Blogs

Archivo de la categoría ‘Carroll’

Carroll y Rudy

Lunes, 9 Enero 2017

Me sorprende el poco debate que se suscita sobre cuál está siendo la repercusión en el rendimiento del Real Madrid la ausencia de Sergio Rodríguez. Puede ser que la brillantez de Luka Doncic eclipse cualquier tipo de nostalgia pero lo cierto es que Rodríguez ha sido un jugador fundamental en los éxitos recientes del Real Madrid.

Es cierto que “el base” de Pablo Laso siempre ha sido Llull, lo sabe el jugador balear cuando apuesta ciegamente por su continuidad y quizás lo supo Rodríguez cuando impulsó su nueva etapa americana pero cuesta encontrar en la etapa de Laso un final de partido en el que Sergio Rodríguez no estuviera en pista.

El Real Madrid lidera la Liga Endesa y es segundo en la exigente Euroliga. Quizás por eso el “debate Rodríguez” esté apagado pero ya ha pasado tiempo suficiente para apuntar algún detalle. La ausencia del “Chacho” aumenta la dependencia de Llull y le da aún más tiempo el balón en las manos. Esos finales de partido en que ambos compartían la responsabilidad se han convertido en un monólogo de Llull y a veces “más” puede conducir a “menos”.  Doncic asume con calidad su papel de base y su mejora en el lanzamiento exterior le otorga una nueva dimensión que, sin embargo, no debe conducirle a limitarle en ese “arte” mientras que Draper camina en una temporada discreta como sorprendido de que su rol no haya cambiado significativamente de aquel que le llevó a tomar la decisión de no continuar en el equipo.

La capacidad de Rodríguez para dividir defensas y jugar situaciones de “Pick and roll” se está echando de menos también por el particular momento deportivo que viven Rudy Fernández y Jaycee Carroll. Rudy Fernández es un jugador importantísimo para el Real Madrid, no descubro nada. Su actividad y trabajo defendiendo consiguen que su aportación pueda ser positiva incluso en los días en que no anota (el partido contra CSKA deja muchos rebotes de su equipo previamente tocados por él). La trayectoria de Rudy Fernández habla de un jugador con muchos recursos ofensivos, bueno en campo abierto, buen tirador y, por encima de todo, excelente atacando el aro penetrando. Es esta última cualidad la que más parece verse afectada, ya que Rudy apenas saca ventajas cuando ataca el aro (en Euroliga esta carencia se nota más) lo que le obliga a depender exclusivamente del lanzamiento exterior, donde también parece que sus piernas le ayudan menos a conseguir buenas posiciones. En Europa, donde conseguir “bandejas” en juego cinco contra cinco cuesta mucho, esta cualidad es diferencial y Rudy era uno de esos jugadores que aportaba este plus. El tiempo dirá si esta situación es puntual o el primer síntoma de decadencia pero particularmente confío en la capacidad de Rudy Fernández de interpretar las necesidades de su equipo y recordar que su valor como jugador siempre ha estado marcado por su versatilidad ofensiva (aunque en los Blazers McMillan le encasillara como tirador).

El momento de Jaycee Carroll es el más preocupante desde que llegó al Real Madrid. Siempre ha sido el factor débil de la defensa de los de Laso pero en estas semanas la escabechina de los rivales está siendo tremenda. Baskonia y CSKA de Moscú (o sea, verdaderas varas de medir) percutieron sin miramientos contra el norteamericano y Laso optó por evitar su presencia muchos minutos en pista. La presencia de Carroll se justificaría por su acierto en el tiro pero parece que el bueno de Jaycee se está llevando sus problemas en defensa a  las situaciones de ataque donde no logra encontrar acierto en el tiro ni buenas opciones de tiro. Los rivales parece que pasan mejor los bloqueos que recibe, aunque a lo mejor es que coincide poco en pista con el pívot que mejor bloqueos pone, Felipe Reyes, y con el base que mejor le pasaba el balón, Sergio Rodríguez. Tengo en el recuerdo la enorme influencia de Carroll en el título de Euroliga del Real Madrid hace dos temporadas pero me muestro algo escéptico respecto a que veamos a Carroll en ese nivel contra los mejores equipos de Europa. Como admirador de la trayectoria y personalidad del estadounidense me encantaría equivocarme, pero la intensidad física de los equipos “TOP” empieza a superarle.

El valor de Jaycee

Lunes, 22 Octubre 2012

Jaycee Carroll es una bendición para nuestra competición.  Da igual de que equipo seas, es muy difícil que te guste el baloncesto y no encuentres como excepcional todo lo que ofrece el jugador del Real Madrid. Más allá de sus enormes cualidades, es admirable su gran capacidad para mantenerse concentrado en el partido y como asume que los errores propios y los de los demás (ya sean compañeros o árbitros) forman parte de este juego. No es nada desdeñable esta cualidad sobre todo si la comparamos con algún compañero empeñado en comportarse como si quisiera que siempre los focos le apuntaran a él. Poco más que lo que dura una mueca se permite Carroll distraerse de su particular misión, anotar.

