Blogs

Entradas con etiqueta ‘Rose’

Los descartes de USA

Martes, 5 Agosto 2014

John Wall, Bradley Beal y Paul Millsap han sido los tres últimos descartes de la selección de Estados Unidos que está preparando el Campeonato del Mundo que comenzará a finales del mes de agosto. Después de esta decisión y de la tremenda y gravísima lesión de Paul George, son 16 los jugadores que forman parte de la convocatoria de un equipo que, como siempre, tendrá muchísimos puntos de interés y que mantiene en el fondo de la elección de jugadores un máximo respeto por el evento y por los rivales que podrá encontrarse en el camino.

Cantidad y calidad en los bases. Sin duda, estamos ante el puesto de más talento de todo el equipo. El descarte de un gran jugador como Wall es comprensible porque el base de los Wizards no es una amenaza en el lanzamiento exterior. Kryzewski es muy consciente que el plan contra los americanos pasará por defensas cerradas que dejen el desenlace de los partidos (en muchos casos la diferencia de la derrota) en el mayor o menor acierto de Estados Unidos desde más allá de la línea de tres puntos. Derrick Rose y Stephen Curry parecen seguros en el puesto y quizás Irving parta con ventaja sobre Lillard. Por estructura, parecería claro el descarte de otro base, pero será bastante habitual que Estados Unidos juegue con dos pequeños de manera simultánea.

Korver como síntoma. La presencia de Kyle Korver se debe interpretar como otro aspecto que denota la obsesión de Coach K de contar con muchos tiradores en el equipo. Personalmente creo que Korver y Hayward, aún siendo buenos jugadores (obviedad) no pintan mucho en la selección. Klay Thompson también es un gran tirador y es más completo y versátil que ellos. Tampoco tengo claro el papel que podría desempeñar Demar De Rozan. Quizás podría ayudar ante exteriores más físicos aunque a día de hoy me cuesta pensar que no sea uno de los descartes.

Salvar al soldado Cousins. Asumiendo que Kevin Durant jugará muchos (o todos) los minutos en la posición de “cuatro”, el espacio para los jugadores interiores se reduce bastante en número y en protagonismo si atendemos a la propuesta de juego que ha desarrollado Estados Unidos en las últimas competiciones. Anthony Davis es fijo y la incorporación a última hora de Mason Plumlee, jugador de confianza de Kryzewski parece otorgarle muchas opciones de formar parte de la lista definitiva. Este hecho pone en peligro la presencia del jugador interior de más calidad de toda la lista, Demarcus Cousins. Personalmente significaría una decepción porque Cousins sabe jugar de espaldas, generarse sus canastas y producir espacios para los jugadores exteriores. Eso sí, si la idea únicamente es tener un jugador para poner bloqueos y finalizar las ventajas creadas por los exteriores, Drummond y Plumlee pueden valer como especialistas teniendo en cuenta que en defensa son algo más productivos que Cousins. Completa el juego interior otro jugador que, en mi opinión debe ser fijo como Faried. El jugador de los Nuggets aportará actividad, capacidad para correr el campo y una buena dosis de defensa y rebotes. El juego interior de España condicionará seguramente la decisión definitiva de Kryzewski.

Estaremos atentos a los próximos movimientos en forma de descartes de Estados Unidos. Seguramente no acertaré, pero descartaría a Korver, Hayward, Drummond y uno entre De Rozan y Parsons. Muchos bases en el equipo pero son todos tan buenos..¿ o no lleva España cuatro bases por lo mismo?. En cualquier caso, la selección americana no es la mejor que pueden presentar pero es un equipo tremendo, liderados por el mejor anotador del planeta, Kevin Durant. Máximos favoritos, conviene pensarlo y también decirlo. Desde esa posición España tendrá muchas más opciones.

Gasol en los Bulls

Lunes, 14 Julio 2014

Pau Gasol ha despejado la incógnita y jugará en Chicago Bulls las próximas tres temporadas. Probablemente, su último contrato antes de, quizás, un regreso a Europa. El ya ex jugador de los Lakers ha suscitado el interés de muchas franquicias pero se ha decidido por los Bulls. La elección, a priori, tiene muchos componentes atractivos, pero también algún matiz que el tiempo resolverá, en especial en lo relativo al peso deportivo de Gasol en un equipo donde su referente en la pasada temporada (en ausencia de Rose) fue un jugador que ocupa espacios parecidos que jugador catalán, Joakim Noah.

