Blogs

Entradas con etiqueta ‘getafe’

Espejismo

Domingo, 1 Noviembre 2009

pellegrini.jpg

Florentino ha sido el último en ratificar a Pellegrini. Lo ha hecho hoy, domingo, día en que la masa social del Madrid estaba distraída con la victoria anestésica de Higuaín. Los resultados mandan y cabe preguntarse si el presidente del Madrid habría confirmado a su técnico en el cargo en caso de que el Getafe se hubiera atrevido a asustar a los blancos en el Bernabeu. Porque el ‘Geta’ de las dos caras se cagó de miedo cuando Albiol fue expulsado. Si Míchel hubiese sido valiente, el Madrid no se habría repanchingado en el campo. Pero el legendario ‘8’ no supo leer el partido o,  si lo hizo, estuvo tan desacertado como acostumbra Pellegrini.

Lo peor que puede hacer ahora el madridismo es creerse la supuesta remontada. Los jugadores siguen sin proponer nada, Pellegrini tampoco ayuda y la inercia del equipo indica que el caos táctico no acabará hasta que regrese Cristiano Ronaldo, por lo menos. Sí es verdad que el Madrid es el más experto en reaccionar cuando las adversidades le asfixian, pero no parece suficiente coartada para presentarse en Milan si la imagen no cambia. Ese partido va a molar mucho porque los ‘rossoneri’ han espabilado desde que ganaron andando en el Bernabeu. Las próximas semanas serán definitivas para confirmar por completo si el Madrid ha fichado a un buen gestor en el banquillo o más bien, a Valdano le gustaba el míster chileno por aquello de un nuevo librillo de estilo a priori prometedor.  

Quizá Higuaín pueda ayudar a arreglar el desaguisado. Ayer no decepcionó en su cometido: hacer las tareas de un delantero, ni más ni menos. Es decir, el argentino se esforzó en abrir el campo, buscar desmarques, desubicar a los centrales rivales y empezar la presión de su equipo. Todas estas funciones también las debería hacer Benzema, pero el francés continúa en stand by. No sería un disparate que Pellegrini sentara a Benzema unos cuantos partidos para apostar por la meteórica progresión de Higuaín. Ahí se vería si el entrenador ha venido a Madrid para que le dejen manejar a su equipo,  ése que él aparentemente entrena.   

 

¿Y ahora qué ‘Don Manué’?

Lunes, 1 Junio 2009

lopera.jpg

Cuatro orgías y un funeral: la china le ha tocado al Betis, que se va al pozo después de muchos años de tonteo con la Segunda División. Cinco equipos optaban al descenso en una tarde en la que la radio fue la intermediaria de las taquicardias: “¡Gooool del Madrid en Pamplona…!”, y entonces Getafe, Betis, Valladolid y Sporting suspiraban; “¡Goool del Valladolid!, y la afición bética enmudecía; “¡Remonta el Osasuna!, y la ‘marea azul’ de Getafe rezaba para que no se moviese el empate en el Ruiz de Lopera. Hasta tres equipos se relevaron del puesto caliente en noventa minutos. Es curioso que ninguno de los cinco implicados perdiese ayer pero las estadísticas advertían que la fatalidad saldría del Betis – Valladolid. Y así fue.

El beticismo nunca se habría imaginado un colofón tan caótico. No esta temporada en la que Don Manuel había brindado a Paco Chaparro una plantilla de relumbrón. Pero cuando las cosas comienzan torcidas y nadie las endereza, el entuerto no suele acabar bien, que se lo pregunten al Atlético de Madrid hace diez años.

La permanente incertidumbre ha desgastado a un club, que tan pronto estaba en venta como se lo guardaba par sí Lopera. Hace muchos meses que el dueño y señor del Betis se hartó de su ‘juguete’. El célebre ‘Don Manué’ había desconectado de la afición, el gran patrimonio de esta entidad. Sin un rumbo claro, sin una ilusión a la que acogerse  y con una infinidad de palos de ciego, la deriva del Betis era cuestión de tiempo. Y lo peor es que el drama de ayer es el principio del fin, si nadie lo remedia.

