Buscar

La UICN pide que los desiertos sean 'Patrimonio de la Humanidad'

28/07/2010 - 11:37

La Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) aboga por hacer un listado de desiertos para incluirlos en el grupo de Lugares Patrimonio de la Humanidad porque los desiertos no son únicamente lugares áridos e inhóspitos, a su juicio, son ecosistemas "únicos, frágiles y llenos de vida".

MADRID, 28 (EUROPA PRESS)

"Los desiertos, que cubren la tercera parte de la superficie del planeta, acogen una flora y una fauna únicas adaptadas especialmente a las condiciones extremas, pero a menudo no son tenidos en cuenta y sólo unos pocos son reconocidos como 'Patrimonio de la Humanidad", afirma el oficial de administración del Proyecto de Lugares Patrimonios de la Humanidad de la UICN, Tilman Jaeger.

Igualmente, el experto señala que poca gente sabe que la Depresión Bodélé (Chad) es la fuente más extensa de polvo en la Tierra, que además provee de nutrientes a océanos tan lejanos como el Mar del Caribe, ya que las funciones útiles de los desiertos tienden a ser conocidas únicamente por los especialistas.

Tras la reunión del Comité de Patrimonio de la Humanidad se ha reunido en Brasilia (Brasil), el consejo asesor del Patrimonio de la Humanidad ha hecho un llamamiento al esfuerzo por una identificación, un listado y una mayor conservación de un mayor número de desiertos para integrarlos en la Convención del Patrimonio de la Humanidad.

"La UICN, que dedicará un estudio a los desiertos y lo publicará el próximo mes de septiembre, quiere llevar a cabo un perfil de los desiertos en el ámbito del Patrimonio Mundial y fortalecer el uso de la Convención para asegurar la conservación a largo plazo de las áreas desérticas más útiles", detalla Jaeger.

El oficial destaca, asimismo, que se estima que el ocho por ciento de la población mundial, unos 500 millones de personas viven en desiertos o a su alrededor. Así, destaca que estos dependen de ellos para subsistir, bien como una fuente de atracción para el turismo, o para la agricultura de irrigación o la explotación de petróleo y gas, explica Jaeger. "Pero también son ecosistemas vulnerables que tardan mucho tiempo en recuperarse de los daños sufridos", advierte el oficial.

Otras noticias

Contenido patrocinado