Blogs

Archivo de la categoría ‘Cristiano Ronaldo’

Aritmética

Domingo, 4 Junio 2017

Como España es como es –genial, mágica, única, secular, atrabiliaria, anarquista, sediciosa, cachonda- de vez en cuando gana una batalla como la de Lepanto, “la más alta ocasión que vieron los siglos”, y con una docena de huevos, que diría don Santiago Bernabéu, gana su “primera” docena de títulos. Exactamente, la frase de don Santiago fue ésta:

-El Real Madrid ganará hoy (al Stade Reims, en París: primera Copa de Europa) por fútbol y por huevos, pues los tenemos mejor puestos que ellos.

Cuando Florentino Pérez llegó a la presidencia del Real Madrid (la primera vez), dijo:

-Me gustaría que algún día se me pudiera elogiar como a don Santiago.

Cuatro Champions ya, FP. Y el Real Madrid, ahora, con usted, está en el camino, en el óptimo camino, de brindar al mundo “otra gran ocasión jamás vista por los siglos”.

La aritmética no miente, nada más lejos de la política que la honesta aritmética.

-Si los políticos, además de políticos, fueran aritméticos, la política sería tan maravillosa como la aritmética: una ciencia bella, leal, por su lejanía de la mentira. Lamentablemente, no es así.

-¿Quién dijo eso?

-Un político inteligente y con mucho sentido del humor: Pío Cabanillas. Está en el cielo con don Santiago.

FP, a lo Bernabéu, ha dicho:

-Éste es el punto de partida para volver a ganar la próxima temporada.

Sigamos con la aritmética. Lo más aritméticamente admirable que tiene ahora mismo España es el Real Madrid. ¿Tiene la América del estrafalario Trump un Real Madrid? No. Con la universal internacionalidad del Real Madrid, no. ¿Tiene la Alemania de la señora Merkel , otro poder, un gozo deportivo como el Real Madrid? Tampoco.

-El Real Madrid –pondera el entrenador de la “Vieja Señora” con estupendo señorío- tiene un equipazo.

Aritméticamente exacto. Lo demostró abrumadoramente en el segundo tiempo.

Zidane, otro señor de pica en Flandes: cinco título, en el Real Madrid, de siete posibles: una Liga, dos Champions, un Mundial de clubes y una Supercopa de Europa-

-¡Qué precoz!

De novato, a ese colosal currículo.

-Y con récord mundial: las dos Chmpions, consecutivas.

Más aritmética. CR7: máximo goleador de la Champions con 12 goles (uno más que Messi). Luego “Pichichi” europeo y doblete. ¿Quinto Balón de Oro? Seguro.

Felicidades a todos. Y a don Santiago Bernabéu por la herencia. Anteayer, qué casualidad, fue su 39 cumpleaños de vida celestial.

Tanto monta, monta tanto

Martes, 13 Diciembre 2016

Tanto monta, monta tanto, CR7 como Messi. Son los mejores. Como ellos, hoy, nadie; mañana, no se sabe. La votación del jurado se ha entregado mayoritariamente al jugador del Real Madrid. Cristiano, 745 votos; Messi, 316.

-¡Vaya diferencia!

Cantidad y calidad, magia y pragmatismo. La cantidad es un instrumento aritmético, productivo. La calidad es la excelencia. Messi hace cosas mágicas; Cristiano, no. Messi es más asombroso con el balón en los pies que Cristiano, pero Cristiano, en este 2016 que agoniza, ganó las dos competiciones europeas de más tronío: la Champions con el Real Madrid y la Eurocopa con la selección portuguesa.

-Las dos columnas dóricas del fútbol continental.

Exacto. Messi, en este moribundo 2016, fue menos europeo que Cristiano. Ganó, sólo, la Liga y la Copa.

-Cantidad. Luego para el jurado que otorga el Balón de Oro lo principal no es la capacidad goleadora, sino la suma de títulos relevantes.

Así parece que es y así es casi siempre. Iniesta es otro jugador pasmoso por su talento creador y su imaginación. Calidad: esto es Iniesta. El Balón de Oro, sin embargo, no evalúa eso. Lo ignora.

