Blogs

Archivo de la categoría ‘Prigioni’

Héroes del 2008

Martes, 30 Diciembre 2008

Termina un gran año para nuestro deporte, lleno de imágenes inolvidables, que ha confirmado la buena salud del baloncesto español.

2008 ha sido un continuo guiño al pasado, en los Juegos Olímpicos asistimos a la redención de Estados Unidos,  los Lakers y  los Celtics dominan la NBA como en los 80 y el CSKA de Moscú conquistó una nueva Euroliga.

Estos son, en mi opinión, los personajes más destacados del año que termina en el mundo del baloncesto:

1.- Ettore Messina: Nuevamente campeón de Europa, entrenador de enorme prestigio, no solo por sus títulos sino también por las novedades tácticas que aporta cada temporada. Probablemente, el técnico de referencia en el baloncesto europeo actual.

2.- Rudy Fernández. El jugador español del año. Los Juegos Olímpicos confirmaron que no tiene límites y su llegada a la NBA ha sido tremendamente prometedora. Tengo dudas sobre cómo afectará a su situación en Portland la convivencia con Brandon Roy.

3.- Pau Gasol. Su llegada a los Lakers le ha reactivado a él y a todos los seguidores españoles de la NBA que ven la posibilidad de que un español se haga con el preciado anillo de campeón.

4.- Paul Pierce. Básico para que los Celtics consiguieran un nuevo título. En un equipo con jugadores de la talla de Ray Allen, Rajon Rondo o Kevin Garnett, Pierce fue el  indiscutible líder del equipo de Boston tanto en ataque como en defensa. En un año, su consideración como jugador ha subido de gran jugador a estrella de la NBA.

5.- Pablo Prigioni. El jugador sobre el que se construye el juego del equipo español que más victorias ha obtenido este año. El mejor base  de la ACB.

6. Felipe Reyes. Superación, constancia, intensidad. Gracias a las prodigiosas actuaciones del pívot cordobés, el Real Madrid se mantiene muy vivo en la ACB y en la Euroliga.

7. Jaume Ponsarnau. El menos mediático de la lista. Excelente y poco valorado trabajo en el Ricoh Manresa.

Prigioni, ¿el último base?

Lunes, 29 Septiembre 2008

El Tau Vitoria ha obtenido su cuarto título consecutivo en la Supercopa ACB, una competición atractiva que se va quitando, poco a poco, el sabor de torneo de pretemporada.

Mucha parte de culpa de este éxito la tiene Pablo Prigioni, justísimo MVP de la final y que demostró, una vez más, que es uno de los mejores bases que actualmente juegan en Europa.

Los cambios más significativos en el baloncesto de los últimos años vienen marcados por dos aspectos esenciales. Uno de ellos es la apuesta de la mayoría de equipos por jugar con practicamente un solo jugador interior y otro pívot versátil con capacidad para abrir el campo con sus lanzamientos exteriores. El otro detalle significativo es la dificultad para encontrar directores de juego con una gran capacidad para un entendimiento global del juego, anulados por la explosión de los bases jugones, hábiles en el uno contra uno y en el “pick and roll” pero con una cuestionable toma de decisiones.

Prigioni representa la mejor versión del añorado director de juego y eso que sus comienzos en España nos presentaban a un base rápido, con buen físico pero con una tendencia exagerada de jugar para él mismo. Ese cambio en su mentalidad, en reconocer que su principal misión es determinar en cada momento qué es lo que necesita su equipo de él transformó al base argentino de un jugador de segunda fila a un jugador absolutamente determinante en nuestro baloncesto.

El Tau ha conquistado su cuarta Supercopa consecutiva con cuatro entrenadores distintos pero con el mismo director de juego en cada caso. Prigoni compitió de tú a tú con Calderón e hizo parecer mucho peores de lo que son a Ukic y Planinic. Por el mismo camino parece ir su actual compañero de puesto Mustafa Shakur que, si fuera inteligente, no sólo debería sacar provecho de los minutos que juega sino tomar buena nota en el banquillo de todo lo que ofrece Prigioni. Si no lo hace, su paso por la ACB me temo que será efímero.