Blogs

Entradas con etiqueta ‘Valanciunas’

El siguiente nivel

Lunes, 2 Septiembre 2013

Leo y escucho muchas referencias a los jugadores que no estarán presentes en el Eurobasket y es cierto que la nómina es impresionante. Aún así, el Campeonato presenta alicientes suficientes y nombres llamativos que no compensarán pero sí aliviarán el vacío de referentes del baloncesto europeo.

Los siguientes jugadores que voy a mencionar no son necesariamente los 8 mejores jugadores que participarán en el Campeonato de Europa. Hablamos de excelentes jugadores que, por uno u otro motivo, tienen en la cita eslovena una oportunidad de reivindicarse,  cambiar el paso de su selección,  consolidarse definitivamente en la élite, impulsar su carrera a un nivel diferente o en algún caso llevarlo al nivel que se esperaba, aquel que tienen los Spanoulis, Parker, Navarro, Pau y Marc Gasol, el de los elegidos en definitiva.

.- Bojan Bogdanovic. Dentro de la desconcertante selección croata, Bogdanovic debe ser su máxima referencia en el juego exterior. Frustrado su paso a la NBA, el escolta tiene una gran oportunidad de llevar a su selección a pelear por puestos de privilegio. Para ello deberá demostrar que el paso de los años está aumentando su conocimiento en el juego y es capaz de integrarse mejor en dinámicas colectivas.

.- Mirza Teletovic. El ex jugador de Baskonia es uno de los atractivos de este Eurobasket, por lo menos, para los que siempre hemos valorado sus condiciones. Su año de ostracismo en los Nets parece haber influido en el ánimo de un jugador que debe ser referencia en su puesto en el baloncesto europeo. Parece que él insiste e insiste en su sueño de triunfar en la NBA, muy loable,pero los partidos de preparación con su selección nos están dando a entender que el sueño está teniendo un precio demasiado alto.

.- Kostas Papanikolau.  Dentro de la peligrosa selección griega apetece ver las prestaciones del flamante fichaje del Barcelona. Hace tiempo que Grecia no llegaba a una competición de este tipo con un rol de aspirante tan claro. Sin duda, la presencia de Papanikolau contribuye a esta percepción ya que pocos equipos cuentan con un “tres” más influyente en el juego.

.- Bostjan Nachbar. ¿Significará el Eurobasket el definitivo despertar de Nachbar?. Veremos, pero lo que parece claro es que el jugador esloveno es un claro ejemplo de lo beneficioso que puede resultar dar dos pasitos hacia atrás para tomar impulso. Su temporada en el Brose Basket sólo ha reportado beneficios a un jugador que apuntaba mucho en sus inicios y cuando regresó a Europa después de su paso por la NBA daba la sensación de estar muy de vuelta de todo.

.- Marco Belinelli.  Otra de mis debilidades, el jugador italiano ha sacado provecho a sus minutos en los Bulls para madurar, competir y ganarse un respeto en la NBA que ha llamado la atención de los mismísimos San Antonio Spurs ( o sea Popovich). Aún así, intuyo que la presencia de Belinelli no será suficiente para que Italia opte a puestos de prestigio.

.- Petteri Koponen. El jugador finlandés representa a esas selecciones que no ganarán el campeonato pero que tienen como interés ver cómo se está desarrollando el baloncesto en sus países (vamos, por no decir que el campeonato será demasiado largo y tendrá demasiados equipos que darán partidos con diferencias abultadas). Koponen ya lleva avisando en el Khimki que es un base interesante, con buenas capacidades técnicas y físicas que merece la pena seguir.

.- Jonas Valanciunas.  Dominador en categorías inferiores, probablemente éste será el primer Eurobasket de muchos donde el jugador lituano sea uno de los jugadores de referencia. Después de Marc Gasol (otra historia), probablemente el pívot lituano sea el jugador interior más determinante del Torneo y uno de los motivos por los que Lituania puede considerarse un aspirante a todo.

.- Emir Preldzic. Reconozco que esperaba algo más del jugador turco y que su última temporada ha sido algo decepcionante. Nada mejor que un Eurobasket para lamerse las heridas de la decepcionante temporada en Fenerbahce y consolidar a Turquía como una de las potencias continentales.

Una de bases y una de prudencia

Domingo, 4 Septiembre 2011

Llevaba tiempo queriendo escribir sobre los bases. Hay muchas reflexiones acerca de ellos y poca precisión sobre qué se necesita realmente de los jugadores que ocupan esa posición. Calderón ofrece muchas de las respuestas en el partido contra Lituania, abandona su actitud pasiva de los pasados encuentros y decide intervenir  desde el primer minuto y no permitir que el partido pase por delante de él como sucedía hasta ahora.

No se trata de ese simplista debate de si un base debe anotar o no. En un equipo con los jugadores interiores que tiene España, más los Gasol, Rudy y Navarro no es imprescindible un base que anote pero sí un jugador que tome iniactivas, que alterne ritmos y que frente a un jugador que venía crecido (Kalnietis) le intimide los primeros minutos. La actuación de Calderón ha sido decisiva para la extraordinaria victoria de España, también por el efecto que ha tenido en sus compañeros que han decidido imitar la actividad mostrada por el jugador extremeño.

La posición de base vive un momento incierto en el baloncesto europeo. Echamos en falta verdaderos directores de juego. Hay muchísimos buenos jugadores de uno contra uno o de bloqueo directo pero pocos chicos que entiendan qué es lo que está pasando en el partido que juegan. Los mejores bases europeos son los mismos que hace un lustro y si este Europeo es el primer escaparate de futuros dominadores interiores (Valanciounas, Kanter) no encontramos un buen base joven europeo que tenga pinta de ser referencia de este juego durante años. Apuntaba a serlo Teodosic, de hecho está realizando un Europeo fantástico, pero en su juicio no debemos olvidar el sesteo que frecuenta entre octubre y junio. Teodosic es un excelente jugador de selección y un claro sobrevalorado jugador de club, curiosa su carrera hasta ahora.

Seguro que muchos entrenadores de este Europeo comparten algunas de estas reflexiones, por ejemplo Pianigiani, entrenador de Italia que se ha quedado fuera de toda opción por las medallas por no tener un jugador simplemente capaz de pasar el campo botando y poner el balón en buena situación a los mejores jugadores de su equipo.

No ha sido el caso de  España que nos vuelve a recordar las virtudes de jugar con un pase más, de no renunciar a las transiciones rápidas y que los porcentajes de tiro suelen mejorar cuando los pases vienen de dentro hacia afuera. La victoria es más importante por las sensaciones que deja que por su trascendencia real en el campeonato, algo que debemos recordar para no disparar nuestra euforia. El equipo, en sus declaraciones, ha mostrado una madurez excelente para “leer” el regular juego que había mostrado hasta ahora, seguro que ahora saben analizar realmente lo que supone la victoria frente a Lituania.