Blogs

Creer

Creer o no creer: ésta es la cuestión. Dios no existe, y ¿si existe? La suerte no existe, y ¿si existe?

-Qué complicado es eso de pensar y creer, oiga.

Lo es.

-Nunca moriré por mis creencias. Podría estar equivocado –dijo y dejó escrito Bertrand Russell.

¿Es o no es Zidane un hombre de suerte? ¿Es o no es Lopetegui un hombre de suerte?

Zidane, para muchos, es ya, más o menos irónicamente, su flor. De la nada, curricularmente, a campeón de Europa en sólo unos meses.

-No era nadie y ya es campeón de Europa. ¡Fantástico!

¿Suerte? ¿Hombre de suerte? Hacer o no hacer ciertas cosas produce unos efectos; y hacer o no hacer otras cosas produce otros resultados. Zidane, en efecto, es su sonrisa, su talante dialogador y, naturalmente, el talento de sus jugadores.

-¿Son ésas las columnas de su suerte?

Ésas y que conoce la entraña psicológica del fútbol.

-El fútbol – sostenía Kubala- es técnica, talento, psicología y suerte- y realzaba -, y la suerte es tan la más importante.

Creo en Dios, y no creo en Pablo Iglesias porque no cree en nada de lo que yo creo. Es laico, es ateo, descree de las traiciones y los símbolos y su adicción es deslustrar lo que da lustre a la vida. .

-¿Todo eso es Iglesias?

-Y más cosas.

Y creo, como Kubala, en la suerte. ¿Es también Lopetegui un seleccionador con suerte? Intuyo que sí. Como seleccionador, antes con la Sub 21 y ahora con los aristócratas de la absoluta, suma en total 28 partidos sin conocer la derrota.

-Quiero generales con suerte-.

Eso pedía Napoleón a sus generales. Napoleón, pues, creía también en la suerte y en Dios “a su manera”.

-Pienso mucho en Él –decía.

Zidane, del Bosque, Napoleón y Lopeteguie: símbolos de suerte. ¿Por qué no creer en la suerte? Años de suerte al joven Lopetegui, tanto por él como por el “símbolo” España. El fútbol es otra manera de hacer patria. Patria: he aquí otra palabra que jamás oirán ustedes a Pablo Iglesias.

Comparte el post:
  • Digg
  • Sphinn
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Mixx
  • Google
  • TwitThis

Deja tu comentario