-Es bello, ciertamente, el juego de Iniesta; pero la esencia del fútbol es el gol y su cima, el título.

Cristiano tiene otra ventaja: es alto, es atlético, es guapo, es mediático

-Pero eso, oiga, eso…

-Eso, aunque no se crea, puntúa también.

El líder político es ideología, que he leído no sé dónde, y la ideología del fútbol es el gol, el título. Y la papeleta del voto, a veces, es un puñal de papel para el perdedor.

Cuatro Balones de Oro Cristiano. Cinco Messi. 2017, ya verán como sí, volverá a ser otro duelo entre Messi y Ronaldo.

-¿Está triste Messi? –he preguntado.

-Sorprendido por la diferencia de votos. Triste, no. Abatir o herir su ánimo es casi imposible –me aseguran..

Gracias a CR7, otro hecho formidable, el Real Madrid vuelve a ser notorio y formidable en todo el mundo.

-El mundo de la globalidad son las redes sociales y el fútbol.

No digo que no, tampoco que sí.

Deleite

Mircoles, 16 Noviembre 2016

La fascinación del fútbol, la fascinación de la política. Hay quien juega al fútbol y hay quien juega a la política:

-La política es otro deporte –que me dijo una vez aquel gallego vivaz e ingenioso que en vida se llamó Pío Cabanillas.- En el mundo de la política - argumentó-, como en el del fútbol, hay que saber regatear, hay que saber tirar a gol (contra el adversario, naturalmente) y hay que saber replegarse. Fascinantes ambas cosas. La vida es jugar.

Así pensaba, así veía la política, así veía el fútbol.

-¿Comparte usted ese paralelismo?

-Por supuesto. ¿Qué es la urna? Una portería? ¿Qué es la papeleta? Un gol.

Antes, cuando la tradicional fiesta nacional (en extinción política) , se decía: “Tarde de toros”. Ahora, como vivimos tiempo de populismo y tiempo de chorras, “la tarde de toros” ha sido sustituida por la tarde/noche de fútbol.

-Es más cívico patear un balón que desangrar y engañar a un pobre animal con cuernos.

Bueno. Quien lo dijo es populista, político, vaya. Hay que respetar a todos, piensen como piensen y crean en lo que crean.

-¿Aunque irriten?

-La democracia, a veces, es eso: enojar.

Dos partidos me he tragado la tarde/noche de fútbol de ayer. Dos golazos. Soberbios. El gol es el tribunal supremo del fútbol: decide, sentencia, al margen de cómo haya sido el partido (feo, aburrido, divertido). El golazo de Aspas será uno de los golazos de 2016.

-De acuerdo con usted.

-Celebro el “consenso”, eso de que tanto hablan los políticos y tan poco practican.

El otro golazo, el de Messi, de falta, a Colombia Cuando elogio aquí, en esta columna a Messi, hay quien, por cierto, se enfada mucho conmigo:

-Pareces –me escupen- forofo del Barça.

Hay quien, en efecto, fusiona admiración con forofismo.

Inglaterra, en fútbol, es más lo que fue, que lo que es actualmente. Vive, en punto a prestigio, de lo que fue. Hoy su fútbol es esforzado y voluntarioso, y poco estético. No obstante, casi gana a España: a punto estuvo. Pero como el fútbol es como es, caja formidable de sorpresas, España, gracias a la furia (el honor es furia, el honor es no entregarse, el honor es creer hasta en lo imposible hasta el final) empató en el santiamén de los últimos minutos con el golazo de Aspas y el no menos precioso de Isco en el último segundo.

Deleite, pues, de una tarde/noche de fútbol: dos golazos.

Míster ‘hat-trick’

Mircoles, 20 Abril 2016

El fútbol, amén de un juego ya universal y también ya el universal “ocio del pueblo”, es un gran negocio para los jugadores de oro (galácticos, vaya) y sus agentes. El CR7 de los agentes es, al parecer, y sin al parecer, el portugués Jorge Mendes.

-Quien , por cierto, está más euroforrado que su “representado” CR7.

La vida, nos pongamos como nos pongamos, es negocio. Jorge Mendes es un “gran” y “grande” hombre de negocios, y los hombres de negocios, como los políticos, a veces prometen para no cumplir y a veces incumplen lo que prometen.

