Blogs

Entradas con etiqueta ‘Cibeles’

Juana Martín, diseñadora: “Por mucho que innoves está claro que tienes que saber que vas vestida de flamenca”

Mircoles, 25 Abril 2012

juanam1.jpg

Una colección de arte y tronío. Así definiría la última colección que la cordobesa Juana Martín presentó en SIMOF el pasado febrero. Cuando hablo con ella por teléfono no puedo evitar confesarle cuánto me gustó su colección por representar a la perfección esa tendencia que empieza a darse por la que la moda flamenca trasciende a alta costura flamenca. Juana Martín, desde que la vieramos nacer en SIMOF, mucho antes de su llegada a Cibeles, se ha caracterizado por preconizar un nuevo lenguaje al construir un traje de flamenca introduciendo técnicas y detalles de la costura tradicional en el purismo del flamenqueo.

Esta es una colección muy torera, donde compilas toda la iconografía visual de la tauromaquia. ¿Cómo surge esta idea para esta colección? La idea surge porque era algo que llevaba madurando desde hace tiempo, y como buena aficionada a La Fiesta que soy creo que esta colección ha sido una especie de reivindicación. El mundo del toro siempre ha estado muy conectado a la moda y esta era una apuesta que quería hacer y que nunca había llevado a término. Quería mostrar la riqueza estética del mundo taurino.

Siempre estás innovando en el traje de flamenca. ¿Tanta innovación puede llegar a desvirtuar el espíritu de este traje? La línea que te lleva a hacer algo que no sabes qué es lo que es muy fina. Por mucho que innoves está claro que tienes que saber que vas vestida de flamenca. Y eso que mis trajes, como te digo, no son ‘comerciales’. Muchas veces hay clientas que se los llevan a Londres o Nueva York para usarlos en eventos sociales. Pero repito, es importante saber de lo que vas vestida, darle su sello de moda flamenca es importante.

juanam3.jpg

Me gustó especialmente el que introdujeras vestidos cortos pensados para mujeres que quizás quieran vivir la fiesta pero que no le apetecen vestir de flamenca. ¿Es un estilo que le va comiendo el terreno al otro? Al contrario. Lo que hacemos es ampliar, enriquecer las colecciones de trajes de gitana. Ese traje aflamencado, corto, entallado, si bien sirve para ir a La Feria, lo están adquiriendo mucho para bodas, comuniones… otro tipo de eventos. Tengo muchas clientas del norte, de Bilbao, que me lo piden porque no quieren llevar un traje de flamenca pero que les gusta la estética andaluza, de nuestro mundo.

La chaqueta-capote con volúmenes muy Balenciaga era estupenda. Siempre encuentro guiños a Balenciaga en tus colecciones. Sí es cierto. Yo soy muy admiradora de Balenciaga, he estado en el museo… y es algo que siempre se ha visto en mi trabajo.

Es cierto, más que trajes de flamenca son trajes de Alta Costura Flamenca. Eso es algo que nace en mí. Mi clienta tiene claro que lo que adquiere es un vestido-joya, trabajado a mano, mimado hasta el último detalle. Un vestido que es una expresión artística de un valor más allá de lo material.

juanam2.jpg

Este año todos dicen que ha sido especialmente duro por la incidencia de la crisis. Sí, esta campaña ha estado muy flojita. Afortunadamente mi cliente es alguien que entiende y que sabe lo que está pagando. Pero yo diría que este ha sido el peor año desde el comienzo de la crisis…

Sin embargo el mundo de la moda se va vuelto loco, presentando colecciones cada vez con menos tiempo entre unas y otras. No paramos. Esto es un ritmo frenético. Este año coincidieron Cibeles y SIMOF en fechas y casi no puedo estar. Fue un estrés total y eso, aunque en el fondo nos guste, termina pasándote factura. Más en alguien como yo que presento dos veces en el año en Cibeles, moda flamenca en SIMOF, moda baño en Valencia… El cuerpo tiene sus límites.

MBFWM también me emociona… ¿qué pensabais?

Martes, 7 Febrero 2012

El otro día, hablando con Miguel Palacios, me decía que los periodistas de aquí somos hipercríticos con la moda española y complacientes con la que viene de fuera. Y no pude menos que darle la razón. Repasando mi último texto sobre Cibeles (perdón, MBFWM) me dio la impresión que ODIO la moda española, y no es cierto para nada. A mí me apasiona la moda española y por eso quizás soy tan duro con ella a veces, porque creo que dejamos escapar oportunidades importantes que podrían dirigir al sector a una meta brillante. Como no quiero que quede de mí esa impresión de crítico de moda al que todo le apesta y que está instalado en el convencimiento de que él con solo coger unas tijeras y unas viejas cortinas seguro que hacía una colección mucho mejor de las que se presentan en la MBFWM… como no quiero, que se piense de mí eso, repito, aquí os dejo una mirada amable (y sincera) de lo visto en Cibeles.

