Blogs

Entradas con etiqueta ‘Artest’

¿Vientos de cambio en L.A.?

Martes, 6 Diciembre 2011

Si nos guiamos por aquello de “Cuando el río suena agua lleva”, parece que se avecina una pequeña revolución en Los Angeles Lakers. Las sensaciones dejadas en su serie contra los Mavericks apuntaban un equipo con demasiado plomo en las piernas y muchos anillos en los dedos como para pensar que con  la actual configuración de la plantilla pudieran luchar contra el emergente poderío sobre todo representado en las franquicias del Este.

Si hablamos de los Lakers es inevitable analizar en que situación puede quedar Pau Gasol. Su salida del equipo californiano está muy relacionada con los objetivos a los que apunten sus dirigentes. Si los tiros apuntan a “caza mayor” como Chris Paul o Dwigth Howard las opciones de que Gasol permanezca en California se me antojan escasas.

Es cierto que Bynum también puede ser un jugador apetecible por su extraordinario potencial pero su historial de lesiones le pueden hacer menos apetecible ante un jugador más veterano pero que ofrece más garantía de rendimiento como Pau Gasol. Lo cierto es que por mucho que busquemos aspectos positivos de algún traspaso para el jugador español, cuesta pensar en algún cambio que beneficie las aspiraciones deportivas y la motivación de un jugador fundamental para los éxitos más recientes de los Lakers. Los hipotéticos destinos de Pau en el año previo al único gran objetivo que le queda por conseguir en su carrera, el oro en los Juegos Olímpicos, no parecen excesivamente atractivos. Orlando Magic está lejos del nivel de Miami, Boston o Chicago (en espera de qué hace Nueva York) y New Orleans tendría problemas para ser un equipo de Play Off en el Oeste.

Base, pívot, ¿los dos? Un base y un pívot encabezan las opciones de reconstrucción de los Lakers. No es casualidad si atendemos a que la franquicia californiana lleva mucho tiempo sin contar con un base All Star, confiando en que las bondades del “Kobesistema” camuflaran cualquier deficiencia. Chris Paul es uno de los mejores bases de la Liga y su juventud garantiza estabilidad de rendimiento en el puesto durante años pero en mi opinión si los Lakers sólo pudieran ”poner todos los huevos en una cesta” deberían apostar por Howard, un pívot absolutamente dominador en ambos lados del campo. Historicamente, las grandes dinastías de los Lakers se han producido con los mejores pívots del momento y el pívot del momento es sin duda Howard.

La opción de que llegaran Howard y Paul garantiza que del último quinteto titular de los Lakers sólo quedaría Kobe Bryant, una revolución en toda regla. Sentimentalismos aparte y con los cuatro últimos partidos contra Dallas Mavericks en la retina cambiar (siempre hipoteticamente) a Bynum,  Gasol y Artest (o como quiera que se llame ahora) por Paul y Howard sería una buena operación para los Lakers, otra cosa es que también tuvieran que desprenderse de Odom, ahí empezarían las dudas…

Paul y el resto

Lunes, 25 Abril 2011

Hacía tiempo que no veía a un jugador dominar la escena de un partido como lo está haciendo Chris Paul en la serie de sus Hornets contra Los Angeles Lakers.  Paul representa en el juego el eslabón perdido entre los bases-bases representados por Kidd y Nash y los bases-escoltas que encuentran en Derrick Rose y el novato John Wall a sus máximos exponentes.

Hasta estos play offs la temporada del menudo base no podía catalogarse de brillante ni mucho menos. Entre sus problemas de lesiones y su exagerada tentación por demostrar que su ciclo en los Hornets había terminado, Paul no parecía lo suficientemente implicado con el grupo. Nada mejor que los Play Off y los Lakers como rival para exhibir todas esas cualidades que hacen de él uno de los mejores bases de los últimos años. Su sola presencia está bastando para desorientar a unos Lakers que, la verdad, no ofrecen sensaciones de equipo campeón.

En los Hornets de Nueva Orleans todo  empieza y acaba con Paul. Su actuación tiene el mérito de mejorar a jugadores ya de por sí buenos como Landry, Okafor o Belinelli y de lograr que otros como Grey (tirando a mediocres) puedan contar a sus nietos que anotaron con regularidad ante un equipo campeón de la NBA. ¿Qué oponen los Lakers frente a Paul? En defensa intentan alternar su marcaje utilizando a Fisher, Bryant y Artest, la medida no está incomodando al genial base porque está siendo capaz de leer las distintas ventajas que tiene sobre todos ellos. En especial, está siendo admirable como está jugando con la ansiedad de un Kobe Bryant que parece especialmente tenso en esta serie.