-Vaya, que son entre poco de fíar e infiables.

-Así es.

CR7, cuando se le pregunta, también como los políticos, contesta con cortinas de humor , ambigüedades y retorica populista.

-¿Está o no está contento CR7 en el Real Madrid?

-Según él –me informan-, sí, está contento y quiere seguir en el Real Madrid.

O sea: que no se sabe. Lo que sí sabemos, gracias a los periódicos galos, es que, de tapadillo, a la chita callando, ha estado fugazmente, sólo horas, en París.

-¿En París? ¿A qué ha ido a París?

- A verse, según France Football, con el propietario del PSG, Nasser Al Khelaifi.

Este señor, todo él muchísimo dinero, es, desde hace tiempo, un “enamorado” de la capacidad goleadora de Cristiano.

-Es “el hombre gol”. El número uno. Entre él y el gol –agrega- no hay secretos.

Se sabe también que no es la primera vez que se reúnen. Este señor, además, presume de “conseguir todo lo que le hace feliz”.

Hoy, a día de hoy, ni FP, ni nadie, puede poner la mano en el fuego para asegurar la continuidad de CR7 en el Real Madrid. Sí se puede poner la mano en el fuego para aseverar que entre el señor que presume de conseguir todo lo que se propone, Jorge Mendes y Cristiano hay coqueteo, o flirteo, o cortejo de dinero.

-¿Seguro?

-Tan seguro como que Cristiano, el otro día, le cascó un “hat trick” a ese equipo alemán que soñó con echar de la Champions al Real Madrid. Qué inocentón, teniendo el Real Madrid a mister “Hat Trick”, o sea a CR7.

El rumor, como se sabe, es una de las fuentes en las que sacia su sed de curiosidad el mundo del periodismo y el mundo de los informados.

El Rumor Madrid

Martes, 1 Marzo 2016

Como yo soy yo y mis dudas, luego no me fío de mí, leo, escucho y veo a los colegas.

-Vivir es no dejar de aprender, se sea lo que se sea.

Lo que ocurre es que leyendo, viendo y escuchando a los colegas, tampoco salgo de dudas.

-Bueno –pregunto a un amigo de Florentino Pérez y mío, si bien más amigos de Florentino que mío-, ¿es verdad que os vais a cargar al recién llegado Zidane?

Frunce el gesto, que se dice en estos casos, y se encoge de hombros, que se dice también en estos casos, y no me saca de dudas:

- Zidane es cosa de Florentino. La idea de que sustituyese a Benítez fue suya .No sé, no sé.

-Es que antes del cero a uno del Atlético –le argumento-,Zidane era miel de la Alcarria. Dulce y encantador para el vestuario. ¿Acaso ha dejado ya de ser esa miel que tanto gustaba a Camilo José Cela?

-Zidane, te repito, es cosa de Florentino.

-El otro rumor del día: James e Isco. ¿Es verdad que ya no gustan, es verdad que ya no son queridos, es verdad que van a ser vendidos?

-A ver qué dice al respecto Florentino. Yo no sé nada. Lo he leído, sí, y me ha sorprendido.

Como ven, rumores y rumores. ¿Sólo rumores?

-Fútbol es fútbol –me suelta en plan senderista por los cerros de Úbeda, y agrega filosóficamente-, como “rumor es rumor” y “España es España”. Es que España, esto es, nosotros los españoles, somos muy rumorosos.

En el principio, que nos dice el Génesis, fue la Palabra. “Hágase esto y aquello”, decía Dios. Y se hacía. El poder de la palabra, cuando no la manipulan los políticos, es excelsa . Con la palabra se hacen y arreglan muchas cosas. O se desarreglan, como en el caso de la alcaldesa Carmela, que cada vez que habla, deshace un negocio.

-En el Real Madrid de Bernabéu –le digo a mi amigo y a la vez amigo de Florentino- , se utilizaba mucho la palabra. El dialogo. El teléfono.

-Oye, Miguel–me reconvino una vez por teléfono el propio don Santiago-, antes de publicar un rumor, llámame. Tienes mi teléfono. Lo digo por el bien de tu prestigio, para que no confundas y metas la pata. Sabes que te quiero.