Me emociono cuando Carlos Diez Diez sale saltando a saludar a la concurrencia derrochando una energía propia de un pícaro ser del bosque encantado tipo fauno o leprechaun, siempre happy happy y contangiando su buen rollo. De Carlos me gusta cómo siempre esa manera de fusionar lo que es la moda y el diseño más puro y sofisticado con el street wear más funcional. Ya se vaya al Tirol por unos minipantalones con tirantes o viaje a la India y convierta unos cuellos desestructurados en el velo de un sari que envuelve la cabeza, el caso es que el resultado es genuino e intransferible. Por eso me llevé un susto de muerte, porque cuando empezó el desfile (compartido con María Escoté) pensé que lo primero que se presentaba era suyo y me quedé ojoplático preguntándome “¿qué le ha pasado a Carlos?”. Con el corazón encogido estuve hasta que el desfile terminó y salió María a saludar. Eso ya me cuadraba.

carlos-diez.jpg

Me emociono con el virtuosismo de Ion Fiz al confeccionar un mono con mano de couturier. Fiz es un superviviente, alguien que se ha visto obligado a reinventarse en más de una ocasión, sólo para mejorar y crecer. Pocos como él comprende la evolución que la costura ha sufrido en estos últimos diez años, los que lleva en el oficio, más o menos como yo. Quizás por afinidad generacional, o quizás porque simplemente siempre me ha caído muy bien, Juanjo (Ion) es mi apuesta segura por la alta moda española. Ninguna de sus piezas es fruto de una idea fácil, sus fuentes nunca son obvias… Sí, podemos decir que esta colección es muy años 40, quizás, pero está construida desde la perspectiva del siglo XXI sir recurrir a clichés estéticos.

ion-fiz.jpg 

Me emociono cuando mis expectativas se cumplen al ver desfilar a un Leandro Cano cuya colección palpé hace unos meses en Sevilla y en este blog lo conté. Se merecía estar en Ego y ver sus creaciones en ese marco con los recursos de producción que conlleva. Leandro realiza en esta su colección de graduación un ejercicio de virtuosismo creativo incuestionable. Escuchad lo que os digo: conseguirá llegar a donde se proponga. Este tipo de riesgo conceptual es el que espero yo de un joven diseñador, quiero que me rete y mi abstraiga, cosas ambas que Leandro ha conseguido. Él es una pequeña muestra del buen hacer de la escuela de moda CEADE de Sevilla, no perdais de vistas a los chicos que de allí salen.

leandro-cano.jpg 

Y por seguir podría decir que me emociona como Ágatha demuetra su inmersión en una etapa de una nueva madurez estética sin traicionarse; o me emociona como Miguel Palacio demuestra que la vieja guardia puede aún dar lecciones a los que llegan; o me emociona como Etxebarría nos lleva al límite de la elegancia avant-garde masculina… pero eso lo dejaré para otro momento, más en profundidad.

Así que al próximo que ose especular con que odio la moda española que se tenga a las consecuencias.

Refrescando la memoria: Lo que Cibeles nos dejó para este invierno

Lunes, 14 Noviembre 2011

Todos los años adelantamos tendencias e ideas propuestas en pasarela seis meses antes de que salgan a la calle. En esta ocasión he querido refrescar la memoria de todos y he recuperado mis notas del pasado mes de marzo, cuando se presentaron las colecciones de Cibeles, para traer al presente todo lo que allí se vio con tanto adelanto.

Un invierno gris no es sinónimo de falta de creatividad. Las propuestas para este otoño-invierno de los diseñadores de Cibeles  ponen la mirada en los años 20 y en el Renacimiento.

cibeles-2.jpg 

La Pasarela Cibeles se configura cada temporada en un crisol heterogéneo de propuestas que aspiran a convertirse en tendencia cuando el público le dé la venia a la hora de vestirlas fuera de la pasarela. Pero ya antes de que las colecciones lleguen al público final se podían adivinar líneas maestras de tendencias a la española.

Del armario se proscribe todo rastro de color y las prendas redundan en su carácter invernal haciendo al negro el gran protagonista que se alía con el gris para darle dimensión a las prendas. Los azules cobaltos o los tonos terrosos completan una paleta apagada y neutra que solo permite los tonos estridentes a modo de excepción en ciertas prendas o complementos, siendo solo el rojo o el fucsia los que rompen esa seriedad extrema que los diseñadores proponen.

