Blogs

Archivo de la categoría ‘Mascherano’

Mascherano, líder silencioso

Mircoles, 27 Julio 2016

javier-mascherano-41189.jpg

Líder silencioso para el gran público y padrino en el vestuario de un grupo huérfano desde la retirada de Carles Puyol. La mejor noticia para el Barcelona es que los más jóvenes aún tendrán que aguantar el taladro de Javier Mascherano para que no pierdan la cabeza como cualquier estrella de rock. Nunca farda de palmarés, ni siquiera de una eterna alabanza como la de Diego Armando Maradona, cuando siendo seleccionador de Argentina en 2009 dijo aquella mítica “La Albiceleste serán Mascherano y diez más”. Por supuesto, Leo Messi venía incluido en el montón. El ´jefecito´se jubilará en el Barça porque Luis Enrique necesita su brújula y ordenar a sus compañeros como piezas de ajedrez durante la celebración de un gol. Como Bill Shankly, él también piensa que el fútbol es algo mucho más importante que una cuestión de vida o muerte (perdón por desordenar la cita): “Sólo disfruto en los entrenamientos. En los partidos siento demasiada presión porque no puedo salir relajado, como Piqué”. Dentro de tres temporadas concluirá su nuevo contrato y en la calle apenas recordarán que él siempre prefirió jugar en el centro del campo, conteniendo como Fernando Redondo. Curiosamente, la Juventus le ofreció este verano reeditar su viejo oficio y Masche se lo pensó dos veces. Sin embargo, su espectacular Copa América y la jerarquía en la zaga azulgrana de los últimos tiempos han pesado en su decisión. Cumple años pero no pierde frescura; sus piernas no pesan y, con permiso de otro veterano como el madridista Pepe, no hay mejores centrales que ellos al corte.

No viste esmoquin ni se regodea en los flashes de un photocall. No busca las cámaras pero cuando le toca hablar, es tan sincero como Samuel Eto’o;  bueno, quizá eso sea imposible. Se desvive por su escudo, pero no entiende el fanatismo. No en vano, esta temporada no escatimó elogios para el entrenador del Real Madrid, Rafa Benítez, cuando confesó en una entrevista para la Gazzetta que Rafa le “había sacado de un pozo de veinte metros”. Agradecimiento por haberle fichado para el Liverpool y decirle a la cara que aún teniendo a Xabi Alonso, Gerrard y Sissoko, él tenía más calidad que los tres.  Ha cumplido 32 años pero le sobra mercado: pocos clubes cuentan con bulldozers que puedan cubrir cincuenta partidos o centrales con cicatrices de grandes guerras. Mascherano vale para cualquiera rol, incluso de conferenciante al estilo brillante y pausado del maestro César Menotti. Que se lo pregunten a Guardiola, con quien mantuvo largas pláticas en las tediosas concentraciones. Es un hombre de fútbol que vive y estudia su profesión, como el médico de cabecera que tiene que preparar una charla a sus residentes; a los ayudantes de Guardiola les pedía pilas de vídeo de sus rivales para intuir sus debilidades, cómo defender a sus delanteros o cortocircuitar sus tácticas. Se entrena dos horas, lo que dura cualquier entrenamiento en España, pero respalda la costumbre anglosajona de trabajar días enteros en las ciudades deportivas. Así se lo comunicó al ‘Tata’ Martino.

Amigo íntimo de Messi, sabe que sin D10S buscaría un plan de jubilación en cualquier otro lado. La infinita timidez de Leo le obliga a veces a hablar por él. Incluso, un periodista francés que sigue al Lyon confiesa que Umtiti tiene ganas de entrenar con Mascherano para que “le imparta doctrina”. Sin protagonizar portadas de prensa, selfies de instagram o tuits provocativos, la gente del fútbol habla de él. Las galas le excluyen porque no pertenece a ese celuloide donde saber jugar es tan importante como ser guapo, rico y famoso. Pero no le importa que le digan que es de la vieja escuela o, como presumen los culturetas, futbolista vintage. Gente como Mascherano es necesaria para que este mundillo no se acartone del todo entre tanta pasarela. Hacen que nos sigamos creyendo al fútbol.