Blogs

Entradas con etiqueta ‘Wall’

Los descartes de USA

Martes, 5 Agosto 2014

John Wall, Bradley Beal y Paul Millsap han sido los tres últimos descartes de la selección de Estados Unidos que está preparando el Campeonato del Mundo que comenzará a finales del mes de agosto. Después de esta decisión y de la tremenda y gravísima lesión de Paul George, son 16 los jugadores que forman parte de la convocatoria de un equipo que, como siempre, tendrá muchísimos puntos de interés y que mantiene en el fondo de la elección de jugadores un máximo respeto por el evento y por los rivales que podrá encontrarse en el camino.

Cantidad y calidad en los bases. Sin duda, estamos ante el puesto de más talento de todo el equipo. El descarte de un gran jugador como Wall es comprensible porque el base de los Wizards no es una amenaza en el lanzamiento exterior. Kryzewski es muy consciente que el plan contra los americanos pasará por defensas cerradas que dejen el desenlace de los partidos (en muchos casos la diferencia de la derrota) en el mayor o menor acierto de Estados Unidos desde más allá de la línea de tres puntos. Derrick Rose y Stephen Curry parecen seguros en el puesto y quizás Irving parta con ventaja sobre Lillard. Por estructura, parecería claro el descarte de otro base, pero será bastante habitual que Estados Unidos juegue con dos pequeños de manera simultánea.

Korver como síntoma. La presencia de Kyle Korver se debe interpretar como otro aspecto que denota la obsesión de Coach K de contar con muchos tiradores en el equipo. Personalmente creo que Korver y Hayward, aún siendo buenos jugadores (obviedad) no pintan mucho en la selección. Klay Thompson también es un gran tirador y es más completo y versátil que ellos. Tampoco tengo claro el papel que podría desempeñar Demar De Rozan. Quizás podría ayudar ante exteriores más físicos aunque a día de hoy me cuesta pensar que no sea uno de los descartes.

Salvar al soldado Cousins. Asumiendo que Kevin Durant jugará muchos (o todos) los minutos en la posición de “cuatro”, el espacio para los jugadores interiores se reduce bastante en número y en protagonismo si atendemos a la propuesta de juego que ha desarrollado Estados Unidos en las últimas competiciones. Anthony Davis es fijo y la incorporación a última hora de Mason Plumlee, jugador de confianza de Kryzewski parece otorgarle muchas opciones de formar parte de la lista definitiva. Este hecho pone en peligro la presencia del jugador interior de más calidad de toda la lista, Demarcus Cousins. Personalmente significaría una decepción porque Cousins sabe jugar de espaldas, generarse sus canastas y producir espacios para los jugadores exteriores. Eso sí, si la idea únicamente es tener un jugador para poner bloqueos y finalizar las ventajas creadas por los exteriores, Drummond y Plumlee pueden valer como especialistas teniendo en cuenta que en defensa son algo más productivos que Cousins. Completa el juego interior otro jugador que, en mi opinión debe ser fijo como Faried. El jugador de los Nuggets aportará actividad, capacidad para correr el campo y una buena dosis de defensa y rebotes. El juego interior de España condicionará seguramente la decisión definitiva de Kryzewski.

Estaremos atentos a los próximos movimientos en forma de descartes de Estados Unidos. Seguramente no acertaré, pero descartaría a Korver, Hayward, Drummond y uno entre De Rozan y Parsons. Muchos bases en el equipo pero son todos tan buenos..¿ o no lleva España cuatro bases por lo mismo?. En cualquier caso, la selección americana no es la mejor que pueden presentar pero es un equipo tremendo, liderados por el mejor anotador del planeta, Kevin Durant. Máximos favoritos, conviene pensarlo y también decirlo. Desde esa posición España tendrá muchas más opciones.

Steve Nash no hace mates

Mircoles, 29 Febrero 2012

Uno que mira el All Star de la NBA con cierta nostalgia de lo que fue en su momento y de lo que parece ser ahora, intenta seguir rescatando alguna imagen que le anime a seguir creyendo que ese Fin de Semana tiene algo que ver con el deporte. El partido dejó algunos saltos portentosos, unos cuantos triples de Lebron James, la certeza de lo bueno que es Kevin Durant y la imagen de un tipo preguntándose si no le habían mandado en un coche hacia el futuro, Steve Nash.