La salida de los Lakers. La decisión de Gasol de abandonar los Lakers no hace más que constatar la dura realidad de la franquicia angelina. La perspectiva de que los Lakers construyan un equipo con opciones de competir por todo en los próximos años es totalmente irreal y es de agradecer que Gasol no se haya dejado llevar por la resignación y la comodidad y no haya querido convertirse en cómplice de la desastrosa planificación y gestión de los dirigentes californianos. Me gusta que Gasol quiera impulsar su carrera en el ocaso de la misma y aún considere que tiene retos por alcanzar. Esos estímulos le seguirán ayudando a mostrar toda su capacidad.

Noah/Gasol.  Personalmente creo que Gasol hubiera disfrutado con el juego de pases de San Antonio y sus opciones de un nuevo título serían bastantes pero quiero entender (porque no tengo datos)  que  la oferta económica no era tan atractiva y la presencia de Duncan y Splitter ha generado en Gasol algún tipo de dudas sobre su peso deportivo en el equipo. En este sentido, los Bulls cuentan con Noah, Gibson y Mirotic, contando con la salida de Boozer, en principio, como los compañeros de Gasol en el juego interior.

Noah es indiscutible en los Bulls avalado sobre todo por su extraordinaria última campaña. El jugador francés ha madurado y ha logrado acompañar a la entrega que siempre le ha caracterizado una mayor comprensión y generosidad en el juego. El estatus de Noah en los Bulls es de jugador franquicia por lo que la aventura de Gasol en los Bulls dependerá muy mucho de la manera en que logren entenderse. Sin duda, no estamos ante el mismo caso que vivió el jugador español con Howard en Los Ángeles porque Noah tiene mucha más movilidad e inteligencia para aprovecharse de las condiciones de Gasol.

La aportación de Gasol al juego de los Bulls puede convertirles a candidatos del título de la conferencia Este, sobre todo si Derrick Rose se recupera completamente de su lesión. No hay dudas sobre la eficacia defensiva del equipo (Thibodeau prepara a sus equipos de manera excelente en este sentido) y la producción ofensiva de Gasol junto a su capacidad de generar tiros abiertos a sus compañeros deberían elevar el nivel ofensivo del equipo, sobre todo si logran captar algún tirador fiable de larga distancia.

Y Mirotic. Los Bulls nos ofrecerán la ocasión de ver algo que no hemos podido ver, ni creo que veamos, en la selección española. Pau Gasol y Nikola Mirotic ( contratazo el suyo) jugando juntos. Para Mirotic caer en el mismo equipo de Noah, Gasol y Gibson lejos de ser un problema es una auténtica bendición. Tendrá compañeros que le ayudarán en su adaptación a la Liga y no tendrá excesiva presión para impactar desde el primer momento. Además, sus características complementan perfectamente a las de  sus compañeros por lo que, si cumple en defensa (ojo ahí) tendrá un espacio seguro en la rotación para demostrar sus condiciones.

Sergio y Rondo

Lunes, 4 Junio 2012

Cinco de enero de 2004. Torneo de Hospitalet Junior. Se enfrentan Estudiantes y Oak Hill Academy. Antes de ese partido, Carlos Suárez ha llamado la atención en Estudiantes por su voracidad reboteadora y su actividad en la pista y Josh Smith (hoy All Star jugador de Atlanta Hawks) ha destacado entre los norteamericanos por su exhuberancia física que hace cuestionarnos a algunos la verdadera altura de las canastas.

Antes del partido frente a Estudiantes, alguien le dice al base de Oak Hill, Rajon Rondo que va a jugar contra el mejor base de Europa de su edad, Sergio Rodríguez. Rondo toma nota y encara el partido como algo personal, consigue 55 puntos desbordando a Estudiantes y a un Sergio Rodríguez que acusa mucho el desconocimiento de sus compañeros y la ansiedad que le provoca verse superado por Rondo. (more…)

Steve Nash no hace mates

Mircoles, 29 Febrero 2012

Uno que mira el All Star de la NBA con cierta nostalgia de lo que fue en su momento y de lo que parece ser ahora, intenta seguir rescatando alguna imagen que le anime a seguir creyendo que ese Fin de Semana tiene algo que ver con el deporte. El partido dejó algunos saltos portentosos, unos cuantos triples de Lebron James, la certeza de lo bueno que es Kevin Durant y la imagen de un tipo preguntándose si no le habían mandado en un coche hacia el futuro, Steve Nash.