En cuando a la silueta las faldas largas se ciñen al cuerpo hasta caer bien por debajo de las rodillas, y la libertad al caminar viene de la mano de la inclusión de generosas rajas que en colecciones como la del maestro Jesús del Pozo, recientemente fallecido, abren la falda de manera doble, una en cada pierna. Por contra, y a pesar de ser una temporada en la que el frio arrecia, la minifalda se implanta con fuerza y se llena de volúmenes, ya sea dando forma a la altura de la cadera o abriéndose con vuelo como pudo verse en la magnífica colección AA de Amaya Arzuaga. Como solución para poder llevarlas con el frío se propone superponerlas a los leggings o usar botas muy altas que suban por encima de la rodilla, botas que son otra de las grandes tendencias que parecen consensuadas por los diseñadores españoles.

Los pantalones más reiterados sobre la pasarela son los de corte ajustado, los popularmente conocidos como pantalones pitillos, cuyos bajos se quedan por encima del tobillo, aunque los de montar, los que cobran volumen a la altura de los muslos, han tenido una presencia importante en varias de las propuestas que se presentaron tanto para mujer como para hombre.

cibeles-3.jpg

Frente a una témpora de aires minimalistas y prendas con actitud de fondo de armario las prendas de abrigo son las encargadas de aportar originalidad y centrar las miradas. Los diseñadores se han decantado en esta ocasión esencialmente por versionar de mil maneras distintas las capas, capelinas y los abrigos cortos con estructura poncho. La inspiración militar se resiste a abandonarnos y se continúan viendo prendas inspirada en el vestir marcial en tonos caquis y botones dorados.

Las épocas predilectas de las que los diseñadores han tomado su inspiración más audaz en esta ocasión han sido los años 20 y 30, recuperando el apogeo del Art Decó, la Belle Epoque, y la era del charlestón; así como la Edad Media y el Renacimiento cuyos abanderados han sido el ya mencionado Jesús del Pozo y la joven corsetera Maya Hansen. Encontramos así mismo que un cierto espíritu geométrico contagió a gran parte de los participantes de Cibeles casi de forma virulenta. Una geometría que se plasma tanto en el patronaje como en los estampados, creado a veces sensaciones de esculturalidad y otras efectos 3-D muy vanguardistas.

En cuanto a materiales lo más destacable resultó la labor de fusión por la que casi todos se decantaron, mezclando los tejidos convencionales y el punto con el cuero y la peletería. La piel en todas sus versiones se hace imprescindible en los armarios y se emplea de formas inauditas dándole un tratamiento textil y aplicándola con atrevimiento. Tendencia que sin duda ya vemos a estas alturas en las marcas de fast fashion encargadas de traducir todo lo visto para el mercado masivo de forma de prendas con cuellos, puños, bolsillos o cualquier otro aplique en cuero.

El hombre por su parte pierde esa obsesión por ceñir las prendas al cuerpo y deja que pantalones, chaquetas y abrigos huelguen con soltura. El omnipresente gris se condimenta en su caso con los tonos terrosos y mostaza, el cuello alto se potencia y exagera tanto en las prendas de lana como en las estructuras de abrigos, y los bajos de los pantalones continúan estando marcados por encima del tobillo.

cibeles-1a.jpg

Fotos: Ugo Camera / IFEMA 2011

Cibeles en ciernes

Jueves, 15 Septiembre 2011

jdp.jpg

Mañana comienza Cibeles, con un programa de desfiles bastante deslucido a priori, más marcado por los ausentes que por los presentes. La moda española parece estar en un impase de incertidumbre a la espera de una primavera que florezca con nuevas perspectivas. Seguimos echando de menos al mallorquín José Miró, que se bajó de la pasarela para explotar las posibilidades de su web y adentrarse en un modelo de negocio de futuro desvinculado del ritmo de producción que exige presentar en Cibeles. Alma Aguilar es otra baja temporal en esta edición, que estará viendo desde la lejanía el devenir de sus colegas mientras se centra en disfrutar plenamente del sabor de la nueva maternidad. Echaremos de menos al francés Nicolás Vaudelet, desvinculado ya de la firma sevillana El Caballo, que también causa baja en esta edición (una lástima de esfuerzo creativo y económico que prevemos no habrá servido de nada si no se continua del trabajo de Vaudelet al frente de la firma). Echaremos de menos al maestro Jesús del Pozo, recientemente fallecido, cuando al terminar la presentación de su colección póstuma no aparezca para recibir el aplauso del público. Nos preguntamos por qué se ha dejado morir la firma Elio Berhanyer en vez de darle una segunda vida de la mano de algún brillante joven diseñador como ya intentaron hacer con Roberto Diz. Definitivamente no lloraremos la baja de Javier Larrainzar, que desde hace bastante tiempo no aportaba nuevas ideas al brainstorming de tendencias que trata de ser Cibeles Madrid Fashion Week.

