Blogs

Levante la vista del móvil y mire a su alrededor

Hágase ese favor. Levante la vista del móvil y mire a su alrededor. Fíjese hasta dónde llegamos con tanta pantallita a todas horas. Tome conciencia del peligro que representa esta creciente dependencia social del artilugio que tenemos en el bolsillo y que consultamos casi a cada instante. Se está convirtiendo casi en un tic. Una necesidad postiza que pide a gritos cierta mesura. Permítanos semejante confianza por el bien de una sociedad que empieza a asustar. Y lo decimos precisamente desde una publicación que transpira tecnología por sus poros.

Todo surge de una apuesta entre los periodistas que damos vida a esta criatura que posiblemente esté leyendo desde una tableta, un móvil o una pantalla de ordenador. “Os invito a cenar si un día viajáis en un vagón de metro en el que no haya nadie enganchado a su móvil”. Eso sucedió hace un par de meses y todavía no he perdido mi desafío. Creo que lo tengo ganado, incluso cuando el coche transita medio vacío: siempre hay alguien con la vista en el teléfono. El tiempo corre a mi favor. En la revista de Tecnología de elEconomista (puedes descargar y suscribirte desde aquí) nos mostramos críticos ante la evolución de ese homo sapiens que consiguió erguirse después de cientos de miles de años y que ahora vuelve a curvarse para mirar su terminal como si estuviera atraído por una fuerza maligna.
En la primera línea del reportaje principal de este número invitamos a que levante la mano el que haya cambiado algunos de sus hábitos que produce la popularización abusiva de las pantallas. Leer y darse por aludido será inmediato. Titulamos con atontados por las pantallas y denunciamos la gravedad de un asunto aparentemente inofensivo.

Vaya por delante nuestra devoción por las tecnologías y por el bendito poder de Internet. Pero esto no nos frena en el empeño por contribuir a una sociedad más humanista, donde la gente se mire a la cara y deje el móvil tranquilo cuando conversa con los amigos o cena en familia. Los nativos y los inmigrantes digitales -casi todo el mundo, entre unos y otros- deben reconocer el grave sinsentido que supone que la actividad compulsiva en las redes y en el Whatsapp se practica en soledad. Tantos talentos virtuales prometen convertirse en analfabetos sociales. Hágase el favor, levante la vista del smartphone y mire al prójimo.

La ilustración de la portada de la revista de Tecnología es obra de nuestro dibujante preferido, Anthony Garner, que recreó la evolución del hombre, desde el primate hasta el individuo que ahora habita en nuestras calles, con la cerviz agachada de tanto mirar al móvil.

_-tecnologia-_-pagina-1.jpg

Share and Enjoy:
  • Digg
  • Sphinn
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Mixx
  • Google
  • TwitThis

Deja tu comentario