Ya no hay tiempo para lamentos: en Segunda el Betis está abocado a recortar gastos. Con los acreedores llamando a la puerta del Heliópolis (la deuda del club roza los setenta millones de euros), el próximo entrenador tendrá que exprimir la cantera. Será complicado retener a Sergio García, al camerunés Emaná, al portero Ricardo y a los brasileños Oliveira y Edú. Además, Juanito se marcha al Atlético mientras que Arzu y Capi, dos símbolos del club, preferirán pasar un año tranquilo fuera de Sevilla. Su afición les ha señalado con el dedo acusador.

El peor desastre que le puede suceder a una plantilla cara es perder la categoría. Encima, con este panorama a ver quién es el osado que compra el club a Lopera, si es que ahora lo vende. Porque ayer bajó el Betis pero ni el dueño ni el presidente Pepe León salieron a dar la cara y pedir perdón a un público angustiado. Éstos son los detalles que han enterrado al club en el caos más absoluto. Y para sorna andaluza, el Sevilla en la Champions.  

Preparen los maletines

Domingo, 24 Mayo 2009

Cinco equipos dependen de sí mismo para permanecer en Primera. Sabíamos que al Barça nadie la haría sombra por arriba pero la gracia de la Liga se concentra en la zona caliente con una última jornada de infarto. Ayer Recreativo y Numancia certificaron su descenso sin apenas poner resistencia. Los onubenses se ciñeron a su guión derrotista de los últimos meses mientras que el equipo soriano salió en Getafe como si afrontara un partido veraniego. En definitiva, ambos clubes certifican su condición de equipos ‘ascensores’. No os extrañe que en dos años vuelvan a Primera.

El morbo del epílogo liguero lo pondrá el Real Madrid. Sí, el subcampeón. Si los blancos juegan en Pamplona con la desidia con la que lo hizo el Barça ante los ‘rojillos’ anoche, que se preparen Sporting, Betis, Getafe y Valladolid. El Osasuna debió suspirar cuando el Barcelona aplastó al Madrid en el Bernabeu. No era para menos, desde entonces las dos últimas jornadas serían puro trámite. Ya han pasado la prueba del Camp Nou pero ojo con el Madrid, que tras sus penosos papeles en Valencia y Villarreal, irá al Reyno de Navarra en busca del prestigio perdido. Y quizá, también ansiando algún pequeño incentivo por parte de los otros implicados.

Pero al margen del empeño que ponga el Madrid en Pamplona, otro partido que tendrá enjundia será el Betis - Valladolid. La afición bética estalló contra los jugadores hace un par de semanas y perder en Heliópolis la próxima semana podría desatar una batalla civil. Menos mal que Lopera no acude al estadio desde hace mucho tiempo que si no se iba a liar la mundial. Aunque más dramático es el caso del Valladolid. Los pucelanos estaban a ocho puntos del descenso cuatro jornadas atrás y han reducido su lujosa renta a tan sólo dos puntos. Se han dormido en los laureles y les puede costar carísimo. Sin embargo, el hundimiento del Valladolid depende de que Sporting, Getafe y Osasuna puntúen.

Al Getafe se le espera con ganas en Santander. Ningún racinguista ha olvidado la semifinal copera del año pasado en la que Casquero eliminó al equipo cántabro cuando marcó el gol decisivo con Garay tumbado en el suelo por lesión. Por ello, El Sardinero recibirá a los azulones con ánimo de vendetta.

Por último, el Sporting espera al Recre con el subidón de la victoria de Zorrilla. La marea rojiblanca se prepara para el festín final de la permanencia pero cuidado con el Recre. Igual sus jugadores se pagan unas buenas vacaciones apenas se esfuercen un poquito, ¿por qué será?

