Blogs

Archivo de la categoría ‘Carbonero’

Otra guerra civil-anticivil

Domingo, 15 Mayo 2011

“¿Quién le gustaría que ganase la final de la Champions”. A esta pregunta, Iker Casillas contestó: “El fútbol”. Iker es un chaval estupendo. Excelente como portero, excelente como persona y con un excelente corazón (diana del amor) por haberse enamorado de Sara Carbonero. Iker ama al Real Madrid, se sabe, y ama a España como un español del 2 de Mayo, fiesta celebrada hace unos días. Nada más oirle, me dije:”Ay, Iker, te has salido por los cerros del Guadarrama. Has debido contestar que gane el fútbol español, o sea el Barcelona “. Lo sé, Iker, lo sé: el madridismo forofo (forofo, a cerril a veces) te lo hubiera reprochado, sobre todo el para mí cada día más siniestro Florentino Pérez.
Ser imparcial es dificil. A la Justicia se le ha cegado la vista con un pañuelo para que, no viendo, pudiera ser más justa. Error: acierta y yerra, y en ocasiones yerra más que acierta.
Hoy, yo, con los ojos bien abiertos, voy a tratar de errar lo menos posible .Rechazo frontalmente la “guerra civil-incivil” entre el Real Madrid y el Barça. Incívicos los dos. El enfrentamiento de rencor y revanchas que se traen es impropio del estupendo historial de señorío y títulos y títulos y seny que exhiben ambos.
El próximo 28 de mayo, en Wembley, disputarán la final de la Champions 2011 el Barcelona y el Manchester United. Un equipo español y un equipo inglés. Esta es la formidable e irrebatible realidad histórica y geográfica. Mi verdad imparcial: anhelo que gane el equipo español,o sea el Barça. ¿Acaso le alegraría a usted, amigo forofo de La Roja, que perdiese el equipo español?. Carod y todo su cortejo de memos y necios (perdón) ni son demócratas ni sienten a Cataluña. Viven suculentamente (cochazos,sueldos,canonjías),eso sí, gracias al dinero que pagamos todos los españoles (impuestos) .Y ,claro,otros memos y tontos (perdón de nuevo ) los jalea sin embargo por su “talante democrático” a pesar,insisto en ello, de que reniegan fervorosamente,devotamente,estúpidamente,de nuestra impar y cachonda España.”¡No queremos ser españoles!”,claman.Si no quieren ser españoles,¿por qué no se les echa de España?
-Es que son demócratas,oiga
¿Demócratas esos “pájaros? ¡Venga,hombre!.Si ésos son demócratas yo son primer bailarin del Bolshoi moscovita.
Si la UEFA castiga a Busquets y el Barça pierde en Wembley,el Barça -lo auguró - jamás se lo perdonará al Real Madrid.Esto ,sin más,es lo que tristement hay entre el Barça y el Real Madrid,señores:otra imbecil,antideportiova y deplorable “guerra civil-incivil”.

No olvidaremos nunca este Mundial

Lunes, 12 Julio 2010

Viva España hasta la final y en la final, viva España. Objetivo cumplido. El camino no ha sido fácil. Y la final, como se ha visto, tampoco. Agonía, sufrimiento y lágrimas.
Agonía por dos razones: los holandeses han sido huesos de taba.
-Sucios, oiga, sucios, hable con propiedad.
Precisamente por sucios, huesos de taba. El otro hueso de taba, el árbitro. El señor Howard Webb es narcisista, y la FIFA lo sabe. Al señor Webb le gusta, por ego, que lo exhibe voluminoso, hacerse notar, cuando la primera norma de un buen árbitro es ser y estar y que nadie se entere de que es y de que está. El señor Webb rompió más de lo debido el ritmo del partido, que era español, y eso, mayormente en la primera parte, desnortó y perjudicó seriamente a España. Fue también condescendiente hasta la condenable benevolencia con Van Bommel. Sin este árbitro, tal vez el partido hubiese sido menos agónico para España.
En un Mundial se sufre siempre. Cada partido es una final. Ahora todo es humor y alegría. Pero hasta vencer a Holanda, España ha tenido que vaciarse en cuerpo, alma y corazón en los siete partidos, cinco de los cuales los ha ganado sólo por uno a cero. Cuando se perdió con Suiza, los memoriones recordaron que ningún equipo campeón del mundo había perdido su primer partido. Del Bosque, entonces, pidió calma: “No creo en esas cosas. Cada Mundial es distinto”. Lo es.
Este Mundial ha sido el Mundial de la estética. Lo ha ganado la estética, o sea España. La estética “full time”. Sin cambios de rumbo, sin concesiones a la crítica impaciente. Del Bosque ha demostrado tres cualidades excelsas: fe en su estilo de juego, fe en sus jugadores y fe en su criterio. Es además un señor. Un señor también con mucho estilo. Lo he escrito algunas  veces: ¿por qué lo echó como lo echó el Real Madrid? Sigo sin comprenderlo.
Las lágrimas de Casillas, justificadas. La tensión del portero es tremenda. Decía un gran portero, Arconada, que los errores de los árbitros y de los porteros rara vez se perdonan. Casillas, por tener una novia guapa y periodista, ha tenido que aguantar, oir y leer necedades de periodistas (¿?) estólidos, claro. Casillas no sabe odiar, pero la verdad es que ha debido pasarlo mal. De ahí que anoche, consumada la victoria sobre Holanda, reventara en llanto aliviador y humano.
Al mal tiempo de la crisis económica, la buena cara de este  título del mundo. El primero de España.
Y la España despolitizada, la España de a pie y voto cada cuatro años, la España que lo único que quiere es paz, trabajo, convivencia en armonía y unidad, se ha sentido gracias al Mundial de Africa solidariamente feliz. Solidariamente española. Española como nunca. Más española que el toro de Osborne. No olvidaremos nunca este Mundial