Steve Nash tiene 38 años y aún es uno de los mejores bases de la NBA, es más, si nos pusiéramos muy dogmáticos con el término BASE diríamos que es el mejor y de los pocos bases de la Liga. Pero el juego camina hacia otra cosa y, dentro de poco,  jugadores como Nash ni siquiera serán llamados bases, como mucho, tendrán la coletilla de suplentes al lado. El jugador canadiense es el último exponente de una forma de entender el puesto y el baloncesto, la de aquellos jugadores que creen que el juego pasa más por la cabeza que por las piernas. A diferencia de los fantásticos (no diré yo que no) Derrick Rose o John Wall, Steve Nash no se preocupa de morder el aro sino de acariciar el balón, de ponerlo en las manos adecuadas en cada momento y de llevarlo al ritmo que demanda cada situación.

Creo que Steve Nash ha sido un jugador enormemente reconocido en la Liga, ha conseguido que buenos jugadores como Stoudemire tengan contratos de súper estrellas y que los actuales mediocres Suns aún tengan noches más que dignas. Como en otros muchos jugadores de su “especie”, a veces se le ha acusado de falta de carácter competitivo, quizás porque no ha tenido la “habilidad” para exagerar sus virtudes que muestran otros jugadores. Su aspecto frágil comparado con sus rivales no debe engañanarnos en este aspecto. Nash es un excepcional competidor, lo demostró cuando estaba en un equipo ganador al que siempre sacó mucho más de lo que daba la plantilla y lo demuestra ahora en la peor plantilla de Phoenix Suns de los últimos años. Nadie juega a este nivel a los 38 años en la NBA sin ser un excelente competidor y sin tener mucho orgullo. Nash tiene baloncesto para dar y regalar y también mucho amor propio. La retirada se acerca pero aún no quiere abrazarla porque aún sueña con ganar un título, bien merecido que sería. Mientras tanto y aunque Phoenix Suns no motive mucho, recomiendo a los que se empiecen a aproximar al baloncesto que echen un vistazo a ese base blanco de pelo desaliñado con una ejecución de lanzamiento majestuosa. Lo sé, Nash “no la mete para abajo” pero merecerá la pena.

Ecos del All Star 2011

Lunes, 21 Febrero 2011

-Los Angeles-Redención. La cita de Los Angeles ha sido algo más brillante que las últimas ediciones. La NBA también ha percibido que el All Star venía decayendo en su interés y se nota el esfuerzo por sobrepromocionar a los nuevos héroes (Griffin), intentar dinamizar los concursos y rodear a los eventos del mayor glamour posible.

- Los mates de Griffin. Dos comentarios sobre el triunfo de Blake Griffin en el concurso de mates. El primero de ellos es que no impresionó en su actuación y que incluso me parece que no fue el participante que acumuló más mérito. En los partidos ha realizado animaladas más contudentes lo que pone más en valor la excepcional temporada que está realizando. Concurso a su medida.

- Una de MVP. John Wall ganó el MVP del partido de Novatos contra jugadores de segundo año. Kobe Bryant ganó el MVP del partido de las estrellas. Wall se encontró con el premio gracias a sus 22 asistencias. Su juego le llevó a un justo reconocimiento que, por una vez, puso en valor el altruismo frente a otros principios. Bryant jugó con el premio al jugador más valioso en su cabeza desde el primer minuto. Lanzó 26 tiros en 28 minutos. Un premio que agranda más su Leyenda, no sé si la buena o la mala.

- Durant y Lebron. Decisivos en el transcurso del partido. Durant no tiene alma de fiesta pero es un jugador impresionante capaz de elevarse entre el mismísimo Kobe para consolidar el triunfo del Oeste. Su asignatura pendiente es empezar a aportar en más facetas del juego además de la anotación, lo logrará, sin duda. Si el partido de anoche llegó con emoción a los últimos instantes gran parte de culpa la tiene Lebron James que se negó a claudicar y logró un triple doble que no se veía desde hacía 15 ediciones.

-Popovich, Duncan, Gasol. La decisión de Popovich de darle el puesto de titular a Duncan me parece acertadísima. Gasol está haciendo mejor temporada que Duncan pero los Spurs son el mejor equipo de la Liga y se merecían tener una representación en el quinteto inicial. Además, Duncan es uno de los mejores jugadores de todos los tiempos y se merece éste y otros muchos reconocimientos.

- A la atención del Señor Stern. Propongo que no sea obligatorio que haya 12 jugadores representando a cada Conferencia. Ver a Al Horford jugar un All Star es demasiado dañino para los que nos preciamos de haber seguido este evento en sus días de gloria.