Buscar

ÚLTIMA HORA:
La Audiencia admite la querella contra Puigdemont y su Govern y les cita para el 2 y 3 de noviembre (18:37)

¿Por qué el sol se ve de color naranja al atardecer?

14/07/2017 - 17:01
  • Los diferentes elementos que componen la atmósfera influyen en las tonalidades
  • El sol emite luz blanca debido a la suma de colores que componen el espectro visible
  • Los atardeceres son uno de los momentos del día más fotografiados del mundo
Atardecer. Imagen: Pixabay

Una de las escenas más fotografiadas en playas, montañas y ciudades de la que sin embargo no todos conocen el por qué. Hoy ahondamos en el motivo por el cual los atardeceres se visten de naranja momentos antes de dar paso a la más cerrada de las noches.

Los atardeceres son uno de los momentos del día más fotografiados. Ya sea en playas, ciudades, montañas o en pleno campo, ofrecen a nuestros ojos escenas increíbles y que gracias a las actuales cámaras de los móviles o aquellos más expertos en el terreno de la fotografía acompañados por su equipo, guarden un grato recuerdo para siempre del momento.

No obstante, ¿seríais capaces de explicar por qué los atardeceres son naranjas? ¿Por qué el cielo pasa de azul a parecer estar bañado por tonos cálidos antes de dar paso a la noche? Dos elementos son la clave para que este fenómeno suceda: el sol y las partículas que componen la atmósfera.

Comencemos por el principio. La luz del sol es blanca debido a la suma de todos y cada uno de los colores que componen el espectro visible. Éstos son el violeta, azul, celeste, verde, amarillo naranja y rojo. No obstante, cuando la luz del sol viaja a través del espacio y choca con nuestra atmósfera es cuando comienzan los cambios.

Hemos descrito brevemente y a modo de noción básica qué compone la luz del sol, hagamos ahora lo propio con la atmósfera. Ésta la conforman todo tipo de partículas y que podríamos identificar en cristales de agua, sal, polvo, gotas? Pero también por supuesto moléculas que forman el propio aire: Gases nobles, nitrógeno y oxígeno.

Cielo. Imagen: Pixabay

Puestas todas las cartas sobre la mesa, llega el momento de desvelar el misterio: ¿Cómo se da el fenómeno que transforma el cielo en un manto rojizo al atardecer? Cuando la luz del sol choca con la atmósfera, y por ende los diferentes elementos que conforman ésta, los rayos dispersan unos colores u otros según la posición del sol.

En el caso que nos ocupa, cuando el sol está bajo, los rayos recorren hasta 10 veces más distancia en la atmósfera. De esta manera, los tonos azules - provocados por el paso de la luz en el nitrógeno y el oxígeno - son imperceptibles, dando paso a las tonalidades amarillas, rojas y naranjas que chocan con las partículas más sólidas.

Todo lo contrario ocurre en pleno día. Situado en lo más alto, los rayos del sol impactan sobre los anteriormente mencionados elementos - nitrógeno y oxígeno - dispersando la luz azul en todas direcciones; y dejando entrar a los tonos más cálidos. ¿El resultado? Un cielo despejado.

Tras conocer el motivo que lleva a que el cielo 'cambie de color', ahora tendrás la excusa perfecta para, llegado el momento, explicar mejor tus preciosas fotografías de atardeceres.

Otras noticias

Contenido patrocinado

Comentarios 0