El Madrid de Spielberg

Mircoles, 22 Abril 2009

pepe.jpg

Es muy difícil resumir lo que pasó durante seis minutos en el Santiago Bernabeu: desesperación del Madrid, esperanza tras el empate de Guti, enajenación mental transitoria de Pepe y éxtasis de Higuaín. Un equipo épico con un estilo llamado milagro emocionó incluso a los aficionados del Barça. Una vez más, el Madrid recurrió a lo único que saber hacer: revertir situaciones más que imposibles. Seguro que algún entrenador tiró a la basura su manual de fútbol después del gol decisivo de los blancos. No es para menos. El Madrid se ha convertido en un fenómeno paranormal que huye de cualquier motivo racional. Sólo espabila cuando pende sobre su cabeza la espada de Damocles y cuando necesita alcanzar la apoteosis. Porque todo lo que hace este equipo es apoteósico.

Comentario al margen merece Pepe. Al fabuloso central portugués se le fue la pinza. Primero, al patear a Casquero dos veces en el suelo; después, por propinarle un puñetazo a Albín; tercero, por acordarse de la madre de los cuatro árbitros del partido y finalmente, por insultar a Contra y sus compatriotas rumanos en el túnel de vestuarios. Ni siquiera el famoso pisotón en la mandíbula de Juanito a Lothar Matthaüs fue tan violento como la locura de Pepe. El madridista pidió perdón después del partido pero tendrá que ser consecuente con sus actos. Lo más seguro es que se haya despedido de la temporada.

A Marcelo también hay que darle de comer aparte. El brasileño se mofó del Cata Díaz al término del encuentro y el corpulento defensa del Getafe le persiguió casi hasta la ducha. Marcelo tardó en abandonar el estadio porque el argentino estaba esperándole a la salida del vestuario. Semejante desconsideración no debería quedar impune dentro del club blanco. Marcelo todavía no es consciente de que viste la camiseta del Real Madrid. Ya va siendo hora de que aprenda.

La lectura amarga de la proeza merengue son las devastadoras secuelas que tendrá que afrontar el Madrid en Sevilla el próximo domingo. Sin Pepe lo que falta de campeonato; sin Robben, que anoche volvió a ser víctima de su fragilidad física; sin Sneijder, que no llegará a tiempo y también con la dudosa ausencia de Higuaín, a quien el club espera que el Comité de Competición le quite la quinta tarjeta amarilla que vio tras sufrir un claro penalti, al Madrid sólo le queda volver a llamar a Steven Spielberg. La ficción es infinita. El Madrid también.  

Semana decisiva

Lunes, 20 Abril 2009

El bucle no para. Cada jornada es la misma película. Gana el Barça y a continuación lo hace el Madrid. Menos mal que esta semana llegan duelos de cierta enjundia que podrían decidir la Liga de una vez por todas. Del fin de semana, el Barça hizo lo que quiso con el Getafe y  los merengues mejoraron algo su juego en Huelva. Por cierto, el egoísmo de Robben roza el escándalo. Deberían darle una pelota sólo para él y que se vaya a chutar contra una pared. El holandés se ha acostumbrado a empezar y acabar las jugadas en sus botas. El recurso de pasar el balón a un compañero únicamente lo vislumbra en casos extremos. Pero en fin, Robben es el más desequilibrante de la plantilla y su concurso es vital para este Madrid. Ya rendirá cuentas al final de temporada a quien tenga que hacerlo.

Mañana vuelve el fútbol en una edición que se antoja decisiva. El Barcelona recibe al Sevilla el miércoles sabiendo si el Madrid se le ha acercado en la tabla. Los blancos acogen mañana a un Getafe que busca el milagro. No obstante, no parece que los ‘azulones’ puedan desmontar el fútbol parsimonioso, simplón aunque fiable de los merengues.

