Buscar

La vitamina D reduce un 45% la mortalidad cardiovascular, infecciosa y tumoral en pacientes renales, según estudio

7/01/2009 - 13:47

Los pacientes con insuficiencia renal que toman metabolitos activos de vitamina D por vía oral pueden reducir hasta en un 45 por ciento su riesgo de mortalidad por causas cardiovasculares, infecciosas o tumorales, según se desprende de los resultados de un estudio elaborado por la Red de Investigación Renal (REDinREN) del Instituto de Salud Carlos III que aparecen publicados en la revista 'Kidney International'.

MADRID, 7 (EUROPA PRESS)

La vitamina D y sus derivados se habían utilizado fundamentalmente para tratar alteraciones de metabolismo óseo y mineral, si bien en los últimos años ya se había observado su eficacia también en funciones relacionadas con el corazón, vasos sanguíneos e inclusive en el sistema inmunitario, donde tiene efectos favorables sobre el control de infecciones y cáncer.

Todo ello ha sido confirmado en dicho estudio, coordinado desde el Servicio de Metabolismo Óseo y Mineral del Hospital Universitario Central de Asturias, en el que han participado más de 16.000 pacientes en diálisis en los que, además, se observó que la ingesta de dosis bajas de vitamina D se asoció con una disminución de los marcadores de inflamación.

La inflamación es el punto inicial de muchos de los problemas que tienen los pacientes en diálisis que están relacionados con las infecciones, las calcificaciones vasculares y los tumores entre otros. Esta reducción en la inflamación, que colabora a resolver muchos problemas que podrían desencadenar cuadros más graves, se logra además con dosis muy pequeñas de vitamina D activa y un coste económico de tan sólo 0,20 euros por día.

Según informó REDinREN en un comunicado, existe mucho interés por conocer con mayor precisión a que se deben estas ventajas de la vitamina D activa, ya que dicha investigación es la primera que muestra un efecto beneficioso con metabolitos de la vitamina D administrados en dosis bajas y por vía oral.

Por ello, ya existen varios estudios en marcha, algunos de ellos con resultados muy esperanzadores, en relación a estos mecanismos de acción y a la utilización de nuevas formas de vitamina D que tienen una acción más importante sobre aspectos que influyen en mortalidad. De hecho, ya existen datos en este sentido que demuestran que probablemente las ventajas observadas en este estudio podrían ser aún mayores con la utilización de estas nuevas formas de vitamina D.

Para el autor principal de la investigación, Jorge Cannata, el estudio transmite un "mensaje esperanzador" ya que en el momento actual existen muchos tipos de vitaminas D activas, cada vez con una mayor especificidad y potencia. "Afortunadamente, como el estudio lo demuestra, ya hace unos años que algunas de ellas se utiliza de forma rutinaria, esto ha repercutido positivamente en la supervivencia de los enfermos", aseguró.


Contenido patrocinado

Otras noticias