Yo por mi parte, a pesar de ser perro resabiado, reseteo mi cerebro de prejuicios y estoy dispuesto a enfrentarme a cada colección de una forma pura y virginal. Al segundo día ya estaré cabreado y todos mis prejuicios y mala leche florecerán, ya lo estoy viendo. Pero prometo ser bueno… aunque no sé si eso es lo que se espera de mí.

Siguiendo el puro sentido común que muchos hemos demandado durante años, las fechas de la próxima edición se moverán para no coincidir a priori con la London Fashion Week, evento con el que no puede competir en cuanto a poder de atracción de prensa especializada y compradores. La próxima cita será del 30 de enero al 3 de febrero y en principio, dadas las fechas publicadas de otras pasarelas, solo coincidiría con la semana de la moda de Estocolmo, que no ofrece ningún tipo de dolor de cabeza en caso de querer rivalizar.

Son muchas otras las reformas estructurales y creativas necesarias para posicionar a Madrid en el circuito internacional con el prestigio que se merece. No estoy por la labor de dar pistas, para eso que me ofrezcan un puesto de asesor bien remunerado. Pero baste decir que todo ha de pasar por la internacionalización. Desde mi punto de vista personal de periodista de moda: ¿qué interés puede tener para mí la semana de la moda de Serbia que solo tiene a diseñadores serbios cuyas prendas solo se pueden conseguir en Serbia? CERO. Interés cero. Que no es decir que los diseñadores que allí desfilan (que no conozco) no tengan interés. Pero si se consigue que Cibeles congregue a creadores foráneos que atraigan la atención de la prensa de esos otros países, ya es un paso importante. Claro está que chocaría de pleno con la política de subvención, que es otro escollo a superar, porque no vamos a subvencionar una pasarela para que a diseñadores no-españoles presenten sus colecciones a bajo cote gracias al dinero de los contribuyentes españoles. Todo eso se puede gestionar de otro modo, os lo dice alguien que no solo es ‘prensa’ sino que tiene una licenciatura en Economía bajo el brazo. De hecho ya se hace algo en esa línea cediendo espacio en el calendario a Rusia como país invitado a nuestra semana de la moda igual que ellos han llevado durante años a muchos diseñadores españoles a su fashion week como un bonito gesto de cortesía.

Hay que estar atentos porque en Barcelona se está moviendo algo. Un colectivo de profesionales creen que es posible crear una plataforma libre de interferencias políticas, que tanto mal hace a la moda. Estaremos muy atentos a cómo evoluciona esa idea.

Consternado con el ‘momento premio’ de Cibeles

Mircoles, 23 Febrero 2011

Ayer se falló (nunca mejor dicho) el Premio L’Orèal a la mejor colección de Cibeles. Antes de que se anunciara el agraciado, porque esto me suena más a lotería que a recompensa en base a méritos, ya se sabía que el cántabro Schlesser se llevaría el montante, y es que ‘gargantas profundas’ que filtren lo que el jurado va a decidir nunca faltan. Personalmente tengo formulada una teoría conspiratoria alrededor de este premio, que no es ni más ni menos que todos los participantes han de llevarse el premio en algún momento, y como a los mejores ya se lo han dado ahora nos toca presenciar cómo se lo llevan los no tan mejores. Esto, por supuesto, no tiene que corresponderse con la realidad, es una elucubración mía para que todo cobre sentido. Para eso mejor que no convoquen a un jurado y pongan en entre dicho el prestigio de los profesionales.

La organización Cibeles no debe de ver la Cuatro y programas como Hermano mayor, Supernanny o El encantador de perros. En todos ellos se repite hasta la saciedad que los comportamientos no deseados ya sean de niños, jóvenes o perros no deben ser premiados con ningún tipo de atención. Y aquí estamos nosotros, hablando de Schlesser y su colección, cuando en mi opinión está a la cola en originalidad de lo visto en esta edición. ¿Qué mensaje manda la organización a los jóvenes creadores? “Chicos nuevos que tratáis de abriros un hueco en el mundo de la moda, no os esforcéis, haced trajecitos chaquetas vestiditos-túnica, no investiguéis, aburridnos hasta que nos cortemos las venas de hastío, no os fijéis en gente de talento, solo si imitáis a Schlesser tendréis vuestra recompensa”.

Y después viene Cuca Solana y nos dice que somos la cuarta pasarela en orden de importancia del mundo. ¡Pues qué pocas pasarelas conoce esta mujer! No conocerá Londres ni Berlín, ni Sao Paulo, ni la de Düsseldorf ni Seúl… ¿Cómo quieren que Cibeles compita con Londres en fechas cuando en Londres lo que premian en la vanguardia y en España…? Bueno, en España se premia a Schlesser.