Si el Barcelona gana al Sevilla, me atrevería a decir que ya tenemos campeón. La distancia de seis puntos con el Madrid proporciona a los azulgranas un colchón bastante mullido como para poder dejarse un puñado de puntos. Además, a día de hoy es más probable que el Barça salga menos dañado que su eterno rival de la batería de partidos que se les vienen encima. Al Madrid no se le han dado bien los partidos gordos este año. En la primera vuelta perdió en el Camp Nou y contra el Sevilla, mientras que el Atlético de Madrid empató en el Bernabeu con Juande de entrenador. Con toda franqueza, si el Madrid supera al Sevilla, Valencia y Villarreal en El Madrigal, habrá conseguido una proeza.

Y dentro de dos semanas el superclásico en la capital con el Barça de favorito. Si para entonces el Madrid no se ha aproximado al líder, dudo que la victoria sea blanca. Y todo eso, con los culés jugándose las semifinales de Champions contra el Chelsea. Pero ya se ha visto que el Barça tiene plantilla para rato. De todos modos, ahora es cuando comienza lo apasionante

Oda a Fabio Capello

Lunes, 6 Abril 2009

Ganar sin hacer absolutamente nada. Sin duda, el Barça ha aprendido al dedillo el estilo del Madrid.  Así lo demostraron los azulgranas en Valladolid, con un equipo cansado por los compromisos de sus internacionales y pensando de nuevo en la Champions. Está claro que a estas alturas de la temporada nadie va a exigir a Guardiola más demostraciones circenses. Basta con sumar puntos en Liga y superar los envites de Europa. Y para eso, este Barça pragmático tiene el privilegio de contar con Eto’o, su certificado de garantía arriba. Bien podría Laporta volver a juguetear con el futuro del camerunés el próximo verano: está comprobado que disponer de un Eto’o enrabietado resuelve los problemas de gol.

A quien tampoco se le puede reprochar nada es a Juande Ramos. Con los poquísimos recursos que le han entregado, está dando más guerra de la que pensábamos. El manchego está exprimiendo al límite su coartada perfecta: este equipo nunca podrá dibujar buen fútbol (axioma elemental de Fabio Capello).  Por tanto, el Madrid se ciñe a la victoria y punto final. Ya vendrá otro al que le endilguen eso del ‘fútbol total’.Aunque para ello, habrá que traer a Cristiano, Kaká o alguien que pueda excitar a un graderío más que hastiado.

Y qué contar del Atlético. La misma película de siempre. Sus partidos son puro azar sea quien sea el entrenador. Da igual que los rojiblancos se desboquen al ataque o se hacinen en su área, el resultado siempre será imprevisible. Lo que no es mala suerte es su defensa verbenera. Si el club no se molesta en fichar zagueros fiables, las consecuencias son caóticas. Cuando no es Heitinga, la pifia Ujfalusi y si el checo no falla, ya se encarga Pablo Ibáñez de rematar el desastre. Las meteduras de pata en el Atlético no tienen fin. No me extraña que Maradona suplique al Kun que emigre de Madrid lo antes posible. En este equipo es imposible granjearse buena fama.

Quien tiene muy mala pinta es el Getafe, que nunca se había visto con el agua al cuello a estas alturas de la Liga. Víctor Muñoz no ha sabido comulgar con sus futbolistas, los cuales, atenazados por los nervios, no están respondiendo a las expectativas de Ángel Torres. De olfatear las semifinales de la UEFA y un par de Copas han pasado a batirse el cobre con el Recreativo para eludir el descenso. Y para mayor escarnio, el ‘Geta’ encara a partir de ahora a Sevilla, Barça y Madrid. La disyuntiva es clara: salir de la terna sentenciado a Segunda o sobrevivir para jugarse la vida en el  esprint final del campeonato.

