Blogs

Entradas con etiqueta ‘Bryant’

El “cuatro” de D´Antoni

Mircoles, 28 Noviembre 2012

Mike D´Antoni debió pensar que todo sería más fácil cuando aceptó hacerse cargo de los lakers. Las sensaciones que transmitía el equipo con Brown eran difíciles de empeorar y lo cierto es que durante algunos momentos de determinados partidos los Lakers han dado la sensación de ser capaces de adaptarse a la velocidad de ejecución que exige su nuevo entrenador. Pero no nos engañemos un balance de 8 derrotas en los primeros 15 partidos de la competición es un dato tremandamente decepcionante para un equipo construido para pelear por el título. (more…)

Lakers, algo más que una apuesta

Viernes, 31 Agosto 2012

Aún queda lejos el comienzo de la próxima temporada de la NBA pero apetece ir pensando sobre lo que nos puede deparar una competición que se presume de gran interés por el impacto que pueden suponer los movimientos de este verano, por los nuevos jugadores que presentará y por el recorrido que puedan tener viejos conocidos de la Liga Endesa como Claver, Prigioni o Teletovic (¿regreso de los tres en uno o dos años?)

La acumulación de talento en los Lakers es el tema que mayor tiempo ocupa en las tertulias previas a la temporada pero en espera de ver cómo Mike Brown logra conjugar la capacidad de pase de Nash con la tendencia a acaparar el balón de Bryant y la exhuberancia física de Howard, me gustaría detenerme en el contraste de estilos que representará esta versión de los Lakers con el actual campeón, Miami Heat, que logró el anillo jugando muchos minutos con dos aleros como Lebron James y Shane Battier jugando como “falsos” interiores.

En cierto modo, Miami Heat fue una versión anterior (y muy inferior)  de lo que nos ofreció la selección de Estados Unidos en los recientes Juegos Olímpicos de Londres. El modelo se basa en elegir los mejores jugadores y no los mejores jugadores en cada posición, se asumen riesgos de inferioridad física en defensa pero se tratan de compensar con soluciones más agresivas, mayor ritmo de juego y una gran capacidad para aprovechar al máximo las dimensiones del campo haciendo coincidir  muchas amenazas de lanzamiento exterior en el campo. Los próximos años nos darán la respuesta de si es un estilo creado por necesidad o por convencimiento en la medida en que será replicado por más equipos pero lo que es cierto es que el peso en el juego de los jugadores grandes parece ir a menos en la NBA entrando en juego la duda del huevo o la gallina. ¿Tiene menos importancia el juego interior porque no aparecen jugadores rutilantes en esas posiciones o no destacan jugadores en esas posiciones porque cada vez se les concede menos importancia en la táctica ofensiva? Un poco de todo hay, aunque tiendo a inclinarme más por la segunda opción.

El estilo de Miami Heat  se verá reforzado este año con las incorporaciones de Ray Allen y Rashard Lewis (más madera para el lanzamiento exterior) por lo que Lebron James continuará con esa imparable progresión en los puestos que le llevará de ser casi un base en sus primeros años en la Liga a jugar casi de “cinco” en los momentos decisivos de los partidos. El enfrentamiento contra los Lakers opondrá esta forma de juego a otra más tradicional que representa la franquicia californiana dónde se debería jugar mucho más “de dentro hacia fuera”. El éxito o no de la fórmula de los Lakers tiene una trascendencia que puede influir en los patrones del juego de los próximos años, aquella fórmula de “un gran base y un gran pívot” que históricamente ha sido dominante se enfrenta a las nuevas tendencias de jugadores sin posiciones definidas y un baloncesto desestructurado a propósito. Los pívots del futuro seguro deberían apoyar a los Lakers, quizás su cuenta corriente no se vea afectada (porque el centímetro de más se sigue pagando demasiado bien en la NBA) pero los balones que reciban y sus minutos de juego pueden decidirse en la temporada 2012-2013. Yo creo en la apuesta de los Lakers,  sólo tengo la duda de si Kobe Bryant también cree en ella porque parece incompatible con lanzar 25 tiros en un partido…

