Blogs

Los retos de Orenga

Mientras España comienza su preparación para el Europeo es un buen momento para analizar cuales son los objetivos de un grupo, indudablemente marcado por el vacío de los ausentes, pero con muchos motivos para ilusionar. Está claro que el mayor objetivo es competir y demostrar capacidad para optar al título, pero más allá de eso, la configuración del equipo y la peculiar situación que se planteará en la Selección después del Mundial de 2014 hacen que debamos atender a algunos de los retos que se le presentan al nuevo seleccionador nacional, Juan Antonio Orenga y sobre los que, seguramente, ya está trabajando.

Calderón, Ricky Rubio, Sergio Rodríguez. ¿Es posible que salgamos del Europeo con la sensación de que los tres jugadores han estado bien?. Sería casi el primer caso donde un equipo logra que sus tres bases rindan a buen nivel. Aunque Orenga ha avisado que pueden coincidir en pista, los primeros partidos de preparación servirán, o no, para aventurar quién parte en desventaja. Calderón es la experiencia y la garantía de solidez y Sergio Rodríguez cuenta con el aval de su entendimiento con otros exteriores como LLull o Rudy Fernández. No dudaré de un jugador como Ricky Rubio pero necesitará de ser constante en su lanzamiento exterior para elevar el nivel del equipo. En el baloncesto europeo es más difícil camuflar este déficit que en la NBA.

Algo más.  Sí, lo sé, ganar, ganar y después ganar, pero no quedaría del todo convencido si el equipo obtiene un gran puesto basado exclusivamente en la aportación de los de siempre (esto es Calderón, Rudy, Marc Gasol..). Las ausencias merman el poder del grupo (a priori) pero posibilitan espacio para jugadores necesarios para la famosa “transición”. Por eso, sería importante que este Eurobasket se recuerde como aquel donde jugadores como Aguilar o Víctor Claver “rompieron”. Sobre este tema, me interesa mucho ver cómo resuelve el seleccionador el reparto de minutos y roles entre las parejas Claver-Mumbrú y Gabriel-Aguilar o mejor dicho cómo lo resuelven los propios jugadores en las oportunidades que tendrán en los partidos de preparación.

El desequilibrio.  Aparentemente, el potencial del juego exterior del grupo es mayor aunque cuente con uno de los mejores pívots del mundo como Marc Gasol. Seguro que Orenga presta atención a que Gasol tenga un papel principal en el juego ofensivo pero habrá momentos donde las características del grupo deriven por inercia hacia un juego demasiado exterior con tendencia a abusar del bote.  Será importante evitar que esos minutos se prolonguen y conseguir que el balón circule con fluidez.

Rudy - LLull. Aunque son jugadores con larga trayectoria en la selección (sobre todo el primero) es evidente que su rol en el equipo se altera con la ausencia de Juan Carlos Navarro, un absoluto referente del grupo en la última década. Rudy probablemente juegue más minutos de “escolta” y LLull parte como algo más que ese especialista para revolucionar partidos que ejercía con Scariolo. Están más que capacitados para adaptarse a su nueva realidad y para ello les ayudaría apostar por un ritmo alto que les posibilite lucir en situaciones de transición.

Comparte este post:
  • Meneame
  • Facebook
  • Google
  • TwitThis

Tags: , , , , , , , ,

Deja tu respuesta