Unos ganan por fe y otros por fútbol

Domingo, 9 Noviembre 2008

La lógica dicta que es más sencillo vencer jugando bien pero el Real Madrid se ha mal acostumbrado a la épica. Y si los blancos continúan así, lo acabarán pagando. El contraste del caos madridista lo demuestra el Barcelona, que baila a los contrarios con una superioridad pasmosa. Da igual que ayer no estuviese Iniesta porque cualquier recambio se ensambla perfectamente en el engranaje de esta auténtica apisonadora. Seis goles se llevó el Valladolid, los mismos que Atletico y Sporting, uno menos de los que encajó el Almería y dos menos que el Málaga la semana pasada. Y aunque es muy osado comparar este Barça de Guardiola con el legendario ‘Dream Team’ de Johan Cruyff, la verdad es que el actual equipo se lo está tomando muy en serio. Y si encima Eto’o marca un póker de goles como podía haber hecho media docena, pues todo está visto para sentencia. Claramente, el morbo de esta Liga es adivinar cuántos les caerán a los próximos rivales de los barcelonistas: Recreativo y Getafe, por ese orden.

Si el Barça es la luz,  el Madrid ya no es sombra sino tiniebla. A Schuster no se le pueden encender más alarmas de emergencia: entre el desorden táctico, las pifias individuales, las lesiones de los pesos pesados y el inexistente fondo de armario de esta plantilla, al alemán ya no le importa ser un incomprendido. Sin apenas recursos, Schuster tirará con lo poco que tiene para seguir la estela del Barça hasta que pueda.

Ayer, el Málaga asustó al Madrid tres veces y con un poco más de oficio, habría ganado en el Bernabeu. Y es que pasan los años pero el Madrid no cambia: empieza los partidos sin saber qué hacer, sestea con el marcador y su fútbol somnoliento sólo desaparece cuando espabila tras recibir el bofetón. Eso vale para ganar al Málaga o al Athlétic, veremos en diciembre con el Barça, Sevilla y Villarreal. Sin embargo, no todo es malo. Ha aparecido Higuaín, el salvador improvisado de este amago de equipo. Sus cuatro goles a los malacitanos son su baza para la selección Argentina y si el flamante seleccionador Maradona aplica el sentido común, debería convocar al ‘pipita’. Higuaín está madurando con celeridad pero ése deber ser el menor de los consuelos del Madrid. La tempestad no ha hecho más que asomar por Chamartín.     

La cruda realidad del Valencia

Domingo, 20 Abril 2008

Nunca antes ganar una Copa había tenido un sabor tan agridulce. Nunca antes, que sepamos, un equipo jugó una final con la táctica de los jugadores y no del entrenador, y nunca antes, una afición, tan disgustada con sus futbolistas, había animado a los suyos como si le fuera la vida en ello. Ésta es una descripción del Valencia, el nuevo campeón copero. El miércoles, alzó su séptima copa y al día siguiente, ni los propios protagonistas se acordarán de esa gesta. Toca volver a la cruda realidad, la de asegurar la permanencia en Primera División, y el primer objetivo espera en San Mamés.

No habrá celebraciones, por el momento. Suena a broma de mal gusto, sobre todo para los seguidores valencianistas que ansiaban celebrar el título en el ayuntamiento de la capital del Turia esta tarde. Pero la decisión es unánime dentro del club. La victoria contra el Getafe no alivia una temporada tan catastrófica. Tal es la gravedad de la situación en la que el Valencia está sumido, que cuando el entrenador Ronald Koeman compareció en rueda de prensa después del encuentro, la segunda pregunta que tuvo que contestar el holandés era si creía que podía ser despedido. No es una cuestión muy apropiada para un técnico que acaba de ganar un título en su primer año. La pregunta sería idónea si se la hacen en caso de que el Valencia pierda contra el Athletic.

