Blogs

Pugnacidad y talento

Pugnacidad y talento, en fútbol, indisociables. El talento del Atlético de Madrid, mayormente, es la pugnacidad, y la pugnacidad del Real Madrid, especialmente, es el talento.

-A los jugadores que luchan y fallan, les perdono; soy poco magnánimo, en cambio, con los que fallan por luchar poco.

Así piensa y así se expresa , más o menos, Simeone, para quien la pugnacidad es el azadón del talento.

-El Atlético es voluntad, voluntad de trabajo. Vivir, trabajar, en todo momento, sin descanso.

Al Real Madrid no le ha sentado bien el turroncito del Mundialito, tampoco el de la Navidad. Lo ganó y desde entonces, dos derrotas. No sólo eso, sino que en Dubai, el “decadente” Milán, lo puso K.O.T, técnica y anímicamente.

-Ah, no, cuatro a dos. Qué lunar.

El Real Madrid es esencialmente, como subrayo (no sólo uno destaca eso: también muchos otros), el talento de sus individualidades. Individualidades que por poco “eficaces y precisas” (Ancelotti) han perdido en Valencia.

-Sólo Real Madrid de los últimos cinco minutos, por pugnacidad,fue el Real Madrid.

A última hora, deprisa, deprisa. El heroísmo de la prisa destila riesgo incontrolado.

-Hay que correr sin prisa, las prisas atolondran –máxima de Rexach.

El Valencia tiene un entrenador, Nuno, que aspira ser el Simeone del Valencia.

-Nunca oculto –reconoce con nobleza que lo ennoblece- que lo admiro,y que me miro en él.

¿Qué es ser pugnaz? No arrugarse y no dar pausa al serrucho de la fe. Y de la desconfianza. Lo del Valencia, tras el gol de Ronaldo, de penalti.

Le falló al Real Madrid, como manifestó Ancelotti con cara de tanatorio al final del partido, “la eficacia”. Ocurre en el fútbol, como en todas las profesionales, que a veces la musa del talento se va de vacaciones.

-¡Eh, musa, vuelve! –dan ganas de gritarle

Pero la musa no le hizo caso una vez más a Benzema. Benzema, como Santa Teresa, estuvo sin estar en él. Desvaído, ido, perdido. Dos tiros a gol febles, tiros de quien todavía tiene la mente en el ocio del descanso.

-Benzema es un Rolex o Pattek Philipp del fútbol. Clase, estilo, precisión, acierto, sólo que a veces, por lo que sea, ni acierto- me canturrea un compañero.

Benzema es un poco así. Cuando es Rolex o Philipp, magnífico. Contra el Valencia, ni Rolex ni Phlilipp.

-Bueno, mejor para la Liga. Es mejor que los no favoritos rujan a los favoritos.

(Hay que sonreír. “Guasap” de FP a su colega Bartomeu: “Gracias por la gentileza de la derrota del Barcelona en Atocha. Me has aliviado la fiesta de los Magos).

Comparte el post:
  • Digg
  • Sphinn
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Mixx
  • Google
  • TwitThis

Deja tu comentario