Blogs

Brotes verdes

Los gobernadores Trichet –BCE- y Fernández Ordóñez –Banco de España- aprecian un “punto de inflexión” inminente en la crisis. Un indicador adelantado de la OCDE ha detectado señales de recuperación en China, Reino Unido, Francia e Italia en unos seis meses. La Fundación de las Cajas de Ahorros, Funcas, cree que el primer trimestre de 2009 ha sido el peor de la recesión española. Y el “Financial Times”, el periódico más influyente del mundo, acaba de avalar por primera vez la aparición de tales síntomas esperanzadores. Son los llamados aquí “brotes verdes” en una excepción metafórica del árido lenguaje administrativo.

Es de suponer que en el curso del trascendental debate de hoy se atisbarán de algún modo esos brotes verdes, de los que está pendiente la perpleja ciudadanía, esa muchedumbre que, “con la boca llena de vaguedad, espera la forma de la palabra” (Gide). Pero es de temer que lo que más interese a nuestros representantes no sea el atisbo de la luz al final del túnel y la fórmula para llegar a ella sino la explotación descarnada de la adversidad que nos aqueja para sacar tajada. Sería muy triste constatar que, en realidad, lo que más les importa a algunos de quienes viven del erario público no es la redención de los damnificados sino los cadáveres políticos del adversario que puedan dejar en el camino. 

Este país no necesita diagnósticos apocalípticos para salir del pozo sino fórmulas inteligentes, debates creativos, consensos de futuro. En cualquier caso, si el debate de hoy no se pega a la realidad, no constituye un intento realista de minorar la crisis y de dar pasos hacia su solución, los ciudadanos que padecen en carne propia la adversidad tendrán motivos para el desapego y la indignación.

Comparte este post:
  • Meneame
  • Digg
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google

Deja tu comentario