Blogs

Lo he probado: la línea Sante Naturkosmetik Homme

cabecera-loheprobado-afeitado.jpg

Volvemos a hacer un ejercicio empírico que parece que gusta al personal. Espero no volverme en todo muy ‘empirista’, o al menos no tanto como Francis Bacon (1561-1626… obviamente no hablo del pintor), que de empirista que quería ser se volvió tonto. ¿Se quieren creer que de las 764 páginas del libro El desarrollo del pensamiento económico de Henry W. Spiegel que nos trataban hacer memorizar para la asignatura de Historia del pensamiento económico sólo se me ha quedado en la memoria la estúpida anécdota de que Francis Bacon “apóstol del experimentalismo inductivo (…) murió de un enfrentamiento cogido cuando estudiaba los métodos de refrigeración rellenando un pollo con hielo” . Aquello me impactó. Una de las personas más influentes del siglo XVI, político, filósofo, escritor y científico, del que se rumoreó que había escrito algunas de las obras de Shakespeare, decide una tarde de 1625 en que caía una tormenta de nieve, que a lo mejor la nieve conservaría la carne como lo hacía la sal. Brillante deducción, si no fuera porque como empirista compró inmediatamente un pollo en una aldea cercana, lo mató, y se quedó fuera de casa para ver como el pollo cubierto de nieve se congelaba. Si el pollo se congeló o no nunca lo sabremos, pero lo que está claro es que Bacon pilló una pulmonía mortal.

Y todo esto viene a que he vuelto a probar nuevos productos de afeitado, los de la firma germana Sante. Concretamente la espuma de afeitar  y el fluido hidratante facial 2 en 1. Me iba a reunir con unos amigos de la facultad (por eso el ramalazo nostálgico de Francis Bacon) y decidí testar el aroma de estos productos con ellos y que me dieran sus impresiones. Eso me obligaba a eliminar todos los aromas restantes usando gel de baño, champú y desodorante neutros en olor, y obviar el perfume. Personalmente me gusta el aroma de estos productos Sante que tiene un tono amaderado que deja en el paladar olfativo una especie de regusto a incienso talcoso. Y cuando se asienta el aroma, cuando el primer impacto deja lugar al fondo que permanece, se puede percibir cierto toque de asepsia farmacéutica (no sé si me explico, pero seguro que conocen ese olor que distingue a la cosmética de farmacia de la que se consigue en perfumería).

Siempre me dan envidia los vecinos porque cuando se duchan sus fragancias inundan mi casa (también cuando fríen pescado, pero no viene al caso) y yo tengo la sensación de que mis geles y potingues no tienen el mismo efecto en sus hogares. Me equivoco, porque los aromas del baño son como un huracán: cuando estás en el ojo [del huracán] todo es calmado, pero alrededor todo es destrucción. El paralelismo está en que cuando te bañas no eres capaz de notar el impacto olfativo porque estás sumergido en él. Quiero decir… que tras usar los productos Sante toda la casa se inundó de su aroma.

La espuma de afeitar es extra-suave, más que espuma es una bruma jabonosa, con principios activos naturales como el aceite de jojoba y el té blanco. La textura etérea de la espuma se debe a su fórmula  con una base espumante derivada del azúcar sin gas propulsor. El fluido hidratante facial 2 en 1 refresca la piel sin engrasarla. No es necesario aplicar mucho ya que cunde más de lo que parece a primera vista. Además sus activos vegetales tratan y previenen el envejecimiento prematuro de la piel. Para mí la prueba de fuego es el día después. A pesar de la noche calurosa y del sudor que vuelve la tez grasa, me miré en el espejo y tenía la cara tersa y sin brillos, rasposa por el renacimiento del bello, sí, pero con la epidermis suave. Además, me preocupaba bastante la hora de acostarme, ya que no puedo dormir con perfumes fuertes, pero sin embargo me adapté rápido al tono aromático de Sante y no tuve mayor problemas. La cosmética Sante tiene la ventaja de ser natura, con aceites y extractos de cultivo ecológico, sin perfumes, colorantes, emulgentes ni conservantes sintéticos, y sin parafinas ni PEGs.

PD. Para el afeitado use una maquinilla desechable Wilkinson Sword Quattro Titanium, de la que hablaré en un post posterior para el que estoy probando varias desechables que encontramos ahora en el mercado.

santeafeitado.jpg

Comparte este post:
  • Meneame
  • Digg
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google

Una respuesta to “Lo he probado: la línea Sante Naturkosmetik Homme”

  1. Shampoo sin sal Dice:

    Pues muchas gracias por la recomendaciones que nos das siempre es util conocer, es mas ahorita mismo voy a comprar los productos que me recomendaste en estos últimos posts

Deja tu comentario