Creo en la palabra, creo en el dialogo. El Real Madrid de Florentino, poco o nada. Luego se queja, se quejan:

-Es que no nos vamos a pasar el día desmintiendo lo que decís o publicáis.

El Real Madrid debería tener –lo he dicho más de una vez- un gabinete de relaciones públicas. Alguien, más o menos, como el infalible Raimundo Saporta de don Santiago, que atendía el teléfono las 24 horas del día.

-El Real Madrid tiene a Butragueño.

Le telefoneé una vez, hace algún tiempo, y sigo esperando su respuesta “de callada”.

El Barça, como equipo, no sólo es mejor que el Real Madrid, también es mejor “controlando” a los medios para que no metan la pata. A partir de ahora, cada día, el Real Madrid será un rumor, parirá un rumor, dará a luz un hermoso y falso rumor. ¿A que no yerro?

Ah. Florentino ni se va, él sigue, ni va a convocar elecciones. Parece que Florentino es el Rajoy del fútbol: también quieren echarlo.

¿Estoy equivocado?

Lunes, 15 Febrero 2016

España y sus dos ligas. La liga de partidos fútbol es una liga de ganadores; la Liga de los partido políticos es, en cambio, una liga de perdedores.

-A ver, explíquese.

Me explico, que la cosa no es para tomársela a chacota. La liga de fútbol la deciden los goles y las victorias..

-La decide, sencillamente, el sentido común de la aritmética.

Exacto: sentido común, del que Churchill, tan ocurrente, tan sagaz, decía:

-Un buen demócrata es quien practica siempre, en cualquier circunstancias, el honesto e inteligente juego del sentido común.

Si no así exactamente, sí exactamente así en punto a sentido común.

Ahora mismo, ¿qué es la liga española de partidos políticos? Un triste batiburrillo de partidos desposeídos de la materia gris del sentido común.

-¿Por qué?

-Es mentira, ética, ideológica y estéticamente, que amen a España. Aman el poder. Aman La Moncloa. De ahí que se lleven entre ellos como se llevan: sin llevarse. ¿Hay sentido común en el hecho aritmético de que los perdedores pretendan la gobernación de España mediante alianzas de partidos cuyas ideologías y cuyos fines son asimétricamente hostiles?

-La verdad es que no.

No. Pero aritméticamente, a lo peor, sí. Digo sí a a lo peor, con la pudorosa preocupación del sentido común.

El Barça, ayer, contra el Celta, en el segundo tiempo, dio toda una sublime lección de unidad, de amor, de solidaridad, de todos con todos y para todos, gracias al colosal Messi, quien, en el penalti, renunció a hacer su gol 300 como barcelonista para que lo lanzase Suárez y así ayudarle a conseguir –contra Cristiano- el Pichichi.

-Amor entre ellos y al Barça. Lo importante para ellos, natural y decentemente, es el Barça

-Todo lo contrario de los políticos. Para ellos lo importante no es España, sino ellos y el poder.

Lo escribo como lo veo y lo siento. ¿Estoy equivocado?

Hombre de carácter

Domingo, 1 Noviembre 2015

Me parece estupendo que para Cristiano Ronaldo el mejor no sea Messi, sino él.

-Para mí el mejor soy yo –leo en El País.

¿Pedante, soberbio, engreído, provocador? Sí y no. A él le gusta que le vean así. Pero ¿es así?

-En casa, no; en casa, es sencillo, manso.

Así lo ve su madre. Así lo ven también sus amigos de verdad.

-Los famosos tienen tres clases de amigos -decía el periodista César González Ruano- . Los que te adulan: no suelen ser fiables. Los que quisieran verte enterrado. Y los que te ven tal como eres por vivir contigo o cerca de ti y por conocerte de toda la vida: éstos son los verdaderos amigos.

Cristiano es portugués, como Mourinho. Se parecen mucho. Casta de vencedores. Bravíos. Resisten erectamente los ventarrones críticos.

-Aprendo de los que me odian- dijo una vez Mourinho.

Obsérvese que a pesar de su derrota contra el Liverpool, el sábado, sigue siendo un hombre impresionantemente granítico.

