Blogs

De lo de Bryant, Gasol y el dormilón Jackson

O lo aprecié mal, o juraría que vi al bueno de Phil Jackson a punto de echarse una cabezadita en el partido Lakers contra Celtics del pasado domingo. Es cierto que el sueñecito no se consumó pero la actitud de Jackson en el banquillo tiene un aire displicente que ya huele. Vale que el hombre se quiere retirar, cierto que a él lo que verdaderamente le “pone” son los Play Offs pero el equipo navega en una deriva peligrosa que se manifiesta en un balance lamentable frente a los mejores equipos de la competición.

El partido dejó mensajes bastante contundentes que van más allá de la relativísima importancia del resultado en estos momentos. Gasol y la web de Gasol sugieren que Bryant asumió más tiros de los debidos. Nadie duda de la vocación de héroe de Kobe ni que es el jugador de los Lakers más preparado para anotar pero es cierto que el sistema ofensivo de los Lakers nace de la capacidad de asociación mediante el pase de sus jugadores, si tienes al mejor pívot pasador del planeta sería conveniente que recibiera el balón mucho más a menudo, aunque también deberíamos quitarnos la venda españolita y reconocer que el Gasol posterior a la recuperación de Bynum está lejos del gran nivel que mostró en el mes de noviembre.
Porque esa es otra asignatura pendiente de los Lakers, encajar a sus dos torres con la voracidad anotadora de Bryant y con las penetraciones kamikazes de Ron “huele a traspaso” Artest. Claro que todo eso debería ser cosa de Phil Jackson al que su colección de anillos hace que debamos perdonarle todo, desde su pasividad, su incapacidad para construir una defensa al nivel de las mejores y su insistencia en no contar más minutos con jugadores como Shannon Brown que aportan la capacidad atlética y el físico que a veces precisa el grupo.

Hay un detalle que parece que el equipo californiano no acaba de asumir. El nivel de juego mostrado los dos años anteriores que les ha valido el título de campeón no será suficiente este año para conseguir el objetivo. Boston es mucho mejor equipo porque Rondo ha crecido mucho como jugador y los veteranos tienen sangre en los ojos de la última derrota, San Antonio va camino de contar con el factor cancha a favor en todas las eliminatorias del Oeste y Miami solo puede mejorar de aquí a que comiencen los Play Offs. Las sensaciones recien comenzado febrero es que los actuales campeones defienden mucho peor que sus presumibles rivales y tienen poca conciencia colectiva en ataque. Ahora mismo, el título parece Misión Imposible.

Comparte este post:
  • Meneame
  • Facebook
  • Google
  • TwitThis

Tags: , , ,

Deja tu respuesta