Lo que está claro es que el público ché no perdona al ‘sargento de hierro  holandés’. La mano dura de Koeman en el vestuario ha viciado el buen ambiente del que gozaba la plantilla con Quique Sánchez Flores. La decisión de defenestrar a los capitanes (Albelda, Cañizares y Angulo) mas las tácticas incomprensibles que el holandés pretende endilgar al equipo, han terminado por desesperar a los jugadores, de los cuales la mayoría no sabe si continuarán, y a los directivos, que no se atreven a echar a Koeman porque delataría su error al haber apostado por él. O sea, que daba igual ganar o perder la Copa del Rey, el fracaso ya había sido aceptado con resignación.  Sólo falta conseguir un puñado de puntos para mantener la categoría y a otra cosa.

No obstante, lo peor de todo en el Valencia puede que aún no haya llegado. En un club donde las decisiones se toman con más vehemencia que inteligencia, no sería de extrañar que Koeman fuese el elegido para liderar el proyecto inmediato. Entonces, la criba en el vestuario estaría garantizada. Los pupilos no le apoyan y el preparador lo sabe. Por eso, el holandés exigiría una remesa de paisanos para tener amaestrado el vestuario. Son sólo conjeturas, pero puede que sean muy reales.

Por lo menos, los ché se han asegurado jugar la próxima Copa de la UEFA. Sin embargo, eso no vale para un club  que ha vuelto a recibir el trato de ‘equipo grande’ por meritos propios. Y precisamente por esa grandeza, la Copa no ha paliado el hondo pesar que se cierne en Mestalla desde que hizo acto de presencia ‘el sargento de hierro holandés’ con el beneplácito del dueño Juan Soler, del que habría que escribir otro capítulo aparte. Pero eso será en otra ocasión. Ahora, lo importante es que el Valencia termine sus deberes.

Champions y UEFA: El gran circo europeo

Domingo, 13 Abril 2008

La semana europea nos ha deparado gratas sorpresas. La primera, que el auge del fútbol inglés no es casualidad. Y si no, recordad el espectáculo del  Liverpool – Arsenal, dos equipos que se lanzaron a la portería rival sin especular lo más mínimo. De vez en cuando se agradece que los entrenadores arriesguen en sus tácticas, aunque sea en unos cuartos de final de Champions. Además, si en un duelo de tal magnitud, participan hasta cinco españoles con Fernando Torres de estrella, es para que estemos orgullosos.

La segunda sorpresa es que la Copa de la UEFA no es una milonga barata, como muchos entendidos quieren creer. Ahí hemos tenido un Getafe –Bayer de Munich, que nos ha ofrecido el suspense de las grandes eliminatorias continentales: goles en los últimos minutos, prórroga de infarto, expulsiones, fallos garrafales. Vamos, con lo que el espectador sueña cada partido. Sólo le digo al Geta que, para ganar un título, hay que perder unos cuantos. Otra vez será azulones. Por cierto, debo citar también al Zénit de San Petesburgo, la revelación de este torneo.  Ojo al fútbol ruso de la próxima década, que a golpe de talonario de los gigantes gasísticos y petrolíferos, está levantando una liga que ya supera el nivel medio de otros campeonatos como el holandés o el portugués.

Y volviendo a la Champions, entre tantas alabanzas británicas, aún podemos henchir el pecho. El Barcelona es nuestro único superviviente. Y a pesar de que su fútbol contra el Schalke fue medroso y aburrido, el simple hecho de que sea el Barça quien vaya a jugar las semifinales, significa que la crisis del fútbol español no está tan acentuada como la del italiano, por ejemplo. El único inconveniente es que ni los azulgranas están para hacer alardes, ni el rival es el más propicio para levantar el vuelo. Etoo, Messi y Bojan (Ronaldinho seguro que no) se las tendrán que ver con el equipo de moda en el continente, los ‘diablos rojos’ del Manchester United. Y nunca, un apelativo había sido tan acertado para un grupo que impresiona y arrolla allá donde juega: Cristiano Ronaldo, Rooney, Tévez y los sempiternos Ryan Giggs y Paul Scholes, para echarse a temblar.