Brasas de Londres

Jueves, 16 Agosto 2012

Reposado el éxito de la selección española en Londres es hora de hacer un balance de distintas sensaciones que ha dejado el baloncesto olímpico no sólo en lo que atañe a España sino a los aspectos de interés que ha dejado una competición que ha consolidado diversas ideas que venían anunciándose desde hace un tiempo, ausencia de apariciones jóvenes relevantes, cierta intención de utilizar más defensas alternativas y patrones de juegos ofensivos cada vez más sencillos y cortos con muchos elementos de distracción encaminados a facilitar el terreno al juego 2×2 con bloqueo directo dominante en el baloncesto actual. (more…)

Qué cosas

Viernes, 16 Marzo 2012

Sigo con atención los últimos días previos al cierre de traspasos en la NBA. No sé muy bien por qué, porque no me gusta desviarme mucho del juego en sí pero es interesante observar la ingeniería financiera y deportiva que aplican las franquicias americanas para mejorar sus plantillas a corto plazo o dejarse espacio salarial para acometer una reestructuración futura.

Probablemente uno de los traspasos menos influyentes deportivamente es el que más me ha llamado la atención. Derek Fisher deja los Lakers y marcha a Houston a cambio de Jordan Hill. Que Fisher ya no es un base de un equipo que opte al título es tan evidente como el mal cuerpo que te deja la noticia de su marcha. Uno intenta creer que hay jugadores que se merecen algo más que un traspaso en la hora previa al cierre de mercado porque quiere pensar que las grandes franquicias se construyen también de héroes y símbolos más anónimos, Fisher desgraciadamente no es considerado así para los Lakers que le ven como un base en retirada con una opción de continuar jugando demasiado cara. Por cierto, si Bryant tiene tanto poder como dicen en los Lakers, mal le deja esta salida de Fisher y si se ha hecho sin su consentimiento, una herida en el corazón de Kobe que veremos en el futuro que consecuencias tiene. Mientras tanto que nadie olvide que algún anillo de los que luce Bryant se logró gracias en parte a algún tiro ganador del bueno de Derek.

La NBA es una competición extraordinaria con una jerarquización excesiva de los jugadores. El polo opuesto a Fisher lo representa Dwight Howard, el descomunal pívot de Orlando Magic. El culebrón de su posible salida de la franquicia de Florida ha sido el mayor aliciente de los últimos días. Howard es una de las imágenes de la Liga, un tipo simpático que siempre deja alguna perlita en sus comparecencias públicas y que aún tiene mucho margen para ir conociendo algún secreto del juego además de sus descomunales mates y tapones. La desesperación de Orlando por mantenerle ha dado pie a rumores de que le ofrecían la posibilidad a Howard de elegir la estructura deportiva del equipo. Entiendo que la noticia sería una broma que ridiculizaba la obsesión de Orlando por retener a su estrella porque imaginarse los criterios que podía utilizar un jugador como Howard para elegir un entrenador sólo puede provocar carcajadas.

Broma o no, esta es la NBA de ahora, espectacular y con una gran colección de muy buenos jugadores (el equipo de Londres será el mejor presentado por USA desde el Dream Team) pero con demasiadas cosas rodeándoles que les apartan de conocer y respetar el juego. Y no lo dice ningún experto en la Liga pero habiéndose iniciado en la NBA en los tiempos de Magic Johnson, Larry Bird, Kevin Mchale o James Worthy (qué buenos eran también los dos últimos) determinadas cosas no pueden provocar más que rechazo.

USA y la lista

Mircoles, 11 Enero 2012

Ya se conocen los 19 integrantes de la preselección de Estados Unidos que disputarán los Juegos Olímpicos de Londres 2012. Un grupo de jugadores impresionante sobre los que la palabra derrota sólo puede vincularse a la desidia, el egoísmo y la falta de actitud. Sin estos condicionantes, ganar a esta selección va a ser misión imposible pero si hay un grupo de Egos que puedan degenerar hasta el desastre, éstos son los norteamericanos.

