Buscar

DESTACAMOS
Fernando Torres sale al rescate de un Atlético que supera al Valencia en la tabla y sueña con LaLiga

No recuerda dónde aparcó su coche y lo encuentra 20 años después

20/11/2017 - 14:22
  • Un Volkswagen Passat estacionado en un aparcamiento durante dos décadas
Coche en el parking. Imagen: Gettyimages

Todos alguna vez nos hemos visto en la misma situación: en el típico viaje al centro comercial estacionamos el coche en el primer hueco libre que vemos y nos despreocupamos de todo lo demás. Sin embargo, la pesadilla aparece tres horas después cuando volvemos en búsqueda de nuestro vehículo. Parece que los demás automóviles se han tragado el tuyo y es casi imposible recordar dónde lo estacionaste.

A pesar de que más de una vez hemos llegado a pensar que nuestro coche ha caído en mitad del Triángulo de las Bermudas, la diferencia entre tú y un hombre alemán es que, por lo general, sólo te lleva unos minutos encontrar tu vehículo. Hace escasos días, un anciano se reunió con su coche veinte años después de haber olvidado dónde lo aparcó.

El coche era un Volkswagen Passat y su propietario, ahora de 76 años de edad, informó a las autoridades que no encontraba su automóvil en 1997 después de haberlo aparcado en un parking de Frankfurt. Por suerte o por desgracia, descubrieron recientemente donde estaba estacionado el Volkswagen del hombre en un parking que estaba en proceso de ser demolido para una nueva construcción.

Aparcamiento. Imagen: Pexels

Una historia sin final feliz

Durante dos décadas el coche estuvo aparcado en el mismo lugar donde lo había dejado su propietario, por lo que estuvo oxidándose y cogiendo polvo todo este tiempo en el parking de un edificio industrial. Cuando los funcionarios se pusieron en contacto con el anciano para que lo recogiera, ya no tenía ningún motivo para encenderlo de nuevo.

Tal y como informa el periódico alemán Augsberger Allgemein, el Volkswagen Passat no pudo volver a casa con su propietario, incluso después de haber estado veinte años buscándolo. El último viaje del automóvil que se dió por perdido, será al desguace donde se pondrá fin a esta irónica e hilarante historia.

Otras noticias

Contenido patrocinado

Comentarios 0

Deja tu comentario

Comenta las noticias de elEconomista.es como usuario genérico o utiliza tus cuentas de Facebook o Google+ para garantizar la identidad de tus comentarios:

Usuario
Facebook
Google+
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarias y las mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.