Blogs

Archivo de la categoría ‘Spanoulis’

Corazón, carácter y… Laso

Domingo, 17 Mayo 2015

Entiendo que la mayoría de los éxitos deportivos son merecidos, pero en pocas ocasiones he encontrado tan adecuado este calificativo como para esta Euroliga que ha conquistado el Real Madrid. Conozco a Pablo Laso de “Hola y adiós” pero no ha sido difícil empatizar con un técnico que ha creado uno de los proyectos más atractivos que he presenciado en este deporte.

El partido ha comenzado con el barro que ha propuesto Olympiacos ante el que el Real Madrid no ha tardado en oponer un trabajo defensivo impresionante en el que sólo chirriaba la excesiva atención en Spanoulis que dejaba campo libre a otros compañeros. También ha jugado la memoria y la presión que arrastraba el Real Madrid que ha afectado a determinados jugadores en el comienzo del partido. Por eso ha sido importante la aportación de esos jugadores que han llegado esta temporada y que han cumplido con creces su misión de aportar carácter, experiencia y mentalidad ganadora en este tipo de eventos.  Así lo ha entendido Nocioni, capaz de intimidar a un equipo tan físico como los griegos y marcar el nivel de intensidad que debían imitar sus compañeros.

Frente a ellos Olympiacos ha seguido al dedillo su habitual manual de supervivencia. Normalmente, el paso de los minutos desgasta a sus rivales sobre todo mentalmente por lo incómodo que resulta enfrentar a estos guerreros indomables a los que, de vez en cuando, hasta se les escapan sonrisas cuando van por detrás en el marcador. El mérito del Real Madrid ha residido en su fortaleza mental para agarrarse a su defensa cuando los griegos les llevaban a ataques sin fluidez y con poca circulación de balón. Desde la solidez de su trabajo defensivo y con la aportación de los menos habituales Rivers, Slaughter, Maciulis y Nocioni, el equipo dirigido por Pablo Laso superó un momento de duda donde un parcial de 11 a 0 de los griegos amenazaba con una historia ya conocida. Entonces apareció Carroll, que recordó al de sus mejores días y con sus triples arañó la mentalidad de los  griegos a los que castigó verse con la obligación de hacer un nuevo esfuerzo para meterse en el partido. A fe que lo intentaron pero enfrente ya no estaba el equipo que había perdido dos finales sino el grupo que mejor baloncesto ha hecho en los últimos años en Europa.

Mención especial para Pablo Laso. Desde su llegada el Real Madrid ha recuperado la competitividad y ha sido capaz de construir un proyecto en el que ha sabido evolucionar como entrenador y hacer progresar a sus jugadores. Un técnico con cintura para corregir errores como el que les llevó a llegar tiesos al final de la pasada temporada y con habilidad para identificar los aspectos que marcan la diferencia en los partidos. La dimensión de Laso se ha manifestado en detalles como saber sacar rendimiento en defensa de tipos como Carroll o Rivers, leer los quintetos de “pequeños” que planteaban los griegos y confiar en la mayor calidad de sus jugadores de banquillo, aspecto en el que los blancos superaban a sus rivales. Por  encima de todo, un tipo normal, que ha alcanzado la cima del baloncesto europeo desde la serenidad, la confianza en su método y construyendo la mejor pareja de bases del baloncesto europeo que, incluso en un día no especialmente brillante, también han marcado la diferencia con sus rivales.

Jugar mucho, competir como nadie

Domingo, 12 Mayo 2013

Hay un momento en el último minuto en el que Pero Antic cambia en un bloqueo y se queda defendiendo a Rudy Fernández. Su esfuerzo por contener a un jugador más pequeño es impresionante, no le basta con intentar aguantarle sino que le presiona, intenta tomar la iniciativa y le obliga a defenderse aún teniendo la posesión del balón. Olympiacos ya gana por más de 10 puntos en ese momento.. (more…)

Lo que va de Navarro a Spanoulis

Sbado, 4 Septiembre 2010

Oficio, confianza y calidad. España se ha clasificado para Cuartos de Final del Mundial de Turquía después de un partido duro contra Grecia dónde los nuestros supieron hacer valer su mayor talento y carácter ganador. La diferencia entre España y Grecia es lo que separa a Navarro y Spanoulis. El griego es un jugador brillante, el español es un jugador histórico, cada año mejor porque añade un extraordinario sentido de la responsabilidad en el juego que le distancian frente a otros jugadores parecidos.

Scariolo Vs Kazlauskas. Me parece justo reconocer la labor del técnico español. Más allá de la confianza que ha demostrado en sus jugadores, en especial en el banquillo y de su habilidad para plantear una zona que frenó los dos mejores momentos griegos en el partido, el técnico italiano ha demostrado en su ciclo al frente de la selección dos cualidades básicas. Flexibilidad para  modelar su manera de dirigir un colectivo y personalidad para defender sus irrenunciables ideas. Kazlauskas, el seleccionador griego empezó a perder el partido permitiendo el bochorno de su equipo en la derrota ante Rusia. Frente a España ha permitido que Spanoulis hiciera la tercera falta en la última defensa antes del descanso y no ha sabido encontrar una forma fiable de atacar la defensa zonal de los españoles.

Asignaturas pendientes. Siendo un claro aspirante al título, España debe seguir progresando para avanzar en la competición. La prioridad pasa por ser más constantes y sólidos. El equipo ha vuelto a zozobrar durante algunos minutos donde concede demasiadas opciones claras de anotación a los equipos rivales. Las miras se dirigen a la fragilidad reboteadora de los pívots pero más bien debemos fijarnos en la inconsistencia defensiva de nuestra primera línea de exteriores. Aunque el campeonato de Raúl López está siendo bueno sigo pensando que Llull podría ayudar jugando en algún momento de base.

Serbia. Si nos fiamos por el partido que ha jugado frente a Croacia, tenemos poco que temer pero el choque pinta a ser duro de verdad porque los balcánicos cuentan con una defensa bien trabajada y dominan el juego 2×2 con Krstic y Perovic. España afrontará el choque con más confianza y con más jugadores sumados a la causa y además, tenemos a Navarro.