Los bases y la sombra de Rondo. Rajon Rondo no encajó nada bien su descarte para el pasado Campeonato del Mundo y su ausencia no sorprende aunque castiga a la vista cuando lees los nombres de Eric Gordon y Chauncey Billups. La capacidad para anotar desde larga distancia de estos dos jugadores es su aval ante las defensas cerradas europeas. ¿Suficiente?. En mi opinión, en absoluto y deberían ser dos descartes seguros. Derrick Rose, Chris Paul y Deron Williams son garantía más que suficiente por lo que Westbrook también debería tener este verano más vacaciones que sus compañeros, igual así tiene tiempo para pensar que es poco para un base dar cuatro asistencias por partido.

Talento infinito. Kobe Bryant, Wade, Lebron y Durant son fijos entre los exteriores. Serán los jugadores más utilizados de la selección y tanto Lebron como Durant lo harán en muchas ocasiones en la posición de “Cuatro” para adaptarse a los rivales. Esto deja poco espacio a jugadores como Odom e Iguodala, jugadores que merecen un reconocimiento por sus continuas contribuciones a la selección de Estados Unidos pero que en este principio de temporada están demostrando que sus mejores días parecen haber pasado. Queda por resolver qué pasará con Carmelo Anthony, otro talentazo pero que quizás sea sacrificado por Mike Kryzewski en beneficio de jugadores más complementarios ya que lo que puede aportar Anthony está más que cubierto con Durant y Lebron James.

Lamarcus Aldridge, Kevin Love, Chris Bosh y Blake Griffin. Cuatro grandes jugadores que no podrán ir todos a Londres. Mi elección personal se inclina por Kevin Love, por su temporada y su voracidad reboteadora tan necesaria en este tipo de competiciones y por Blake Griffin como presentación internacional del quizás próximo dominador de la Liga. Los dos jugadores ocupan la posición de “cuatro” en la NBA pero creo que jugarán más minutos de “cinco” dejando más espacio a jugadores pequeños.

Howard y Chandler. Con uno basta. Las últimas elecciones de Coach K nos hacen aventurar que sólo llevará un pívot nato  a los  Juegos Olímpicos. Esto quiere decir que irá Dwight Howard, el jugador interior más dominante de la liga. Con Howard reboteando y taponando volveremos a ver esas famosas imágenes dónde el aún jugador de los Magic espera debajo del aro mientras sus cuatro compañeros ya están corriendo hacia la otra canasta aún sin tener la posesión de balón. Howard no rasca mucha bola en esta selección pero su papel es fundamental por su enorme capacidad correctora en defensa.

Dicho esto mi equipo sería: Paul, Rose y Williams (éste con alguna duda). kobe, Wade, Lebron, Durant y Carmelo Anthony. Blake Griffin, Kevin Love y Dwight Howard. El jugador número 12 daría un poco igual porque me temo que jugaría poco, aunque habría que apostar por alguien de un perfil más interior por la estructura del equipo. Quizás llevaría a Aldridge aunque los galones de Bosh pueden pesar un poco más en la decisión final. Y para vosotros ¿quién debería ir?

En el punto de mira

Lunes, 26 Diciembre 2011

Esos explícitos planos de la televisión americana enfocando a Mitch Kupchak, General Manager de Los Angeles Lakers, cada vez que Pau Gasol anotaba en el partido frente a los Bulls reflejan claramente la situación que se vive en en el equipo californiano.

Cuesta pensar que en un equipo con Fisher o Blake como  bases, Ebanks o Meta World Peace (Aka Ron Artest)  como aleros y Troy Murphy como pívot de rotación, Pau Gasol suponga algún tipo de problema, pero lo cierto es que los movimientos previos al inicio de temporada han puesto en el ojo del huracán a un jugador penalizado por el culto a la exhuberancia física que se lleva en la liga americana.