Quizás los Lakers deberían ser más agresivos intentando trabajar en más espacio para castigar físicamente a Paul y obligarle a soltar el balón antes, también cabe la posibilidad de utilizar a Shanon Brown de base para que Paul deba desgastarse algo más en defensa. Entiendo que Jackson piense que deben ser capaces de ganar a Nueva Orleans a pesar de que Paul realice grandes partidos pero los Play Off avanzan y el laureado entrenador no da señales de reacción.

De lo de Bryant, Gasol y el dormilón Jackson

Martes, 1 Febrero 2011

O lo aprecié mal, o juraría que vi al bueno de Phil Jackson a punto de echarse una cabezadita en el partido Lakers contra Celtics del pasado domingo. Es cierto que el sueñecito no se consumó pero la actitud de Jackson en el banquillo tiene un aire displicente que ya huele. Vale que el hombre se quiere retirar, cierto que a él lo que verdaderamente le “pone” son los Play Offs pero el equipo navega en una deriva peligrosa que se manifiesta en un balance lamentable frente a los mejores equipos de la competición.

El partido dejó mensajes bastante contundentes que van más allá de la relativísima importancia del resultado en estos momentos. Gasol y la web de Gasol sugieren que Bryant asumió más tiros de los debidos. Nadie duda de la vocación de héroe de Kobe ni que es el jugador de los Lakers más preparado para anotar pero es cierto que el sistema ofensivo de los Lakers nace de la capacidad de asociación mediante el pase de sus jugadores, si tienes al mejor pívot pasador del planeta sería conveniente que recibiera el balón mucho más a menudo, aunque también deberíamos quitarnos la venda españolita y reconocer que el Gasol posterior a la recuperación de Bynum está lejos del gran nivel que mostró en el mes de noviembre.
Porque esa es otra asignatura pendiente de los Lakers, encajar a sus dos torres con la voracidad anotadora de Bryant y con las penetraciones kamikazes de Ron “huele a traspaso” Artest. Claro que todo eso debería ser cosa de Phil Jackson al que su colección de anillos hace que debamos perdonarle todo, desde su pasividad, su incapacidad para construir una defensa al nivel de las mejores y su insistencia en no contar más minutos con jugadores como Shannon Brown que aportan la capacidad atlética y el físico que a veces precisa el grupo.

Hay un detalle que parece que el equipo californiano no acaba de asumir. El nivel de juego mostrado los dos años anteriores que les ha valido el título de campeón no será suficiente este año para conseguir el objetivo. Boston es mucho mejor equipo porque Rondo ha crecido mucho como jugador y los veteranos tienen sangre en los ojos de la última derrota, San Antonio va camino de contar con el factor cancha a favor en todas las eliminatorias del Oeste y Miami solo puede mejorar de aquí a que comiencen los Play Offs. Las sensaciones recien comenzado febrero es que los actuales campeones defienden mucho peor que sus presumibles rivales y tienen poca conciencia colectiva en ataque. Ahora mismo, el título parece Misión Imposible.

Sobrados

Viernes, 8 Octubre 2010

Dos equipazos en distintos momentos de forma que disputaron un partido correctito y poco más (nos están vendiendo un partidazo que fue bastante castaña) pero que demostraron  las diferentes realidades de los equipos dominantes en Europa y Estados Unidos. Ninguna sorpresa en el resultado aunque alguna en el post partido.

“Sobrado” Phil Jackson y algunos de sus jugadores. Que Kobe Bryant muestre más humildad (por lo menos públicamente) que su afamado entrenador es de por sí sorprendente. Es cierto que al equipo catalán se le haría largo y costoso el camino de los 82 partidos de la Liga regular pero faltó algo más de reconocimiento y menos autocomplacencia en las declaraciones posteriores del Señor Jackson.

Sobrada la defensa del Barça. El mayor mérito de todos los que acumula Xavi Pascual es la creación de unos mecanismos defensivos excepcionales, capaces de tapar las carencias de sus jugadores menos brillantes en este aspecto y explotar las características de los más dotados, ¿acaso no se trata  de eso?, fácil decirlo y muy difícil de  plasmar con tanta brillantez como lo hace el Regal Barcelona.

