Blogs

Carine nos abandona

roitfeld.jpg

Estoy actualizando el curriculum para mandárselo a Xavier Romatet, presidente de Condé Nast Francia. ¿Cómo que todavía no te has enterado? A menos que la ola de frio te haya aislado en una casa de campo sin conexión a Internet ni móvil no tienes excusa para no conocer a estas alturas la bomba informativa: Carine Roitfeld se va de Vogue Paris en enero. Ya le había avanzado algo a la periodista Cathy Horyn en una entrevista en que venía a decir algo así como que era hora de emprender nuevos proyectos.

Diez años al frente de Vogue Paris. Diez años de un Vogue con identidad propia, repleto de creatividad e imágenes trasgresoras. Diez años del reinado Roitfeld, una estilista con una visión clara de lo que quería hacer con esta edición internacional de la cabecera de moda más famosa. La única editrix que se postulaba una y otra vez como sucesora de Anna Wintour. La creadora de la Guccimania (no, nome canso de explicar que la responsabilidad de la Guccimania no es de Tom Ford, sino de la famosa campaña que orquestaron Mario Testino a la cámara y Carine al estilismo). Por eso son varias las voces que han señalado que qué curioso que Carine deje Vogue cuando Tom Ford vuelve a sacar línea femenina, sugiriendo que el futuro de la estilista esté al lado del diseñador como asesora o algo por el estilo. Cathy Horyn, que es muy avispada, le ha mandado rápidamente un mail a Ford y este le ha respondido que la decisión de la francesa ha sido una completa sorpresa, que no tenían planes comunes.

Ahora se abre una brecha en el liderazgo de Vogue que pronto sabremos quién lo ocupa [he desechado la idea de mandar mi curriculum porque me he dado cuenta que mi francés es muy elemental]. Solo se puede augurar que quien llegue tendrá mucho talento vista la lista de insignes directores que la revista ha tenido desde que naciera en 1921, aunque el Vogue París nació el 15 de junio de 1920 editándose en Londres. De dirigirla se ocupa una pareja muy singular, el matrimonio Lucien y Cosette Vogel, que previamente habían relanzado La Gazette du Bon Ton. Cosette resultó una directora de talento ya que venía de una familia con temperamento artístico en los genes. Su liderazgo duró hasta 1927, cuando el por entonces director de moda Mainbocher (sí, el diseñador) se hace con el puesto. Él sólo estaría dos años en que cedió las riendas a Michel de Brunhoff, que junto a Lucien Vogel harían sobrevivir as la revista con sus idas y venidas hasta después de la II Guerra Mundial. En 1954  llegará Edmonde Charles-Roux  con una nueva filosofía editorial para un Nuevo tiempo en la moda y un Nuevo espíritu postbélico. Tras ella, en 1966, se hizo con las riendas de la revista Françoise de Langlade que se apoya  en dos adjuntas de valor inestimable: Francine Crescent para la moda y Françoise Mohrt para la belleza, la primera terminaría rigiendo Vogue París del 68 al 87, y la segunda sería la ideadora de los famosos números de diciembre editados por una personalidad famosa. Del 87 al 94 los editoriales vendrán firmados por Colombe Pringle, a la que sucederá la carismática Joan Juliet Buck hasta la llegada de Carine Roitfeld.

No es que todos estos datos los tenga en la memoria, no. Es que tengo a mano el número de la revista que conmemoraba su 75 aniversario en 1995. Un número auténticamente de coleccionista en el que se repasa su historia, se hace un índice de a los artistas que han trabajado en la revista, se rescatan centenares de las más carismáticas portadas, que extracta a las personalidades más señeras inmortalizadas en sus página…. Y que curiosamente su primer editorial de moda viene firmado por Carine Roitfeld y su cómplice Mario Testino, en la que posa como protagonista y estrella la española Patricia Medina.

Yo sólo le pediría una cosa a la sucesora de Carine (porque será mujer, eso casi seguro), que siga cultivando el factor diferencial francés en esta edición, que no se pliegue a las directivas estéticas de las anglosajonas. Que Vogue París, que es la única cabecera tildada con una ciudad y no un país, bien merece una misa.

Comparte este post:
  • Meneame
  • Digg
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google

Tags: ,

5 respuestas to “Carine nos abandona”

  1. Sam Dice:

    Siempre quiso sentarse en Vogue USA y jamás lo hará… al final, como en la película del Diablo viste de Prada: la editora americana gana a la francesa calenturienta…

  2. Mandrágora Dice:

    Quien vendrá?? Eso si que será un premio gordo para el que reciba el encargo!!

  3. Hong Kong Blues Dice:

    Todo un personaje. Seguro que sea cual sea su siguiente paso, dará que hablar.
    ¡Un abrazo!

  4. Crisús Dice:

    Hola, nos tendrán en ascuas hasta enero, o le harán una campaña de imagen para ir haciéndonos a la idea???
    Un beso

  5. Agustin Velasco Dice:

    Ya se rumorea que su sucesora será su mano derecha, Emmanuel Alt. Además se sabe que en 2012 Conde Nast Francia va a lanzar una nueva revista… ¿estará Toitfeld en ella?

Deja tu comentario