Steve Nash tiene 38 años y aún es uno de los mejores bases de la NBA, es más, si nos pusiéramos muy dogmáticos con el término BASE diríamos que es el mejor y de los pocos bases de la Liga. Pero el juego camina hacia otra cosa y, dentro de poco,  jugadores como Nash ni siquiera serán llamados bases, como mucho, tendrán la coletilla de suplentes al lado. El jugador canadiense es el último exponente de una forma de entender el puesto y el baloncesto, la de aquellos jugadores que creen que el juego pasa más por la cabeza que por las piernas. A diferencia de los fantásticos (no diré yo que no) Derrick Rose o John Wall, Steve Nash no se preocupa de morder el aro sino de acariciar el balón, de ponerlo en las manos adecuadas en cada momento y de llevarlo al ritmo que demanda cada situación.

Creo que Steve Nash ha sido un jugador enormemente reconocido en la Liga, ha conseguido que buenos jugadores como Stoudemire tengan contratos de súper estrellas y que los actuales mediocres Suns aún tengan noches más que dignas. Como en otros muchos jugadores de su “especie”, a veces se le ha acusado de falta de carácter competitivo, quizás porque no ha tenido la “habilidad” para exagerar sus virtudes que muestran otros jugadores. Su aspecto frágil comparado con sus rivales no debe engañanarnos en este aspecto. Nash es un excepcional competidor, lo demostró cuando estaba en un equipo ganador al que siempre sacó mucho más de lo que daba la plantilla y lo demuestra ahora en la peor plantilla de Phoenix Suns de los últimos años. Nadie juega a este nivel a los 38 años en la NBA sin ser un excelente competidor y sin tener mucho orgullo. Nash tiene baloncesto para dar y regalar y también mucho amor propio. La retirada se acerca pero aún no quiere abrazarla porque aún sueña con ganar un título, bien merecido que sería. Mientras tanto y aunque Phoenix Suns no motive mucho, recomiendo a los que se empiecen a aproximar al baloncesto que echen un vistazo a ese base blanco de pelo desaliñado con una ejecución de lanzamiento majestuosa. Lo sé, Nash “no la mete para abajo” pero merecerá la pena.

USA y la lista

Mircoles, 11 Enero 2012

Ya se conocen los 19 integrantes de la preselección de Estados Unidos que disputarán los Juegos Olímpicos de Londres 2012. Un grupo de jugadores impresionante sobre los que la palabra derrota sólo puede vincularse a la desidia, el egoísmo y la falta de actitud. Sin estos condicionantes, ganar a esta selección va a ser misión imposible pero si hay un grupo de Egos que puedan degenerar hasta el desastre, éstos son los norteamericanos.

Los bases y la sombra de Rondo. Rajon Rondo no encajó nada bien su descarte para el pasado Campeonato del Mundo y su ausencia no sorprende aunque castiga a la vista cuando lees los nombres de Eric Gordon y Chauncey Billups. La capacidad para anotar desde larga distancia de estos dos jugadores es su aval ante las defensas cerradas europeas. ¿Suficiente?. En mi opinión, en absoluto y deberían ser dos descartes seguros. Derrick Rose, Chris Paul y Deron Williams son garantía más que suficiente por lo que Westbrook también debería tener este verano más vacaciones que sus compañeros, igual así tiene tiempo para pensar que es poco para un base dar cuatro asistencias por partido.