Moscú y Tenerife han sido las dos últimas ciudades que han disfrutado del “show de Jaycee”. En los dos partidos, el escolta estadounidense ha logrado maquillar dos malos partidos de un equipo que ha acusado el desgaste físico de los viajes y su tendencia a relativizar conceptos defensivos básicos para cualquier grupo. La defensa es precisamente el factor que explica que sea difícil que Carroll supere con holgura los 20 minutos por partido de juego. Lo sabe Pablo Laso y todos los entrenadores que juegan contra el Real Madrid. En el partido contra C.B. Canarias, los madrileños se mantenían en el partido a duras penas hasta que el entrenador local, Alejandro Martínez apostó su suerte a castigar la defensa de Carroll con situaciones cercanas al aro para Saúl Blanco. En esas Pablo Laso tiró de manual y retiró a Jaycee con el marcador ya desfavorable pero la reacción de su equipo no fue la esperada. Con casi todo perdido Pablo Laso dió marcha atrás, protegió a Carroll con defensas zonales y éste se encargó del resto en ataque con esos tiros aparentemente imposibles y que desafían cualquier defensa por la rapidez con la que es capaz de levantarse.

No debería el Real Madrid acostumbrarse al “milagreo” para sacar partidos como el disputado contra el CB Canarias ni deberíamos dejar de admirar las exhibiciones de Carroll aún cuando sean habituales. Su papel no es nada sencillo, está condenado a anotar para ganarse continuidad en el juego y cada vez que pisa la pista es el principal foco de su rival en ambos lados de la cancha. Nada de eso altera a Jaycee, un regalo para la Liga Endesa, un anotador, sólo eso y todo eso.

Pizarra y coraje

Domingo, 19 Febrero 2012

Leo lo escrito ayer y no evito sentirme con esa sensación de “zas en toda la boca”. Me alivia pensar que opiniones seguramente más doctas que la mía también consideraban favorito al Barcelona Regal, una condición ganada a pulso en la presente y en las pasadas temporadas.

Todo lo dicho otorga más valor a la extraordinaria victoria del Real Madrid. El equipo dirigido por Pablo Laso ha cumplido con la premisa exigida para ganar a un rival como el Barça, jugar un partido muy cerca de su mejor límite.

Pablo Laso. El técnico madridista ha asumido la iniciativa táctica desde los primeros momentos. En defensa ha concedido tiros libres a costa de mandar el mensaje al Barcelona de que el equipo se había dejado su aureola de “blando” en la caseta. El mensaje no se quedó ahí, en ataque jugó las primeras opciones con Carlos Suárez contra Pete Mickeal, traducido ” yo pienso que tengo una ventaja dónde tú crees que eras superior”. El partido necesitaba de dureza defensiva y Carroll y Sergio Rodríguez se veían perjudicados en las rotaciones. Laso esperó su momento. El de Rodríguez no llegó porque Llull estuvo dominador de cabo a rabo pero el de Carroll sí, y fue decisivo.

El momento de Carroll es muy representativo de la mentalidad con la que el Real Madrid ha afrontado el partido. El Barça apretaba y el partido tenía un tufillo similar al que disputó el equipo catalán en semifinales contra Caja Laboral. Pero el coraje en la dirección de Laso dio una vuelta de tuerca más obligando a su equipo a jugar permanentemente para castigar la defensa de Juan Carlos Navarro. Esto es, “no voy a dar un paso atrás, voy a seguir buscándote las cosquillas”. El acierto de Carroll ha otorgado más valor a la decisión de su entrenador y ha dado el empujón definitivo para un grupo que, en muchos momentos, ha ridiculizado a la mejor defensa vista en Europa en muchos años.

Llull y mucho más. Sergi Llull ha sido un merecidísimo MVP. Más sereno que habitualmente (incluso en sus modélicas declaraciones post partido) y decisivo en acciones puntuales del encuentro. Parece claro que el jugador balear explota más su físico contra bases que contra escoltas. Es cierto que aún tiene margen de mejora en la dirección pero LLull es un claro ejemplo de cómo ha evolucionado la posición de base en los últimos años. Sergi  no es menos base que el 90% de bases de la Liga Endesa. Si se deja enseñar mejorará su capacidad de dirección sobre todo cuando dentro de aún muchos años su descenso de nivel físico le obligue a pensar más. Su nivel  de la final parece mostrarnos que es un jugador que se deja enseñar, que siga así.

LLull y Carroll aparte, el nivel general del Real Madrid ha sido extraordinario. Suárez ha superado a Mickeal y ha mandado los primeros mensajes de carácter a sus compañeros, Begic ha mejorado lo que ha realizado el mermado Tomic y Pocius y Felipe han sellado las grietas que Navarro y Lorbek han generado en la defensa blanca en el tercer cuarto.

Y el Barcelona. El equipo de Xavi Pascual no ha encontrado el partido que esperaba. No pensaba que el Real Madrid iba a competir al nivel físico que lo ha hecho y se ha visto enormemente sorprendido. Desde el primer momento mostraba síntomas claros de un equipo tenso, cuestionando demasiado las decisiones arbitrales y pasándose el balón con menos frecuencia y calidad que en otras ocasiones (sólo 3 asistencias al descanso). Entrenador y técnicos se han ganado todo el crédito del mundo, el tiempo dirá que secuelas deja esta derrota.

Wright y la tapadera

Viernes, 14 Octubre 2011

Los -19 de valoración del jugador de Asefa Estudiantes,  Antoine Wright han sido uno de los temas recurrentes de la segunda jornada de la Liga Endesa. Es lógico que un dato estadístico tan llamativo tenga su espacio, pero me ha llamado la atención la excesiva difusión de este hecho. Que el jugador norteamericano hizo un partido malísimo es tan obvio como que su récord negativo ha servido de tapadera para esconder el mal tono general del equipo.

(more…)