Blogs

De vuelta… ¿por cuánto?

Me debéis perdonar esta larga ausencia motivada por una larga hospitalización de un familiar. Me he pasado casi mes y medio metido en un hospital, comiendo comida de hospital, dejando que se vayan horas y horas por el sumidero de la calma tensa como solo acontece en un hospital… Un mes y medio en que habré pisado mi casa unas cinco veces y en el que habré dormido en mi cama tres veces como mucho. Sin conexión a Internet (sí, en pleno siglo XXI y sin Internet móvil) y desconectado por ende del mundo. Todo el trabajo aparcado, y mucho cliente que se ha quedado por el camino. Pero desde hace muchos años yo tengo claras mis prioridades, y el trabajo siempre va por detrás de la familia, cosa que quizás me convierta en un pésimo profesional.

Mes y medio en que no he sabido nada, absolutamente nada, del mundo de la moda, y he sobrevivido a ello. Ahora me tengo que actualizar, pero solo ha sido un mes y medio, no creo que nada trascendental haya ocurrido y yo no me haya enterado, ¿no? Quizás lo que importa es engancharse al carrusel de la moda justo ahora que acaba de comenzar la temporada de presentaciones, comenzando por las colecciones masculinas de Londres que están teniendo lugar justo en este momento.

He de seros franco. La última semana ha sido crucial para mí. Cuando salimos del hospital me enfrenté a una situación que me ha sobrepasado, y si bien es cierto que los últimos años ya venían siendo difíciles, todo se ha complicado exponencialmente. Así que he hecho un profundo ejercicio de autoanálisis y reflexión y he estado a un paso de dejar la profesión definitivamente.

Soy de los que piensan que hay que saber retirarse a tiempo. Y retirarse a tiempo no es retirarse cuando ya estás contra las cuerdas, sino cuando aún tienes alternativas. No es que pensara en irme a Marbella y montar un chiringuito (perdón, un beach club) al estilo Larrainzar, pero tengo el convencimiento de que se acerca la hora de que pase página y  me dedique a otros menesteres. Estoy en los 38 y esta, la del periodismo de moda, es una profesión con fecha de caducidad, un poco como la carrera de modelo, muy pocos sobreviven al paso de los 40. A partir de esa edad es nadar a contracorriente: nadas contra la corriente de aspirantes a profesionales del periodismo más jóvenes y maleables, que cobran menos y son más complacientes con las firmas a cambio de un regalito; nadas contra la corriente de la tendencia editorial que menosprecia la moda como contenido y que sólo da cancha a los looks de las celebrities y al lado más gloss del tema; nadas contra la corriente de la vida, que es mucho más dura a los 40 que cuando tienes 25…

Así que por todo ello me voy a dar de margen hasta el 18 de septiembre de 2014. Será entonces cuando tome la decisión definitiva sobre mi continuidad en esta profesión. Por ahora aquí estoy, de vuelta, con el mismo interés que siempre, la misma curiosidad que el primer día, la mala leche que me ha acompañado a lo largo de mi carrera, la misma capacidad crítica que me ha hecho incómodo para muchos…

Así que te invito a reemprender este viaje conmigo, y me dejes compartir contigo todo lo que me asombra, me fascina o me indigna. Porque el ejercicio de escribir este blog no tendría sentido sin tenerte al otro lado. ¿Qué te parece si mañana empezamos echando un ojo a Londres?

Comparte este post:
  • Meneame
  • Digg
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google

3 respuestas to “De vuelta… ¿por cuánto?”

  1. Beatriz Dice:

    Gran reflexión Agustín, yo también decidí apartarme de todo esto, y si te digo la verdad estoy más feliz y tranquila! Espero que todo vaya fenomenal, tomes el rumbo que tomes!!! Un beso grande!

  2. Colleen Murphy Dice:

    Nooooooooooooooooo pues yo tengo 50 años y he pasado x todo, incluido cosas peores que las que tu has pasado, la moda necesita de profesionales de todas las edades, a veces pensamos en rendirnos pero never give in, never give up******* we need you Agustin****** chin up & move on & up*********************
    PD te puedes unir a un plan chiringito (para nuestra vejez) q tengo con mis amigos fotografos ;-)))) pero es en Catalunya, te podrias encargar de la sucursal sevillana?????? love u x C

  3. carmen garijo Dice:

    Tienes la cabeza en su sitio, estás en un momento lúcido, escribes muy bien… PERO A DÓNDE VAS, HOMBRE DE DIOS si nos dejas sin poder leer tus crónicas ácidas, inteligentes y un puntito gamberras ya nada será igual. Muac.

Deja tu comentario