Ansiedad. Hasta un jugador enormemente maduro, profesional y equilibrado como Pau Gasol es incapaz de verse alterado por esta situación. El partido contra Chicago Bulls del interesante día inaugural de la temporada en la NBA ha mostrado a un Gasol algo nervioso y errático en el lanzamiento como si en cada tiro se jugara parte de su futuro. Su esfuerzo físico ante probablemente el equipo más duro defensivamente de la Liga ha sido admirable pero no le ha ayudado a quitarse su eterno sambenito de “blando”. Los Lakers han mostrado una versión más batalladora y agresiva en defensa pero han vuelto a adolecer de falta de variedad ofensiva en el periodo decisivo del partido. Todo sigue en manos de la voluntad de Bryant empeñado en agrandar su leyenda y empequeñecer a sus compañeros.

¿Pedir el traspaso? Suena duro, pero mi opinión es que Pau, en la situación actual debería plantearse dar el paso para abandonar el equipo. La defensa que ha recibido de Bryant ha sonado bastante tibia, su entrenador no parece especialmente enamorado de sus habilidades, o por lo menos no se manifiesta en este sentido y los propietarios, bueno… los propietarios ya han demostrado bastante. Esto es un guión en el que está demasiado claro quién interesa que aparezca como culpable. Quizás es hora de dar un pasito hacia atrás para volver a tomar impulso, aunque el impulso lleve a Europa en un corto periodo de tiempo.

¿Hacia una temporada regular más corta? El desarrollo de los primeros partidos de la competición me ha dejado la sensación de que la NBA ganaría con una temporada regular más reducida en partidos. Este año los equipos tendrán que limitar esos partidos jugados sin tensión y ningún espíritu competitivo. Tiene buena pinta la temporada del Lock Out.

¿Vientos de cambio en L.A.?

Martes, 6 Diciembre 2011

Si nos guiamos por aquello de “Cuando el río suena agua lleva”, parece que se avecina una pequeña revolución en Los Angeles Lakers. Las sensaciones dejadas en su serie contra los Mavericks apuntaban un equipo con demasiado plomo en las piernas y muchos anillos en los dedos como para pensar que con  la actual configuración de la plantilla pudieran luchar contra el emergente poderío sobre todo representado en las franquicias del Este.

Si hablamos de los Lakers es inevitable analizar en que situación puede quedar Pau Gasol. Su salida del equipo californiano está muy relacionada con los objetivos a los que apunten sus dirigentes. Si los tiros apuntan a “caza mayor” como Chris Paul o Dwigth Howard las opciones de que Gasol permanezca en California se me antojan escasas.

Es cierto que Bynum también puede ser un jugador apetecible por su extraordinario potencial pero su historial de lesiones le pueden hacer menos apetecible ante un jugador más veterano pero que ofrece más garantía de rendimiento como Pau Gasol. Lo cierto es que por mucho que busquemos aspectos positivos de algún traspaso para el jugador español, cuesta pensar en algún cambio que beneficie las aspiraciones deportivas y la motivación de un jugador fundamental para los éxitos más recientes de los Lakers. Los hipotéticos destinos de Pau en el año previo al único gran objetivo que le queda por conseguir en su carrera, el oro en los Juegos Olímpicos, no parecen excesivamente atractivos. Orlando Magic está lejos del nivel de Miami, Boston o Chicago (en espera de qué hace Nueva York) y New Orleans tendría problemas para ser un equipo de Play Off en el Oeste.

Base, pívot, ¿los dos? Un base y un pívot encabezan las opciones de reconstrucción de los Lakers. No es casualidad si atendemos a que la franquicia californiana lleva mucho tiempo sin contar con un base All Star, confiando en que las bondades del “Kobesistema” camuflaran cualquier deficiencia. Chris Paul es uno de los mejores bases de la Liga y su juventud garantiza estabilidad de rendimiento en el puesto durante años pero en mi opinión si los Lakers sólo pudieran ”poner todos los huevos en una cesta” deberían apostar por Howard, un pívot absolutamente dominador en ambos lados del campo. Historicamente, las grandes dinastías de los Lakers se han producido con los mejores pívots del momento y el pívot del momento es sin duda Howard.