-Sigo siendo feliz –declaró tras la derrota.

Y como es como es, no duda de su continuidad en el Chelsea (de momento).

-Sigo siendo el mejor- ha vuelto a decir.

Rafa Benítez, cuestionado hace unas semanas, empieza a ser dulcemente piropeado incluso por los que, a lo San Pedro, renegaron de él. El Real Madrid, “su Real Madrid de toda la vida”, no ha perdido todavía en la Liga, en la que es, además el máximo goleador. Otro además: utiliza a los chavales de la cantera con fruición y para gusto de todos.

-Jamás presume de nada, es humilde como una mariposa y trabajador hasta la extenuación las 24 horas del día –me pondera un directivo del Real Madrid.

Lo de Rafa, en efecto, empieza a tener mérito. Me dijeron también de él, hace tiempo, que Benítez, sobre todo, es un insomne “empollón”. Piensa y repiensa todo, nunca está contento con sus decisiones y por la noche, en la cama, las repiensa hasta el amanecer.

-El fútbol es más complicado que la trigonometría –opina.

Ya lo creo.

Ah. Cada día me convence más el joven Casemiro. No es como Xabi Alonso, por supuesto, pero cubre espacios y huecos como él. Cuando él está en el campo, veo más fortificado el sistema defensivo.

Celos y psicología

Jueves, 24 Septiembre 2015

Cariño, fútbol y rumor. Cristiano Ronaldo es celoso.

-A Cristiano –me cuenta fuente totalmente fiable- le gustan dos cosas: el dinero y sentirse querido. Diría yo que sentirse querido más que el dinero.

El Barcelona ama a Messi sobre todas las cosas, no en balde es su dios. Y Luis Enrique, a la menor oportunidad, jalea ese amor

-Messi es el mejor del mundo- clama a periodistas y a los cielos.

En el Barça, Luis Enrique ha aprendido mucha psicología.

-El fútbol –me cuentan que opina- es gol y psicología.

Que Cristiano sienta celos de Messi, es humano, y que Messi sienta celos de Cristiano, es lógico, a pesar de que no siempre casan humanidad y lógica.

Hay rumor fraguado .

-Cristiano, si se produjese el hecho de no sentirse querido, podría irse: no se descarte esto –me comenta la misma fuente.

Hace unas semanas, se difundió en periódicos y otros medios el “amor” de Florentino por Bale. Y se publicó, incluso, que Florentino le había pedido a Rafa Benítez que lo mimase tácticamente

-A Cristiano, cuando lo leyó, le dio un patatús de celos. –me informaron en seguida

No hice caso. Pero sí, hubo patatús. Por eso el “buenazo y manso” Benitez –lo digo en sentido compasivamente cariñoso - reaccionó. Y ahora lo elogia con el mismo énfasis que el Barça admira a Messi.

Un político, más bien ex político, cáustico y cínico, amén de decepcionado (lo tiene marginado su partido: eso cree él), y poco amigo de los medios informativos, me soltó desabrido una vez:

-No se debe prestar oído a los rumores de los periodistas y a las promesas de los políticos, si bien la vida sin rumores y sin promesas es muy aburrida.

Qué paradoja.

Lo cierto, sin embargo, es que Cristiano sigue siendo objeto de muchísimo deseo de tres equipos: dos ingleses y uno francés. Ronaldo, desde hace algún tiempo, está entre relativamente a gusto y no excesivamente a gusto en el Real Madrid. Contrastado.

-Psicológicamente, Ronaldo - siguen informándome- cree que Madrid y el Real Madrid no “se le han entregado” como el Barça y los medios” catalanes a Messi. Cristiano es hombre de ego fuerte y de celos poco menos que patológicos.

Y sin su ego y sus celos, hay que añadir, el Real Madrid dejaría de ser lo que es.

Cristiano Ronaldo y el cambio climático

Mircoles, 1 Julio 2015

Un futbolista rico tira más a rico que a futbolista, a veces.

-¿A que sí, Cristiano?

-¡Mande!

