Buscar

EN DIRECTO
Siga la carrera de la Indy 500: ¿logrará la hazaña Fernando Alonso en su debut?

Gestación subrogada, en el limbo legal y sin acuerdo en ningún ámbito

20/02/2017 - 14:19
  • Tanto en el plano social como en el político las posturas son variadas
  • El argumento de la adopción contra la maternidad subrogada, el más usado
  • La condición entre quienes apoyan la gestación subrogada es el altruismo
Embarazo. Imagen: Dreamstime

Hay quien defiende que la gestación subrogada es "una técnica reproductiva más", como la fecundación in vitro socialmente aceptada. Para otros, la mayoría, la técnica reproductiva conocida como 'vientre de alquiler' -concepto ofensivo para un parte de esta discusión- genera como mínimo dudas. En España el debate está en pleno apogeo y aunque aún no hay acuerdo, sí empiezan a perfilarse las posturas.

En el plano social no hay unanimidad. Diferentes asociaciones de mujeres y feministas discrepan sobre la técnica de tener un hijo utilizando el vientre de un tercero. "El deseo de ser padres-madres y el ejercicio de la libertad no implica ningún derecho a tener hijos", decían a Europa Press desde la asociación 'No somos vasijas', que apuestan por la adopción.

Sin embargo, 'Son nuestros hijos' (SNH) está luchando activamente por dar plenas facultades legales a la maternidad subrogada y pide dejar la "caverna moralista". Así, defienden "una sociedad que reconoce a nuestros hijos porque son fruto de nuestro proyecto de familia independientemente de quien los haya gestado o cual sea su origen genético", tal y como recogen en su página web.

Jesús Generelo, presidente de la Federación Estatal de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales (FELGTB), reconoció a Efe que no está "ni a favor ni en contra" debido a las opiniones contrarias de sus asociaciones.

En el plano político las posturas no están mucho más claras. "No tengo claro qué hacer con la maternidad subrogada", reconocía hace unos días la ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Dolors Montserrat, en una entrevista para TVE.

El sector más conservador del PP se posicionó en contra de la gestación subrogada porque la considera "nueva nueva forma de explotación que atenta contra la dignidad tanto del niño como de la madre", según se desprendía de una de las enmiendas llevadas al Congreso Nacional del partido de hace dos semanas que consiguió parar la ponencia de Javier Maroto en este sentido. Pero esa postura no es compartida por todos los miembros del PP. Esperanza Aguirre se mostró a favor de este método de maternidad alegando la gran dificultad que existe para adoptar.

En este sentido comparte Aguirre argumento con SNH, al entender la asociación, en boca de su vicepresidente Antonio Vila, que la adopción es un mecanismo de protección de la infancia, que tiene como objetivo "encontrar una familia a un niño y no al revés", mientras que la gestación subrogada es "una técnica de reproducción asistida" a la que recurren quienes quieren tener un hijo y no pueden por motivos físicos y biológicos.

En el PSOE la postura es común al 'no', al menos de las voces pronunciadas hasta ahora. "Estamos en una época de eufemismos y nos gusta usarlos, como es el de la maternidad subrogada, cuando en realidad lo que quiere decir es que alguien nos haga un hijo", dijo la secretaria adjunta del grupo parlamentario socialista en el Congreso, Marisol Pérez.

La portavoz de Igualdad de Podemos, Sofía Castañón, también evidenció que la formación morada no tiene una opinión formada al respecto y que, de momento, apuestan por el debate al tratarse por un lado, de "la libre disposición del cuerpo de las mujeres" y por otro de una situación de "explotación por la desigualdad de género que existe".

La condición entre quienes apoyan la gestación subrogada sí es compartida: que no haya contraprestación económica para la gestante. Solo así aceptan esta técnica como forma de promover la natalidad en España. La portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Madrid Begoña Villacís, se mostró a favor de la gestación subrogada "de carácter altruista".

En el limbo jurídico

Para valorar la regulación de la gestación subrogada, Mariano Rajoy pedirá la ayuda de expertos y aunque aún aún no ha ocurrido algunos expertos se han adelantado a dar su opinión. El Comité de Bioética de España prepara desde hace tres meses un documento sobre este asunto y para el que aún no hay fecha de publicación debido a la complejidad del tema.

El Comité, un órgano colegiado, independiente y de carácter consultivo encargado de analizar las materias con implicaciones éticas y sociales de la Biomedicina y Ciencias de la Salud. Su presidenta, Teresa López, dijo a Europa Press que "tenemos la obligación de dar respuesta a las peticiones que nos hagan pero también en muchas ocasiones tenemos que adelantarnos para ayudar a que ese debate sea consistente y la gente opine con criterio y con argumentos. Estamos ante un tema complejo con muchos matices y con una dificultad de llegar a acuerdo pero llegaremos a sacar el documento".

En 2010, el Ministerio de Justicia estableció "como requisito previo para el registro de los niños nacidos mediante esta práctica (madres gestantes por sustitución) la presentación ante el Registro Civil de una resolución judicial dictada por un tribunal competente en el país de origen". Desde entonces, las decisiones han contentado y cabreado a defensores y detractores a partes iguales.

En septiembre de 2016, la Fiscalía se reconoció opuesta a la inscripción en España de los niños nacidos en el extranjero por maternidad subrogada al entender como nulo en la justicia española que el contrato en virtud del cual la gestante renunció al recién nacido en favor de quienes aspiran a ser sus padres. Tres meses más tarde, el Tribunal Supremo concedió la prestación por maternidad a una trabajadora que tuvo un hijo mediante gestación subrogada y que en un primer momento le había negado el Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS). El tribunal entiende que entiende que "la nulidad de pleno derecho del contrato de gestación por sustitución no supone que al menor que nace en esas circunstancias se le priven de determinados derechos", según recogió Europa Press .

La gestación subrogada, de momento, sigue sin regulación clara en España, lo que además de dividir las opiniones mantienen en el limbo muchos casos que no son legales pero tampoco ilegales.


Otras noticias

Contenido patrocinado

Comentarios 0