La opción de que llegaran Howard y Paul garantiza que del último quinteto titular de los Lakers sólo quedaría Kobe Bryant, una revolución en toda regla. Sentimentalismos aparte y con los cuatro últimos partidos contra Dallas Mavericks en la retina cambiar (siempre hipoteticamente) a Bynum,  Gasol y Artest (o como quiera que se llame ahora) por Paul y Howard sería una buena operación para los Lakers, otra cosa es que también tuvieran que desprenderse de Odom, ahí empezarían las dudas…

Paul y el resto

Lunes, 25 Abril 2011

Hacía tiempo que no veía a un jugador dominar la escena de un partido como lo está haciendo Chris Paul en la serie de sus Hornets contra Los Angeles Lakers.  Paul representa en el juego el eslabón perdido entre los bases-bases representados por Kidd y Nash y los bases-escoltas que encuentran en Derrick Rose y el novato John Wall a sus máximos exponentes.

Hasta estos play offs la temporada del menudo base no podía catalogarse de brillante ni mucho menos. Entre sus problemas de lesiones y su exagerada tentación por demostrar que su ciclo en los Hornets había terminado, Paul no parecía lo suficientemente implicado con el grupo. Nada mejor que los Play Off y los Lakers como rival para exhibir todas esas cualidades que hacen de él uno de los mejores bases de los últimos años. Su sola presencia está bastando para desorientar a unos Lakers que, la verdad, no ofrecen sensaciones de equipo campeón.

En los Hornets de Nueva Orleans todo  empieza y acaba con Paul. Su actuación tiene el mérito de mejorar a jugadores ya de por sí buenos como Landry, Okafor o Belinelli y de lograr que otros como Grey (tirando a mediocres) puedan contar a sus nietos que anotaron con regularidad ante un equipo campeón de la NBA. ¿Qué oponen los Lakers frente a Paul? En defensa intentan alternar su marcaje utilizando a Fisher, Bryant y Artest, la medida no está incomodando al genial base porque está siendo capaz de leer las distintas ventajas que tiene sobre todos ellos. En especial, está siendo admirable como está jugando con la ansiedad de un Kobe Bryant que parece especialmente tenso en esta serie.

Quizás los Lakers deberían ser más agresivos intentando trabajar en más espacio para castigar físicamente a Paul y obligarle a soltar el balón antes, también cabe la posibilidad de utilizar a Shanon Brown de base para que Paul deba desgastarse algo más en defensa. Entiendo que Jackson piense que deben ser capaces de ganar a Nueva Orleans a pesar de que Paul realice grandes partidos pero los Play Off avanzan y el laureado entrenador no da señales de reacción.

Ecos del All Star 2011

Lunes, 21 Febrero 2011

-Los Angeles-Redención. La cita de Los Angeles ha sido algo más brillante que las últimas ediciones. La NBA también ha percibido que el All Star venía decayendo en su interés y se nota el esfuerzo por sobrepromocionar a los nuevos héroes (Griffin), intentar dinamizar los concursos y rodear a los eventos del mayor glamour posible.

- Los mates de Griffin. Dos comentarios sobre el triunfo de Blake Griffin en el concurso de mates. El primero de ellos es que no impresionó en su actuación y que incluso me parece que no fue el participante que acumuló más mérito. En los partidos ha realizado animaladas más contudentes lo que pone más en valor la excepcional temporada que está realizando. Concurso a su medida.

- Una de MVP. John Wall ganó el MVP del partido de Novatos contra jugadores de segundo año. Kobe Bryant ganó el MVP del partido de las estrellas. Wall se encontró con el premio gracias a sus 22 asistencias. Su juego le llevó a un justo reconocimiento que, por una vez, puso en valor el altruismo frente a otros principios. Bryant jugó con el premio al jugador más valioso en su cabeza desde el primer minuto. Lanzó 26 tiros en 28 minutos. Un premio que agranda más su Leyenda, no sé si la buena o la mala.

- Durant y Lebron. Decisivos en el transcurso del partido. Durant no tiene alma de fiesta pero es un jugador impresionante capaz de elevarse entre el mismísimo Kobe para consolidar el triunfo del Oeste. Su asignatura pendiente es empezar a aportar en más facetas del juego además de la anotación, lo logrará, sin duda. Si el partido de anoche llegó con emoción a los últimos instantes gran parte de culpa la tiene Lebron James que se negó a claudicar y logró un triple doble que no se veía desde hacía 15 ediciones.