Para qué comprobéis que no hablo con prejuicios de ningún diseñador he de recordaros que en la anterior edición me indigné con que a Palacios le dieran este premio, y demostré con imágenes que llevaba tres temporadas haciendo lo mismo sobre la pasarela, sin embargo la colección que ha presentado ahora me ha encantado y así lo escrito. Esta edición sí hubiera merecido el premio. Y no es cuestión de cambiarse la chaqueta, sino de que la moda es un ejercicio del que siempre se parte de cero, poco importa lo que hayas hecho seis meses antes.

Pero hagamos un pocode memoria como el de hace seis meses, miremos las últimas cuatro colecciones de Schlesser y comparemos su evolución. ¡¡Jo, es radical!!

schlesser-evolution.jpg

Cobertura de Cibeles en Ecodiario.es

Lunes, 21 Febrero 2011

pf11_devotalomba_025.jpg

Para que no os perdáis iré compilando aquí los links de los textos de la cobertura de esta edición de Cibeles que estamos realizando Emilio Pardo y un servidor:

Viernes 18 de febrero de 2011

Cibeles empieza en el OFF

Jesús del Pozo, un viaje a la Edad Media

Roberto Verino. Orient Express 

Un Duyos cada vez más maduro

Devota & Lomba, una lección magistral

Ángel Schlesser fiel a su estilo 

El arte de la corrección visto Lemoniez

Sábado 19 de febrero de 2011

Victorio y Lucchino, el espíritu andaluz

Hannibal Laguna rinde homenaje a París

Amaya Arzuaga presenta una colección muy retorcida

El gran corazón de Ágatha Ruiz de la Prada

El momento pacifista de Francis Montesinos

Roberto ‘Timeless’ Torretta

Bebas’s Closet

Domingo 20 de febrero de 2011

Ailanto, al abrigo del crudo invierno

El estancamiento de Davidelfin

Kina Fernández y la corrección creativa

El geometrismo pictórico de Ana Locking

Camino de Manderley con Juanjo Oliva

El eterno desfase de Javier Larrainzar

Lunes 21 de febrero de 2011

Andrés Sardá pone su mirada en Iberoamérica

Alma Aguilar: Una habitación en el Hotel Formentor Miguel Palacios y el imperio de lo exquisito

TCN en clave de corsetería

Sita Murt pierde el punto

Agolfo Domínguez y su invierno de color explosivo

Martes 22 de febrero de 2011

Elisa Palomino: un paseo por el bosque

Teresa Helbig, perforada

Juana Martín y el poder del monocromatismo

Nicolás Vaudelet vuelve al pasado y Sara Coleman afronta el futuro

Ion Fiz rompe la buena racha y María Escoté busca sangre

Martín Lamothe y Carlos Díez redimen a Cibeles

Miércoles 23 de febrero de 2011

El Ego de Cibeles comienza rayando la excelencia

El Ego de Cibeles: la buena salud del futuro de la moda española

Entrevistas a:

Tiziana Domínguez

Salvador Mateu

Madrid in show

Sbado, 19 Febrero 2011

Como complemento al texto de la cobertura de Cibeles y su OFF que estamos realizando en Ecodiario.es, y en concreto al texto de apertura del especial titulado CIBELES COMIENZA EN EL OFF y a la entrevista realizada a una de las organizadoras de “Madrid in Show”, Virginia Herrero, os dejo esta galería de imágenes de lo que se vió en este evento.

ian-mosh.jpgfernando-claro-1.jpgalexis-reyna.jpg

Valencia Fashion Week: “En esta edición hemos sido catalogados como segunda pasarela a nivel nacional”

Sbado, 4 Septiembre 2010

Una nueva edición de la Valencia Fashion Week cerró sus puertas ayer. Tres días de no parar en los que se han podido degustar las propuestas más que interesantes de un programa lleno de nombres de gran solvencia creativa. Pero no voy a hablar de las colecciones aquí. Si queréis conocer los trabajos que se presentaron os emplazo a daros un cybergarbeo por su web www.valenciafashionweek.com, y os propongo a continuación una selección gráfica de lo que se ha presentado.

De lo que me interesa hablar es de ‘ambiciones’ y de ‘trabajo enfocado a objetivos’. Es obvio que el sistema ‘español’ de las fashion weeks es diametralmente opuesto al vigente en otros países, básicamente por la dependencia del dinero público, lo que hace que proliferen eventos de moda por toda la geografía al antojo político de las administraciones locales y autonómicas. Ahora bien, resignados a que el dinero público se invierta en organizar pasarelas (cosa que no me parece mal si existe un criterio claro enfocado al fomento de la industria de la moda), ¿no habría que exigir que los eventos tuvieran un rédito comercial?

