Blogs

Show-Business

Así como en economía se habla y escribe de desarrollo sostenible, en el fútbol hay que escribir y hablar de competición sostenible. José María Del Nido, el Mourinho  (por agresivo y eufónico) de los  presidentes de clubes de fútbol, dice en “As” que la Liga, con el incontestable soberanismo del Barça y el Real Madrid, es una “mierda”. El secretario de Estado para el Deporte Albert Soler no  se ha mordido  tampoco los músculos de la lengua para  declarar que el fútbol español (duopolio, deudas, impagos, ley concursal) necesita un nuevo modelo. Michel Platini, presidente de la UEFA, lanza en “Marca”  el SOS de que hay que proteger el fútbol del negocio, del marketing, de los inversores (jeques, mayoritariamente) y de la televisión.

        El Presidente del Sevilla, José María Del Nido, tiene, con adjetivo escatológico, razón. Una Liga de dos halcones (Real Madrid y Barcelona) y dieciocho palomas no es una Liga. Es un circo no deseable competitivamente.

        El Real Madrid, por su parte, está difuminando  sus “blasones” de identidad. Stéphan Hessel, “padre” del 15-M con su  panfleto “¡Indignaos” y su nuevo grito “¡Comprometeos!”, considera que la visión del mundo  no puede ser sino global pero sin debilitar sus localismos identitarios. El Real Madrid, con Mourinho, y no lo digo yo sólo, es negocio (para los jugadores), lujo casi (para sus abonados) y circo multiétnico. Es el Real Mourinho global FP.

-¿Cuántos españoles alineará  Mourinho en la Liga 2011-12?

        El directivo  interrogado (voz sin voto pero con butaca  de personaje  importante en el palco de honor del Bernabéu) no ha podido contestar con certeza. Ha improvisado  a bote pronto:

-Quizá tres, ¿no?

        O menos.

        Platini, finalmente, que sigue descreyendo del ojo de halcón, dicho sea el paso, recuerda que la popularidad del fútbol se ha basado en la identidad y la pasión, que el fútbol europeo no está lejos de la quiebra y que el “show-business”  puede lesionar, y gravemente, la esencia y el alma del fútbol.

       

Comparte el post:
  • Digg
  • Sphinn
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Mixx
  • Google
  • TwitThis

Deja tu comentario