Blogs

Entradas con etiqueta ‘Ricardo Úriz’

Estados de ánimo

Lunes, 18 Enero 2016

Probablemente Morabanc Andorra y Montakit Fuenlabrada sean los dos mejores equipos  ”libra por libra” de la Liga Endesa hasta el momento. Que a falta de una jornada para el final de la primera vuelta tengan opciones, y no pocas, de disputar la Copa del Rey es realmente admirable. Su rebeldía es una noticia buenísima para una competición que castiga al máximo los errores en la confección y dirección de las plantillas.

Montakit Fuenlabrada ocupó la última posición la pasada edición de la competición. A estas alturas ya ha ganado tantos partidos como entonces superando lesiones y la marcha de su entrenador, Zan Tabak, atraído por el reto de la Euroliga. Su sustituto, Jota Cuspinera ha acertado en las recetas empleadas. La propuesta de  juego permite que la mayoría de sus jugadores tengan espacio para demostrar su talento.

Perfiles como Tabu, Paunic o Popovic precisan de un técnico que confíe en ellos y sepa encontrar hueco a sus muchas virtudes (capacidad para anotar, creatividad, competitividad) haciendo que pesen más que sus defectos (toma de decisiones e inconsistencia).Es cierto que los madrileños no son un equipo especialmente sólido en defensa donde acusan la ausencia de intimidadores y cierta falta de físico en su línea exterior pero es difícil igualar su ritmo de juego y defender su amplia gama de tiradores. Un reconocimiento especial para dos jugadores nacionales con la etiqueta de ir justos para la ACB como Uriz y Alex Urtasun que tienen mucho que ver en la gran trayectoria de su equipo. Uriz ha ganado solidez con el paso de los años y aporta justo lo que necesita el grupo, no es un base excepcional en nada pero aporta buen nivel en muchas facetas y su capacidad para entender el juego ha mejorado muchísimo. Urtasun está disputando su mejor temporada en la competición  y va sobrado de confianza. La victoria contra el Real Madrid ilustra a la perfección la buena condición mental del navarro. Después de cuatro triples errados fue capaz de anotar el tiro decisivo.

El encuentro frente al Real Madrid evidenció más que nunca lo importante que resulta el estado de ánimo para competir al máximo. El Real Madrid perdió el encuentro anotando un 57% en tiros de dos, un 45% en tiros de tres y un 85% en tiros libres. Os animo a encontrar un partido donde algún equipo perdiera con este porcentaje de acierto. Sin embargo, esta efectividad no pareció reforzar al equipo de Pablo Laso que se mostró inseguro en la circulación y custodia del balón y que volvió a demostrar cierta relajación defensiva. El entusiasmo de Fuenlabrada y las decisiones de Cuspinera les permitió mantenerse en el partido y dar la puntilla en el momento justo.

Entusiasmo y ánimo que empiezan a faltar en Movistar Estudiantes que ha decidido prescindir de su entrenador, Diego Ocampo. El técnico gallego no ha tenido premio a su apuesta por los jóvenes porque le han faltado cimientos sólidos que garantizaran triunfos y, con ellos, confianza. El trasiego de los jugadores extranjeros y la falta de físico de jugadores que deberían haber dado empaque al proyecto están siendo un lastre importante.

La Copa desde el Base

Mircoles, 5 Febrero 2014

Bueno, pues ya está aquí, una nueva edición de la Copa nos espera con grandes alicientes y pocas certezas. Siempre que se avecina un acontecimiento de este tipo hago el ejercicio de seleccionar aquellos aspectos en los que me apetece fijarme de cada evento. Porque más allá del ganador y los perdedores, la Copa siempre deja historias, propuestas, momentos, nombres y anécdotas que formarán parte del particular banco de imágenes de cada uno.

Pienso en esta Copa y creo que la actuación de los bases tendrá que ver mucho con su desenlace. Creo que el Real Madrid marca diferencias en esa posición porque tiene al mejor base del momento, Sergio Rodríguez y porque los minutos que no juega el canario cuenta con la actividad de Llull (en dinámica muy positiva) y el meritorio trabajo de Draper, capaz de sacrificar la llamada de su ego por atender las necesidades del colectivo.

Es por eso que cuando valoro a otros candidatos sólo me los imagino como campeones con un rendimiento óptimo de sus directores de juego. Será interesante ver si Marcelinho Huertas es capaz de enlazar tres partidos al máximo nivel y cómo y con quién administra Xavi Pascual sus descansos, si con el sólido pero previsible Sada o con el “Guadiana” Pullen. La conexión Marcelinho-Tomic ocupará bastante tiempo de análisis por parte de los entrenadores. También en Málaga veremos si jugadores como Lafayette confirman lo apuntado en las últimas semanas en un evento de esta magnitud. Desde luego, sería muy injusto no calificar a su equipo,  Valencia Basket como un serio aspirante al título.

Del rendimiento de sus bases también dependerán y mucho, dos equipos que saben lo que es ganar este trofeo como Laboral Kutxa y el anfitrión Unicaja. En el equipo vitoriano, Heurtel es un jugador más asentado y maduro al que aún le falta algo de constancia en su rendimiento. Cualidades tiene para ser otro ejemplo de jugadores que aprovechan la Copa para revalorizarse e impulsar su carrera. Nocioni y Pleiss necesitan apoyo para elevar el nivel de su equipo, si Heurtel está por la labor el equipo vitoriano se tornará mucho más peligroso. El peso de la dirección en Unicaja recaerá en un Jayson Granger que ha justificado de sobra su fichaje por el equipo andaluz. El base uruguayo tiene personalidad y carácter de sobra aunque tiene esa sombra de ser el base con peor porcentaje de tres puntos entre los presentes, algo que le puede penalizar en los momentos decisivos de los partidos donde hacer bandejas es muy complicado. (No creo que tenga lectores en Siena pero no les hará mucha gracia este último párrafo).

También en Zaragoza saben lo que es ganar la Copa del Rey, y sí, eran otros tiempos, pero la historia que está construyendo este Cai es igual de meritoria por el camino que ha tenido que recorrer para llegar a su momento actual. Pedro Llompart ha sabido aprovechar la marcha de Van Roosom para consolidar su posición en el equipo y mejorar su rendimiento respecto a la temporada pasada. Llompart siempre ha rendido mejor cuando se ha sentido titular y ha llevado peor las dinámicas de “compartir minutos”.

La pareja Bellas-Oliver es una de las claves del rendimiento de Herbalife. Se ha dado por seguro que a Pedro Martínez le tocó el rival que menos le apetecía pero no tengo tan claro que Pablo Laso no pensara lo mismo. El equipo canario tiene la virtud de que siempre “hace partido” a sus rivales y tengo pocas dudas de que esta vez ocurrirá lo mismo. Tanto Tomás Bellas como Albert Oliver garantizan buena toma de decisiones, atrevimiento en los minutos finales y una solidez (no llegan a las 4 pérdidas por partido entre los dos) de la que pueden presumir pocos equipos.

El base titular de Iberostar Tenerife es un claro ejemplo de lo que ha significado este equipo y de la capacidad que ha tenido su entrenador, Alejandro Martínez para convencer a buenos jugadores, como Ricardo Úriz, de que aún no habían alcanzado el máximo nivel en su juego. No voy a mentir, nunca pensé que Úriz pudiera ser el base-referente de un equipo que jugara la Copa del Rey pero nadie alcanza este objetivo por casualidad. No es el mejor base de la Copa pero su temporada probablemente sea la de más mérito, quién sabe si su historia también tendrá otra página brillante en Málaga.