Blogs

El robo de 310 documentos internos pone en peligro el futuro de Twitter

graficsin-our-inbox-hundreds-of-confidential-twitter-documents.png

Twitter, la niña bonita de los servicios de la web 2.0, la empresa que rechazó una oferta de compra de 500 millones de dólares por parte de su competidor Facebook, y que se resiste a los 1.000 millones que –se dice– le ofrece Google para disponer de su flujo de información en tiempo real, corre el riesgo de un frenazo en su aparentemente imparable crecimiento.

El motivo: un fallo de seguridad en sus sistemas de información internos, que ha permitido a una persona que se identifica como Hacker Croll hacerse con más de 300 documentos internos de la firma, que incluyen:

  • La relación de sus empleados
  • Los contratos confidenciales con empresas como Nokia, Samsung, Dell, Microsoft y AOL, entre otras
  • Las direcciones de correo-e de personalidades de Internet y del espectáculo
  • Las tablas salariales de todo el personal
  • Las actas de las reuniones de dirección
  • Las contraseñas de registro de dominios (que permitirían desviar las visitas a Twitter hacia las páginas que el hacker quisiera)
  • Los planos de las nuevas oficinas de la empresa
  • Las propuestas y ofertas de proveedores externos para servicios que van desde objetos de merchandising (camisetas, gorras) hasta la creación de un reality show de televisión basado en Twitter
  • Las contraseñas de acceso a Twitter, Amazon, Gmail y PayPal de Evan Williams –@ev, uno de los fundadores de Twitter–, su esposa y otros empleados de rango diverso.

El hacker en cuestión ha hecho llegar los documentos a varios blogs, como el francés Korben (vía) y el norteamericano TechCrunch, que ya ha decidido publicar algunos de ellos, empezando por el citado proyecto de programa de TV.

Hasta ahora, Twitter no se ha pronunciado sobre el caso en su blog oficial, pero el daño que la intrusión puede causarle es incalculable, no sólo por la posible difusión de sus planes empresariales (que contemplan un volumen de 25 millones de usuarios a final de este año, 100 millones a final de 2010 y 350 millones a final de 2011), sino también por la pérdida de confianza de los usuarios actuales de Twitter en la seguridad de sus propias cuentas.

Sin olvidar las demandas legales a las que se expone la empresa por parte de terceros (proveedores, clientes) que decidan denunciar la pérdida de confidencialidad en sus relaciones mutuas, recogida con toda probabilidad en muchos de los contratos que ahora corren el riesgo de salir a la luz. Alexander Macgillivray, el asesor legal de Google recién fichado por Twitter, ya tiene trabajo.

Actualización: Biz Stone reacciona en el blog de Twitter.

Tags: ,

Una respuesta to “El robo de 310 documentos internos pone en peligro el futuro de Twitter”

  1. El mundo en bits » Blog Archive » Los documentos robados de Twitter estaban alojados en Google Apps Dice:

    […] mundo en bits « El robo de 310 documentos internos pone en peligro el futuro de Twitter Si yo fuera Reuters, compraría Twitter […]

Deja tu comentario