Blogs

Archivo de la categoría ‘Turiaf’

El valor del pasado

Mircoles, 8 Agosto 2012

Hay muchas frases tópicas que se suelen utilizar de manera despreocupada, aquello de que “cada partido es distinto” o “el pasado no cuenta para nada”. Una vez visto el España-Francia pienso que los precedentes entre ambos equipos y el curriculum reciente de ambas selecciones han tenido mucho que ver en el desenlace final de un encuentro en el que la selección dirigida por Sergio Scariolo ha tirado de  carácter y acierto en  decisiones puntuales desde el banquillo para obtener un nuevo e indudable éxito como es luchar por las medallas de unos Juegos Olímpicos.

Y Llull jugó de base. Llevar tres bases y utilizar en los momentos decisivos a un escolta de base puede interpretarse como un síntoma de improvisación o como una manera de exprimir todos los recursos disponibles en la plantilla.  Me quedo con la segunda opción, por coherencia con lo escrito en los días anteriores donde aludíamos a que la sobreexplotación de determinados jugadores podía limitar la variedad de recursos de los que disponía el grupo.

Lo cierto es que Parker dirigía irremediablemente a Francia a la victoria hasta que Llull ha logrado incomodarle recordando principios defensivos básicos “no hay que defender cuando el atacante recibe sino defender para que no reciba”. Con Parker fuera del partido, Francia ha empezado a ver el campo más pequeño y la memoria ha hecho el resto, ni rastro ha quedado de la facilidad para circular el balón de los franceses, encogidos ante el panorama de una nueva derrota frente al rival al que más desearían ganar. La frustración demostrada en las acciones violentas del final del partido de Turiaf y Batum explican muy bien el estado mental con el que Francia ha competido los últimos minutos.

Nombres y detalles. La victoria constata, una vez más, la capacidad competitiva del grupo y las dudas que arrastra España durante todo el campeonato. En ataque el desacierto en el tiro exterior desgasta mentalmente al equipo. Los minutos de Ibaka deben valorarse por lo que condiciona el ataque de los rivales y las opciones de transiciones rápidas que posibilita. La aportación de Marc Gasol ha sido positiva y quizás lo sería más si no acumulara ciclos de muchos minutos seguidos y Navarro sigue con su particular puesta a punto después de sus problemas físicos anticipando que en la semifinal estará aún mucho mejor. No bastan estos aspectos para reconocer aún a este equipo al nivel del pasado Campeonato de Europa pero pueden ser un buen punto de partida para afrontar los dos últimos partidos.