Sobrado” Ron Artest. Qué decir de este personaje, alimentado de una leyenda de gran defensor (gran pegador diría yo) que confundió intensidad con violencia. Uno de los jugadores más sobrevalorados de la NBA, técnicamente pobrísimo, como muchos de sus compañeros como el novato Derrick Caracter que se hartó de recibir tapones por su incapacidad para utilizar la mano izquierda. Músculo y músculo sin cerebro ni talento. ¿esta es la diferencia física de la que habla Phil Jackson?

Sobrado el banquillo del Barça. ¿No os pareció bastante mejor que el de los Lakers?. Veamos. Lakovic-Blake: 1 (para mí, claro). Grimau-Barnes: 2 (por poco) Sada-Brown: 2 (aunque Sada volvió a demostrar que es tremendamente útil). Lorbek-Caracter: 1 (clarísimo, sin discusión de ningún tipo). Vázquez o Perovic- Ratlif. 1 (cualquiera de los dos y por varios cuerpos de diferencia). Basile-Vujacic, 1 (¿pero cuánto hace que no mete una Vujacic?).

NBA en estado puro

Viernes, 18 Junio 2010

Pensaba esta noche cuando acababa la Final de la NBA que el Séptimo partido entre Lakers y Celtics representa fielmente lo que es la situación de la Liga Norteamerica actualmente con todas sus grandezas y miserias a cuestas. Un partido de una calidad bajísima marcado por los nervios y malas lecturas de juego de la mayoría de los jugadores de ambos equipos y de una dureza defensiva extraordinaria, jugado con una pasión extrema que compensaba la permanente visión de malos pases y lanzamientos. El último minuto y medio del partido permanecerá por mucho tiempo en la memoria de los amantes de la NBA.

Los Angeles Lakers

- Orgullo. Si los de Phil Jackson igualan en corazón a Boston, tienen mayor calidad para llevarse el triunfo. La aplicación defensiva de los Lakers en los últimos 15 minutos de partido ha sido la mejor exhibición colectiva en defensa en mucho tiempo.

- Secundarios. Fisher, Artest y Odom han sido decisivos en el partido final. Tres jugadores veteranos, desconcertantes, irregulares pero con un gen competitivo especial que ha resultado decisivo.

- Bryant. Preso de su ansiedad, ha compensado su desacierto con una actividad impagable que le ha permitido ayudar en otras facetas del juego. Durante la Serie Final ha tenido momentos grandiosos pero da la sensación de que no termina de convencerse de que un punto de altruismo en su juego le haría escalar posiciones en el Olimpo del baloncesto.

- Gasol. El partido del jugador español ha sido emocionante. Extraordinario en el rebote, también ha sucumbido a la ansiedad pero ha sabido dominar sus nervios en los momentos más decisivos del partido. No hay sensación más grande que la de saberse y sentirse respetado. El crédito de Gasol crece y crece en la liga norteamericana. Mientras esté en los Lakers, estos seguirán siendo candidatos a todo.

- El futuro. Mientras esperan la decisión de Phil Jackson sobre su continuidad, los Lakers pueden vislumbrar el futuro con mucho optimismo. Bryant y Gasol están en un gran momento y Bynum debe mejorar año tras año. Aún así, deberían moverse en encontrar algún jugador fiable que de mayor consistencia a su banquillo. El año que viene serán de nuevo los máximos favoritos.

Boston Celtics

- Extraordinarios. La derrota de los Celtics es tremendamente conmovedora. El equipo ha llegado justísimo de fuerzas pero con el orgullo intacto al último partido. Han tenido el partido dominado gracias a su solidaridad en ambos lados del campo pero no han tenido piernas para defender el último arreón de los Lakers.

- Doc Rivers. El entrenador del equipo perdedor sale muy reforzado de estas finales. Ha mostrado recursos infinitos en la preparación de jugadas puntuales,  capacidad de improvisación y una sensacional preparación de los partidos.

- Rondo. Ha sido el factor decisivo para que los Celtics llegasen a la final y un auténtico dolor de cabeza para los Lakers. Poderosos físicamente, se ha destapado como un gran competidor. Va camino de ser un jugador legendario

- El futuro. Una incógnita. El rendimiento en las Finales de los Pierce, Garnett y compañía hace pensar que aún les queda un aliento de baloncesto del máximo nivel, pero la conferencia Este se antoja durísima la próxima campaña. Quizás es el momento de romper el “Big Three” y rejuvenecer el equipo. Se han movido muy bien en verano los últimos años y eso nos hace pensar que no debemos descartar una reedición de esta final la próxima campaña.

P.D. Si fuera de  los Celtics no estaría pero que nada contento con el arbitraje de este séptimo partido.