Blogs

Fútbol televiciado

El fútbol, desde que es maná de dinero, está televiciado. Lo han televiciado los de siempre, y los de siempre son las águilas que ven y huelen el dinero desde el cielo y desde la tierra. Hasta el banco Santander ha hecho suya la Liga, publicitariamente.

-El fútbol, como está a todas horas del día, en directo o en programas de tertulia, en la televisión y es el vicio de las masas y nosotros aspiramos a ser el banco de las masas, es natural que vinculemos nuestras aspiraciones al vicio de las masas. La vida, cuando Grecia, era pan y circo; hoy, con esto de la globalidad, la vida es fútbol y tele. ¿Me explico?

-Claro que se explica usted. Y muy bien que se explica usted- respondo al alto ejecutivo del banco Santander.

Fútbol y tele, sí señor. Y lesiones. Las figuras de la Metro del césped ganan mucho, muchísimo dinero. Cada vez más. Y cada vez ganarán más. No tengo cifras, todavía, respecto a los millones de espectadores adictos al globalizado vicio del telefútbol, pero debe de ser impresionante.

-Ya las sabrá usted –me contesta a quien le pregunto por esta cuestión-. Pero el fútbol es ya el deporte más teleglobalizado.

Si no fuese así, no habría telefútbol desde el viernes hasta el lunes. Y, claro es, a más telefútbol, más jugadores lesionados.

- Los futbolistas de hoy en día, especialmente los de élite –me explica un psicólogo-, acumulan las excitantes tensiones de las aficiones, de los críticos, de los horarios, de los viajes. Viven en un clima de exigencias feroces, asfixiantes, y eso afecta sensiblemente al cuerpo y a la mente.

-¿Puede lesionar un músculo –se me ocurre- un estado de tensión?

-Por supuesto.

El Real Madrid tiene lesionados a varios jugadores, también el Barça. ¿Llegará el día, en que los clubes cobren pluses por alinear a sus estrellas?

-No es descabellado eso. Cabe. Como en el cine, como en la ópera, como en el teatro. No es igual, para el telefútbol, un Barça con Messi y Neymar que sin ellos, ni un Real Madrid con o sin la BBC. Y las lesiones, que conste, cuentan también a efectos económicos. Y anímicos.

Fútbol ya no es solo fútbol. El fútbol se ha telepluralizado por causa de sus teleintereses.

Comparte el post:
  • Digg
  • Sphinn
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Mixx
  • Google
  • TwitThis

Tags: , , , , , ,

Deja tu comentario