Talento infinito. Kobe Bryant, Wade, Lebron y Durant son fijos entre los exteriores. Serán los jugadores más utilizados de la selección y tanto Lebron como Durant lo harán en muchas ocasiones en la posición de “Cuatro” para adaptarse a los rivales. Esto deja poco espacio a jugadores como Odom e Iguodala, jugadores que merecen un reconocimiento por sus continuas contribuciones a la selección de Estados Unidos pero que en este principio de temporada están demostrando que sus mejores días parecen haber pasado. Queda por resolver qué pasará con Carmelo Anthony, otro talentazo pero que quizás sea sacrificado por Mike Kryzewski en beneficio de jugadores más complementarios ya que lo que puede aportar Anthony está más que cubierto con Durant y Lebron James.

Lamarcus Aldridge, Kevin Love, Chris Bosh y Blake Griffin. Cuatro grandes jugadores que no podrán ir todos a Londres. Mi elección personal se inclina por Kevin Love, por su temporada y su voracidad reboteadora tan necesaria en este tipo de competiciones y por Blake Griffin como presentación internacional del quizás próximo dominador de la Liga. Los dos jugadores ocupan la posición de “cuatro” en la NBA pero creo que jugarán más minutos de “cinco” dejando más espacio a jugadores pequeños.

Howard y Chandler. Con uno basta. Las últimas elecciones de Coach K nos hacen aventurar que sólo llevará un pívot nato  a los  Juegos Olímpicos. Esto quiere decir que irá Dwight Howard, el jugador interior más dominante de la liga. Con Howard reboteando y taponando volveremos a ver esas famosas imágenes dónde el aún jugador de los Magic espera debajo del aro mientras sus cuatro compañeros ya están corriendo hacia la otra canasta aún sin tener la posesión de balón. Howard no rasca mucha bola en esta selección pero su papel es fundamental por su enorme capacidad correctora en defensa.

Dicho esto mi equipo sería: Paul, Rose y Williams (éste con alguna duda). kobe, Wade, Lebron, Durant y Carmelo Anthony. Blake Griffin, Kevin Love y Dwight Howard. El jugador número 12 daría un poco igual porque me temo que jugaría poco, aunque habría que apostar por alguien de un perfil más interior por la estructura del equipo. Quizás llevaría a Aldridge aunque los galones de Bosh pueden pesar un poco más en la decisión final. Y para vosotros ¿quién debería ir?

Paul y el resto

Lunes, 25 Abril 2011

Hacía tiempo que no veía a un jugador dominar la escena de un partido como lo está haciendo Chris Paul en la serie de sus Hornets contra Los Angeles Lakers.  Paul representa en el juego el eslabón perdido entre los bases-bases representados por Kidd y Nash y los bases-escoltas que encuentran en Derrick Rose y el novato John Wall a sus máximos exponentes.

Hasta estos play offs la temporada del menudo base no podía catalogarse de brillante ni mucho menos. Entre sus problemas de lesiones y su exagerada tentación por demostrar que su ciclo en los Hornets había terminado, Paul no parecía lo suficientemente implicado con el grupo. Nada mejor que los Play Off y los Lakers como rival para exhibir todas esas cualidades que hacen de él uno de los mejores bases de los últimos años. Su sola presencia está bastando para desorientar a unos Lakers que, la verdad, no ofrecen sensaciones de equipo campeón.

En los Hornets de Nueva Orleans todo  empieza y acaba con Paul. Su actuación tiene el mérito de mejorar a jugadores ya de por sí buenos como Landry, Okafor o Belinelli y de lograr que otros como Grey (tirando a mediocres) puedan contar a sus nietos que anotaron con regularidad ante un equipo campeón de la NBA. ¿Qué oponen los Lakers frente a Paul? En defensa intentan alternar su marcaje utilizando a Fisher, Bryant y Artest, la medida no está incomodando al genial base porque está siendo capaz de leer las distintas ventajas que tiene sobre todos ellos. En especial, está siendo admirable como está jugando con la ansiedad de un Kobe Bryant que parece especialmente tenso en esta serie.

Quizás los Lakers deberían ser más agresivos intentando trabajar en más espacio para castigar físicamente a Paul y obligarle a soltar el balón antes, también cabe la posibilidad de utilizar a Shanon Brown de base para que Paul deba desgastarse algo más en defensa. Entiendo que Jackson piense que deben ser capaces de ganar a Nueva Orleans a pesar de que Paul realice grandes partidos pero los Play Off avanzan y el laureado entrenador no da señales de reacción.