-Popovich, Duncan, Gasol. La decisión de Popovich de darle el puesto de titular a Duncan me parece acertadísima. Gasol está haciendo mejor temporada que Duncan pero los Spurs son el mejor equipo de la Liga y se merecían tener una representación en el quinteto inicial. Además, Duncan es uno de los mejores jugadores de todos los tiempos y se merece éste y otros muchos reconocimientos.

- A la atención del Señor Stern. Propongo que no sea obligatorio que haya 12 jugadores representando a cada Conferencia. Ver a Al Horford jugar un All Star es demasiado dañino para los que nos preciamos de haber seguido este evento en sus días de gloria.

Por qué no creo en los Heat

Mircoles, 27 Octubre 2010

Miami por aquí, Miami por allá. Es evidente que los Heat son el mayor foco de atención de esta NBA que acaba de comenzar. Los fichajes de Lebron James y Chris Bosh hacen del equipo de Florida una franquicia ganadora con capacidad de destronar a unos Lakers que parece que no tienen rival en el Oeste. El trío Bosh-Wade-James recuerda a otras sociedades que han logrado grandes éxitos y parecen predestinados a lograr un título, pero quizás no el de este año.

1. La decisión de James. Lebron no ha ganado muchos adeptos este verano. Su decisión ha generado mucha controversia y es acusado de falta de valentía por no asumir el reto de ganar un anillo como única y máxima estrella. No comparto esta visión ya que Jordan ganó sus títulos excelentemente rodeado (Pippen y Kukoc por ejemplo) y Bryant sólo ha conquistado el campeonato con referencias interiores de primer nivel como O´Neal y Pau Gasol, ¿o es que Gasol no es mejor que Chris Bosh?. Nada que objetar a la decisión de James y completamente lógica. Será más o menos chulo y prepotente pero es un pedazo de jugador.

2. El trío en detalle. Wade-James y Bosh. Un “dos”, un “tres” y  un “cuatro”, con muchos matices eso sí en cada uno de ellos. Gran capacidad de anotación (mejor no mirar sus respectivos porcentajes) pero dos puestos claves del quinteto muy débiles, el base y el pívot o los puntos claves sobre los que se construyen los equipos. Ahora mismo el base titular de Miami Heat es Carlos Arroyo que, probablemente no esté entre los 30 mejores bases de la competición. El pívot titular es el canadiense Joel Anthony que tendría problemas para anotar más de 10 puntos por partido jugando 30 minutos en la ACB.

3. Bosh ,”Overrated”. Creo que la dimensión de Chris Bosh en la Liga está claramente sobrevalorada y no es la súper estrella que nos han intentado vender. Sería bueno que él mismo asumiera que no puede jugar en Miami como lo hacía en Toronto, debe limitar sus tiros y aprovechar al máximo la atención que generarán Wade y James en el exterior. Es el eslabón más débil del trío pero el que puede tener la clave para competir por el anillo ya que de él se espera que pueda igualar el poderío interior de Orlando y Boston en el Este. En Toronto necesitaban que jugara con el chaqué y en Miami que se ponga el traje de currito, lo hará?.

4. La intendencia. Del resto de jugadores de los Heat solo ofrece garantías el siempre cumplidor Udonis Haslem. Stackhouse, Miller e Ilgauskas agotan sus opciones de no retirarse sin ganar un campeonato pero sus piernas parecen no responderles. James Jones y Eddie House gozarán de espacio para exhibir su lanzamiento exterior pero no parecen tan sólidos como algunos de los reservas de los rivales.

5. Celtics y Lakers. A día de hoy parecen superiores a los Heat, son equipos hechos frente a uno en construcción. Conjuntos con  roles muy definidos que además han encontrado en Miami un punto más de motivación para renovar sus éxitos pasados.

Viendo el pasado éxito de mis pronósticos, ya podéis ir apostando a Miami Heat campeón de la NBA,…