficiencia venosa crónica previa o en personas que ya han desarrollado varices", advierte.

En cuanto al vestuario, desde el Capítulo Español de Flebología se recomienda el uso de ropa cómoda, amplia, suave y ventilada. Así, recuerda que las fajas y las ligas, cuyo uso se extiende en la tercera edad con la llegada del frío, dificultan la circulación a la altura de los muslos".

Por otra parte, aconseja a aquellas personas, portadoras de problemas venosos o en personas con edema en piernas por la edad, moderar consumo de calorías en la dieta que suele aumentar en los meses invernales.


Otras noticias

Contenido patrocinado