Cuestión de fechas

Eso en Valencia lo tienen muy claro, por eso han evitado que sus fechas de celebración se solapen con las de otras semanas de la moda que están a punto de caer (Nueva York comienza el día 9). Una pasarela con ambición de visibilidad ha de buscar una parcela libre en espera de su edificación, no puede intentar proyectar un chalecito donde ya hay construido un rascalielos. Cuca Solana está harta de repetir (convencida de ello) que Cibeles es la cuarta pasarela del circuito internacional de la moda en cuanto a importancia. FALSO. Ella sitúa a Madrid por detrás de Nueva York, Milán y París… pero hay que añadir a Londres, la gran rival cibelina que acapara la atención mediática de las grandes cabeceras por su tradición y el talento que allí se da cita. Sólo eso ya nos desplazaría a un quinto lugar. Y no sigo contando y analizando otros eventos porque lo mismo pongo a Cibeles en el noveno puesto por detrás de Seoul. Un buen termómetro de qué pinta España en el circuito de la moda es la atención que le dedica el WWD, periódico del sector, biblia de todo profesional que se precie. Y efectivamente, sí, el WWD le suele dedicar a Cibeles una página cada seis meses, pero mezclándola con la SIMM y publicándola con mucha posterioridad a que todo haya acontecido. En cuanto a visibilidad internacional, si me apura, mucho más peso tiene 080.

valencia-dia-1.jpg

Con personalidad propia

Pero Valencia (vuelvo al tema que nos ocupa) pisa los talones a Cibeles. Y no es una frivolidad esta afirmación. Como editor de moda el programa de Valencia me parece mucho más interesante que el de Cibeles, ya que está plagado de jóvenes talentos con ideas frescas que no abusan de las autoreferencias. “En esta edición hemos sido catalogados como segunda pasarela a nivel nacional” comenta con orgullo Álex Vidal, diseñador participante y director ejecutivo del evento. “Esta es una pasarela que tiene el sello de autor en cada propuesta, avalado por la exclusividad en la presentación y un alto nivel de innovación y diseño”. Cómo valores rectores de la Valencia Fashion Week destaca la “juventud, tendencias y coherencia en las presentaciones”. Y es cierto, han conseguido una identidad creativa muy evidente. No es como Cibeles, que es un gran cajón de sastre (cajón de sastre deluxe, pero cajón de sastre al fin y al cabo, donde cabe desde la más absoluta brillantez a lo terriblemente obsoleto, de lo rotundamente creativo a lo sumamente aburrido, rayando el delito estilístico… El calendario de Cibeles, como en la canción de Ana Belén titulada Entre dos amores, “me lleva al cielo luego al infierno” en cuestión de minutos y sin tregua). En Valencia por el contrario se ha conseguido crear un tapiz creativo coherente y homogéneo, tanto para el espectador como para los participantes. Y este ha sido un proceso gradual de construcción edición tras edición, no creáis que ha sido algo espontáneo. “Me identifico más con los diseñadores que toman parte ahora que los de antes” nos confiesa Noelia Navarro, diseñadora de la firma NONA. “Se está consiguiendo una identidad asociada a los creadores jóvenes, a la moda de vanguardia. Alex está haciendo un muy buen trabajo en ese sentido”.

valencia-dia-2.jpg 

Jornadas de puertas abiertas

Otra grandeza que hay que concederle a esta plataforma es su ‘apertura’. Cuando una semana de la moda está financiada por una comunidad autónoma la administración no ve con buen agrado que diseñadores de fuera de la comunidad se aprovechen del dinero que ellos ponen. En todo caso están encantados de que venga a desfila un grande o un clásico en plan invitado especial para dar relevancia mediática al evento. En Valencia la creatividad es el único pasaporte que se les exige a los diseñadores que participan, abriéndole las puertas en esta edición a gente como al genial gallego José Castro con su firma Siempreesviernes, a la andaluza Juana Martín y su primera colección de baño, o a la irreverente firma vasca Sinpatrón, entre otros. Le pregunté a Álex Vidal cómo ha conseguido que las instancias políticas no le zancadillearan el proyecto con ese matiz localista tan pernicioso de otras autoproclamadas fashion weeks, y me respondió que “convenciéndoles de una realidad en la cual no existen fronteras. Los diseñadores son del mundo”. Y los diseñadores están encantados por esa ‘contaminación’ creativa que llega de todas partes. “Es estupendo. Un evento como este si no crece termina por estancarse” afirma Noelia Navarro. “Hay diseñadores que se van fuera, y otros de fuera que vienen aquí. Yo que he estado tanto fuera como ahora dentro puedo decir que es una pasarela de muy alto nivel”.