En fin, como se dice en estos casos, en unas semifinales puede suceder cualquier cosa, y en cuestión de jugadores, los culés no se quedan cortos, ni mucho menos. No es ninguna osadía augurar que el Barça será el próximo campeón de Europa. Y si no, recordad al Real Madrid, ganador de la séptima. Aquel equipazo estuvo dando tumbos durante toda la Liga y en cambio, su órdago a la Champions le salió a lo grande. Aunque no creo que los azulgranas quieran imitar ni en lo más mínimo al eterno rival.

Laporta, ¡cómo has cambiado!

Lunes, 7 Abril 2008

La afición azulgrana no aguantó más. El empate del Barça ante un Getafe agotado por su hazaña muniquesa, hizo estallar los ánimos del respetable en el Camp Nou. Esta situación tenía que llegar, era cuestión de tiempo. Y el pinchazo de anoche, enésimo tropiezo culé en la Liga, se convirtió en una ocasión pintiparada para que los seguidor manifestaran su descontento, no sólo con el equipo, que ayer lo intentó, sino también con la directiva de Joan Laporta.

El presidente sufrió la primera pañolada de su mandato. Ya había recibido otra semejante en el Palau Blaugrana por el baloncesto, pero nunca en el fútbol. Si el socio se queja, y lo hace amargamente, es un síntoma inequívoco de que los mandamases del club se están confundiendo. Ya llevan dando palos de ciego dos temporadas. Pero lo más importante, ¿se habrá dado cuenta Laporta?

Ayer fue un día extraño en Can Barça. La noche tuvo un final inesperado pero la mañana nos sorprendió aún más. Laporta aprovechó la reunión mundial de peñas del club para hacer un alarde de incontinencia verbal y despotricar contra todos aquellos que están desestabilizando la calma del club, siempre versión Laporta, por supuesto. Era de esperar que el presidente, rodeado de los suyos, incitase a las masas a creer en su proyecto y reprochase a quienes lo desprecian. Y claro está, como no podía ser de otra manera, los disidentes que señaló son periodistas, comunicadores que critican la gestión de Laporta tanto como la han alabado. “Embaucadores”, ésa es la palabra que utilizó el máximo mandatario para referirse a los informadores ‘subversivos’.

Es fácil eximirse de toda culpa, pero el socio no es tonto porque sabe quién toma las decisiones. El problema es que la cúpula ‘laportista’  aún no se ha percatado de que los errores los han cometido ellos. Cuando lo hagan, entonces, se podrán planificar nuevos proyectos deportivos, aunque eso no baste.

Los males del Barça trascienden lo deportivo. Laporta está actuando como juró que no lo haría cuando lideraba la oposición al expresidente Joan Gaspart. ¡Qué distinto era en aquella época! Supongo que representar a una empresa que factura más de 350 millones de euros anuales, cambia a cualquiera. Y ese cualquiera es ahora Laporta. Todo esto se preveía desde hacía tiempo: existe una corriente de opinión, la cual  comparto, que insinúa que el presidente azulgrana está utilizando el club para adentrarse en la política. No son pocas las declaraciones que ha hecho Laporta en pro del catalanismo y la ‘nación catalana’. Y si además, la cabeza visible del Barça monta un escandalera bajándose los pantalones en una aduana de aeropuerto y discute airadamente con un antiguo miembro de su directiva en plena calle, entonces la elegancia y el decoro que debe ostentar un presidente del Fútbol Club Barcelona queda por los suelos.

Por lo menos, si Laporta hubiese sido más intransigente con la indisciplina de sus estrellas, igual el socio estaría contento con el equipo y habría perdonado, de momento, los últimos devaneos del presidente. Ya va siendo hora de que el buen amigo de Etoo y Ronaldinho retome la actitud que tan buena impresión nos causó al principio de su andadura presidencial.