Blogs

Archivo de la categoría ‘Gareth Bale’

Bale cuesta un ‘pretty penny’

Martes, 30 Julio 2013

bale.jpg

“Este tío va a ganar un puñado de Balones de Oro”. A John Benjamin Toshack le bastó medio partido para anunciar al mundo su creación. La prensa galesa que cubría a la selección nacional ya estaba curada de espanto de la socarronería y, a veces, fanfarronadas de Toshack, convertido desde 2004 en el manager del país. Gales acababa de ganar a Trinidad y Tobago por un pírrico dos a uno en el antiguo estadio Arnold Schwarzenegger de Graz (Austria) en un amistoso de preparación de los caribeños para el Mundial de Alemania, y a tenor del bodrio de partido y la consiguiente aburrida interpretación que pudiese hacer JB, un periodista le preguntó por el debut del joven Gareth Bale, un lateral izquierdo de 17 años del Southampton que prometía como tantos otros. Su respuesta alivió las soporíferas crónicas de los reporteros, más si cabe, cuando el propio Toshack les comentó que no se trataba de otra vacilada más. Pero el ex entrenador del Madrid quiso ser más incisivo y profetizó que algún día el chaval costaría a pretty penny, es decir, un ojo de la cara; entonces, algunos periodistas se dieron cuenta que quien hablaba era el viejo John, el bromista, el que tenía ocurrencias para todo. Sin embargo, la apuesta estaba hecha y menos mal que al seleccionador no se le ocurrió jugarse los cuartos con el corrillo de enviados especiales. Porque siete años después, sin duda Toshack les habría recordado a todos y cada uno sus palabras en el Arnold Schwarzenegger. Alguno, incluso, sospechó que JB no había pretendido tomar el pelo a nadie cuando en su segundo partido con Galés, Bale marcó su primer gol de falta.

Toshack vive ahora en Azerbaiyán, donde entrena al Khazar Lankaran, un equipo de media tabla de la liga local. Y aún ejerciendo de técnico, director deportivo y casi de presidente del club, todavía sigue esperando la llamada de alguno de esos escépticos que se rieron de su profecía sobre Gareth Bale. El presidente del Tottenham, Daniel Levy, ha entendido lo del pretty penny a la enésima potencia: si el Madrid puede pagar cien millones de euros, por qué no casi ciento cincuenta, tal como hoy publica MARCA. El jefe de los Spurs está negociando dos retos: apurar al máximo la cantidad de ceros que puede añadir Florentino al cheque y desquitarse del rencor que le produjo soltar a Luka Modric el verano pasado, en aquel serial que obligó a Levy a sucumbir al deseo del croata sin poderle recriminar su mes y medio de rebeldía con el Tottenham. Al final, Modric salió por treinta millones, mucho menos de lo que hubiesen pretendido los ingleses; por eso, Levy no quiere repetir la cagada y, más que el dinero, quiere que le consideren un magnate (que no mangante) al nivel de Florentino, el jeque del Paris Saint Germain o el nuevo mecenas ruso del Mónaco. Pero el Madrid nunca pagaría 145 millones, a sabiendas de que cien redondos ya vuelven a poner patas arriba la pax romana que había imperado en el mercado hasta la entrada en escena del opulento PSG.

Levy ha puesto al Madrid en una encrucijada peligrosísima porque está tensando la soberbia de Florentino hasta límites imposibles. El dueño británico contempla a su oponente como al ricachón Richard Gere en Pretty Woman, en la escena en la que sugiere a Julia Roberts un precio para pasar con él una semana. La chica le asegura que no podría pagarlo y Gere responde con un altivo ‘¡prueba a intentarlo!’. La comparación con el Madrid es parecida: si Florentino tiene que pedir otro macro crédito para financiar el fichaje de Bale, por supuesto que lo hará en aras de no quedarse sin su habitual reclamo galáctico de cada año. Pero las consecuencias posteriores se intuyen devastadoras: el resto de clubes copiarán el método Levy cuando sientan cerca los tentáculos del presidente merengue: si Bale cuesta un ojo de la cara, el tope por cualquier otro que despunte en un equipo medio-alto será inimaginable. Y no todos los años va a aparecer un Nápoles al que no le importe pulirse de un plumazo la pasta gansa conseguida por Cavani.

P.D: Para que conste en acta. El viejo Toshack no sufría delirios de grandeza en su pregón por Bale. En 2006, llamó a un tal Txiki Beguiristain aconsejándole que el Barça fichase al chaval galés porque allí “cuajaría demasiado bien”. Es obvio que JB no estaba tan loco.