Llamé a Juana Martín por teléfono para conocer sus impresiones sobre esta fashion week en la que participaba por primera vez con una colección de baño de lo más sexy. “Para mí ha supuesto un esfuerzo extraordinario estar ahí por la cercanía de Cibeles, pero me lo pidieron desde la agencia de Globally, que son grandes amigos míos, y he hecho todo lo posible para estar” me cuenta Juana temerosa de que se corte la comunicación en cualquier momento porque la he pillado en el tren rumbo a Madrid. “Esta es la primera colección de baño completa, aunque bien es cierto que en colecciones anteriores ya presentamos algunas pinceladas. Me pareció interesante llevar esta colección a Valencia, un evento que para los diseñadores emergentes esta es una plataforma extraordinaria”. Así que aprovecho para ser un poco malo y le pregunto si no se ha planteado desfilar en Andalucía de Moda, evento andaluz (de su/nuestra tierra) que desde algunas ediciones viene ‘auditado’ por Surgenia, Fundación Centro Tecnológico Andaluz de Diseño, de la que la propia Juana es patrono. “Es imposible” me responde con las ideas muy claras, “el problema de esa pasarela es que está fuera de circuito, se celebra en unas fechas que ya no tiene sentido. Hoy por hoy Cibeles es mi prioridad. Desfilar en Andalucía de Moda supondría rescatar las colecciones que ya están en los showroom… demasiado lio”.

Apostando por el blog

Valencia también ha apostado por otro modelo de comunicación donde los blogs tienen un papel importante. “Hay que dar cabida a todo tipo de tendencias” apunta Álex Vidal, “y los bloggers son una de ellas”. En la moda la llegada de Internet ha supuesto el gran terremoto que ha sacudido los cimientos de todo lo construido. En el futuro Internet se equiparará con la irrupción del New Look de Christian Dior, la liberación del cuerpo que preconizó Cocó Chanel, la llegada de la minifalda o el desarrollo comercial del prêt-à-porter. Todo el que no se dé cuenta de la importancia del papel del blog en el modelo de comunicación de moda actual está abocado a fracasar.

Esto no se para aquí. Valencia tiene propósitos de luchar por su reconocimiento. Han crecido de manera importante en las nueve ediciones que ha celebrado hasta el momento, pero sus ambiciones son mayores, no piensan pararse ahí, tienen planes de futuro, entre ellos “irnos a la Ciudad de las Ciencias, al Ágora”. 

valencia-dia-3.jpg

www.valenciafashionweek.com

Cibeles sin El Delgado Buil: “Nuestros clientes nos exigen nuevas propuestas”

Jueves, 15 Julio 2010

eldelgadobuil-retrato.jpg

Esta semana saltaba la liebre: ¡ya está aquí el calendario de Cibeles! Me enteré por Facebook, ya que revisar todos los días la página de Cibeles no está entre las prioridades de mi vida. De pronto la gente se ponía nerviosa, “¿esto qué es?” preguntaba alguien, “aquí falta alguien” decía otro, “alguien no, falta lo mejor” apuntaba un tercero… ¿Dónde estaba el nombre de El Delgado Buil? A eso se refería todo el mundo: Anna y Macarena se descuelgan del calendario, dejando en el lugar que suelen ocupar en el desfile compartido con Carlos Diez al veterano Antonio Alvarado. “Yo si no están ellas no voy a Cibeles” dijo algún integrista radical (que seguramente terminará yendo y tragándose hasta el desfile de Berhayer una vez se le pase el calentón).

A mí, como me gusta ir a las fuentes (que eso es lo que recomiendan siempre los periodistas de las tertulias de corazón) me puse en contacto con las chicas de El Delgado Buil y les comenté el revuelo que se había formado, que estábamos a punto de una revolución civil y una macro-convocatoria vía Facebook para una manifestación en las puertas de Ifema con más gente que la que se reunió para dar la bienvenida a la Selección Española.

Esto es lo que me explicaron respecto a su ausencia del calendario cibelino: “Acabamos de lanzar la nueva colección para la línea 497º de Escorpión y estamos acabando de cerrar una colaboración a nivel internacional con una marca de de cochecitos. Así es que entre la producción de invierno y las colaboraciones andamos liadas pero muy contentas. No nos vamos por ningún desacuerdo, es una decisión nuestra y probablemente volvamos la próxima temporada. Hace tiempo que venimos pensando en hacer nuevas cosas y no solo desfiles. Creemos que es un momento para investigar y proponer presentaciones con otros formatos. Como ya sabes, producimos y vendemos también fuera de España. Nuestros clientes son exigentes y piden eso: nuevas propuestas. Respecto a la colección de verano estamos preparando algo para presentar en octubre”.

