Buscar

cultura
Muere Verne Troyer, el actor que encarnó a Mini Yo en las películas de Austin Powers

(Ampl)Sindicatos anuncian una huelga general sanitaria en Madrid si Aguirre continúa con la privatización hospitalaria

11/06/2008 - 14:53

ADSPM, FRAVM, CC.OO. y UGT piden al Ministerio de Sanidad que le ponga "límites" a la presidenta regional

MADRID, 11 (EUROPA PRESS)

Las secciones madrileñas de los sindicatos UGT y CC.OO., junto a la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos de Madrid (FRAVM) y la Asociación en Defensa de la Sanidad Pública de Madrid (ADSPM), anunciaron hoy que si la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, "no se toma en serio" el fin de la privatización hospitalaria, no descartan la convocatoria de una huelga general en el sector para los próximos meses.

Tras analizar cuál es, a su juicio, la situación sanitaria de la región, la portavoz de UGT, Carmen López, reclamó al Ministerio de Sanidad la "necesidad urgente" de poner "límites" a la gestión de Aguirre, dado que "todavía no tiene transferido el patrimonio de la Sanidad".

Por su parte, la representante de CC.OO. en esta materia, Ana González, criticó que desde el Gobierno de la Comunidad se haya convertido al sector sanitario madrileño en un "auténtico laboratorio de experimentación" basado en el "desmantelamiento" del sistema público y en la progresiva "desregularización y privatización" del servicio.

En este sentido, recalcó que la pretensión de Aguirre es "vender mediáticamente un mensaje de ampliación de la oferta hospitalaria --con el anuncio de varios nuevos hospitales para este año-- cuando el incremento de nuevos profesionales va a ser del cero por ciento". "No entendemos cómo va a poder funcionar sin un incremento de personal", añadió.

Mientras, la portavoz de la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos, Gloria Cabaña, denunció la "falta de diálogo" social del Gobierno regional, que "se niega a convocar al Consejo de Salud de la Comunidad de Madrid".

CRÍTICAS

Tras señalar que la situación sanitaria en la región es "un motivo de permanente preocupación" ya que la política del PP "se ha caracterizado por un progresivo deterioro y desmantelamiento de la Sanidad pública basado en la falta de recursos y en la progresiva desregulación y privatización del sistema sanitario regional", los convocantes afirmaron que los resultados de esta política "son evidentes", con el "incremento de las listas de espera, la saturación de camas y las urgencias hospitalarias, o los problemas con el transporte sanitario".

Los sindicatos aseguraron que "dos de cada tres madrileños opinan que el Sistema Sanitario Público regional no sólo no ha mejorado, sino que se ha deteriorado después de la transferencia de competencias" por la política del PP.

Así, criticaron la "falta de diálogo" social, el "incumplimiento" de las obligaciones jurídicas sobre participación social en la Comunidad, que "no se convoque a" los órganos de participación existentes o los "pocos Consejos de Salud de Área constituidos y funcionando".

"En los últimos años se ha vivido en la Comunidad de Madrid una situación de deterioro del Sistema Sanitario Público y de privatización progresiva", indicaron los sindicatos, que mencionaron la Ley de Medidas Fiscales de 2007 y 2008, que "abren las puertas a la privatización de cualquier hospital, centro, órgano o unidad sanitaria pública de la Comunidad", la gestión privada de los nuevos hospitales, la privatización del Infanta Elena de Valdemoro, la privatización de los laboratorios de los nuevos hospitales o la insuficiencia de recursos profesionales en estas instalaciones.

Además, las asociaciones convocantes hicieron referencia a la adjudicación de toda la atención especializada de un área de salud a la Fundación Jiménez Díaz, gestionada por la empresa multinacional Capio, haciendo referencia a la entrada de la multinacional en los Centros de Especialidades (CEP) de Pontones y de Quintana de la capital.

Otro de los problemas que observaron fue la "falta de inversión en infraestructuras y personal en la red de Atención Primaria, la "derivación sistemática de pacientes y pruebas diagnósticas a los centros privados, las "elevadas" listas de espera enpruebas diagnósticas o la desaparición de la Dirección General e Instituto de Salud Pública.

CC.OO. también criticó que la Sanidad madrileña cuenta con un déficit sanitario que alcanza los 1.200 millones de euros y un millón de cartillas sanitarias nuevas en siete años "mientras el presupuesto sanitario crece por debajo del Producto Interior Bruto (PIB)".

Asimismo, dijeron que hay una lista de espera de siete días en la Atención Primaria y que hay más de cien mil personas en lista de espera para una prueba diagnóstica.

PROPUESTAS

Para afrontar esta situación, apostaron por articular mecanismos de consenso y participación, la reforma consensuada de la Ley de Ordenación Sanitaria en la Comunidad de Madrid (LOSCAM), desarrollar un Plan Integral de Salud de la región, elaborar un plan de listas de espera, el desarrollo de la Atención Primara como puerta de entrada al sistema, potenciar la docencia e investigación, el incremento de los recursos hospitalarios, el rediseño de las áreas sanitarias, potenciar la red hospitalaria pública de la región incrementando el número de camas o extender el modelo de gestión, provisión y financiación pública.

Además, propusieron cambiar el sistema de gestión del Infanta Elena de Valdemoro para que no esté en manos privadas, la inclusión de los hospitales militares de la región en la red sanitaria pública madrileña o la mejora de las condiciones laborales.

Otras noticias

Contenido patrocinado