Así que desconvocamos la movilización y no pedimos la dimisión de nadie de Cibeles, que por increíble que parezca hay cosas que se mueven ajenas a su voluntad. Y es que ya lo llevo diciendo mucho tiempo, que la obsesión por desfilar no es buena, que hay otros caminos muy válidos para mostrar el trabajo de los diseñadores y eso en París ya lo tienen muy claro. Aquí existe un interés patológico por salir a pasarela sin preguntarse si esa es la fórmula que el público del diseñador o su misma colección demanda. Como decían aquellos (con una pequeña adaptación): “Si hay que desfilar se desfila, pero desfilar pa’ na’ es tontería”.

www.eldelgadobuil.com  

calendario-de-cibeles.jpg

¿Cuca Solana se va de Cibeles?

Mircoles, 21 Abril 2010

cuca-lucia.jpg

Un rumor es siempre un rumor hasta que se demuestre lo contrario. Un rumor puede ser una declaración de intenciones, un globo sonda, una fórmula de presión, o simplemente una idiotez que a algún desquiciado se le ocurre en un momento dado y que un crédulo como yo le termina dando pábulo. El rumor que voy a contar a continuación me ha sido desmentido, pero a uno siempre le queda esa espinita de que pueda ser verdad, de que no lo cuente y se termine materializando. Esos trenes no se pueden perder.

Hoy hablo con un colega y me dice: “¿qué te parece lo de Cuca?”. Me quedo perplejo, no sé de quién me habla. Uno se mueve en unos ambientes en que las cucas abundan y exijo que le ponga apellidos. Resulta que es Cuca Solana. Y el rumor que me suelta pidiéndome que no lo revele bajo pena de excomunión es que…

Inciso legal: mi abogado me ha dicho que no hace falta que utilice el “presuntamente” al estilo prensa del corazón siempre que deje bien claro que es un rumor y que no hace daño a nadie.

EL RUMOR (a bocajarro): Cuca Solana abandona la dirección de Pasarela Cibeles y ya hay sustituta, Lucia Cordeiro, la Directora Ejecutiva de ACME (la Asociación Creadores de Moda de España).

Mira por donde, no me rechinan los oídos, porque Lucia en una mujer muy válida y que ha realizado en la ACME una labor muy encomiable. No es uno de esos nombres descabellados que se han dado otras veces cuando el rumor del retiro de Cuca ha cobrado fuerza. Porque eso de que Cuca se va es una constante. Si hacemos casos a los rumores Cuca lleva dejando Cibeles desde antes de fundarla. Cada equis tiempo, cuando nos aburrimos, rescatamos el rumor y empezamos da nombres de posibles sucesores. Pero el de Lucía… ¿Qué quieren que les diga?, me impelía ponerme a investigar.

Primero llamé a un colega en la más alta esfera editorial, y me lo afirma a pie juntillas. “Jo, esto cobra visos de realidad” me digo. Llamo a otro colega que me dice que él sabía que Cuca quería irse, pero no sabía lo de Lucía, es decir, que la decisión de sucesión estuviera tomada ya. Me dice que siempre ha habido sobre la mesa un triunvirato de nombre femeninos, nada de personajes públicos, y que ella estaba entre ellos.

Buceo por Internet buscando un mínimo atisbo de apoyo. Pónganse en mi lugar, no quiero ser el loco que se tire a la piscina sin agua. En Internet niente, ni rumores ni insinuaciones veladas. Tengo miedo. Sigamos los pasos de rigor: llamaré a los protagonistas para contrastar.

Telefoneo a Cibeles y las chicas de prensa me dicen que allí no se sabe nada, que de hecho Cuca está trabajando en la próxima edición de Cibeles tan normal, que apuestan a que sea un rumor más. Yo pienso: si la decisión está tomada efectivamente es posible que no haya salido de la esfera directiva más estricta, así que puede que en prensa aún no sepan nada. A lo mejor se está esperando el momento oportuno para anunciarlo con un golpe de efecto… no sé.

Llamo a Lucia Cordeiro y me niega por activa y por pasiva que esto sea así. “Ciertamente sería un honor, obviamente, pero no algo que esté en perspectiva en el corto-medio plazo”. Afirma que sustituir a Cuca será algo realmente difícil y que ella no se lo plantea en modo alguno porque su labor en ACME es prioritaria en este momento. Pero también apunta que no sería descabellado ese movimiento porque, por ejemplo, quien se encarga ahora mismo de la organización de la Fashion Week de Nueva York es alguien que ha salido de la CFDA (Council of Fashion Designers of America), que sería la contrapartida de la ACME salvando las distancias que presentan las distintas realidades de la moda española y norteamericana.

En definitiva. ¿Este es un post que vende humo? Ustedes, apreciados lectores, saben ahora exactamente lo mismo que sé yo. Ya el tiempo dirá…