Cristiano Ronaldo ha sido fichado, también, por el magnate chino y amo (socio mayoritario) del Valencia Peter Lim. Cristiano es más que un futbolista. Cristiano es una marca, es el gol, es un físico bien hecho, es “el portugués más guapo de Portugal” y, en el mundo, es es más conocido que el cafetero George Clooney. Y el señor Lim, por su parte, tiene la enfermedad crónica de hacer dinero como las abejas de la Alcarria hacen miel.

-No es que yo disfrute con el dinero –tiene dicho-, es que el dinero me busca. Yo me limito a dejarme querer.

Y ¡cómo le quiere el dinero!

-No sabe qué hacer con él. ¡Tiene tanto!- ponderan sus allegados

Hay gente que nace con el don del dinero. Como hay quien nace con el don de la música, Mozart, o con el don del gol, Cristiano Ronaldo.

-¿Y qué es el don? ¿Algo genético, algo divino?

Algo que no se prodiga, algo que se da muy de vez en vez, muy de cuando en cuando. Un misterio.

-¿Cómo la resurrección de Lázaro?

-Digamos que algo así.

Cristiano, a partir de ahora, tendrá los pies en el Real Madrid y la imagen compartida, a efectos dinerarios, con el Real Madrid y el amo del Valencia.

-¿Y eso es ético, es estético, es coherente? ¿Y qué opina al respecto Florentino?

Es de suponer que Cristiano, antes de dividir su imagen entre el Real Madrid y el Valencia, se lo consultara.

-¿Y si no?

-¿Y si sí?

Es igual. Tanto si no como si sí, lo que chirría es la bipolaridad.

-Es que Ronaldo, como futbolista, en China, es más que Dios, Alá, Buda y los otros dioses -arguye, al parecer, el señor Lim.

El siglo XXI es más que su proclamada globalidad y el cambio climático.. Me lo asegura, horrorizado, un científico del Torres Quevedo:

-O acabamos con el CO 2 o el CO 2 acaba con el planeta Tierra. Lo de Cristiano, por lo menos para mí, es una chorrada. No es científico lo de Cristiano. Lo que no es chorrada es el tenaz y abrasador calor que estamos sufriendo en España. Que Cristiano viva , dinerariamente, cobrando de un chino y de un señor del Real Madrid , pues, bueno, allá ellos. ¡El CO2 es lo que debe preocuparnos! ¡El cambio climático!

Cristiano Ronaldo acojona

Lunes, 6 Abril 2015

Abril, aguas y partidos de fútbol mil. La figura más figura de hoy en Europa y en otras partes del mundo es Cristiano Ronaldo.

-El monstro del lago Ness del fútbol, Ronaldo Acojona.

Cinco goles es algo así como si en el lago Ness de la política un partido político, el que sea, llega a la Moncloa goleando como Ronaldo. Más que con mayoría absoluta, con mayoría aplastante.

Acojona, acojona el portugués. Yo no sabría decir si es el pie o es el ánimo lo que tiene aquejado Messi. Sin Messi, el Barça tiene poco que hacer: de ahí que el Barça esté también aquejadamente acojonado.

Es curioso esto del fútbol. Si no fuese por lo singular, estrafalario y versátil que es, seguro que no sería el rey de los deportes.

-Prefiero – filosofa el sensato Ancelotti- ganar nueve partidos por uno a cero, que uno por nueve a cero.

Ancelotti “enamora” a los no forofos, a la gente de “centro”, por su talante equilibrado, reflexivo, distante del sarampión demagógico. Casi siempre piensa antes de hablar:

-En los puestos ejecutivos expuestos a la crítica de los medios, hay que templar el ánimo, no sobrecargarlo de estrés.

Estamos, como se sabe, en la recta final de la Liga, y en fútbol, en las rectas finales, sin curvas, hay quien se la pega también a veces. El batacazo de una derrota en la recta final descalabra a la vez ilusiones y títulos.

-A partir de ahora –dijo el otro día Luis Enrique-, es el ahora lo que me preocupa.

O sea, lo de Simeone, solo que vez de “partido a partido”, “ahora”. Llega más a la calle lo de “partido a partido”.

Viendo al Barça contra el Celta, contra el que tanto sufrió, y viendo a Piqué, otra vez en redonda plenitud de forma, y viendo el gol de Mathieu, me dije:

-Es verdad: hay partidos que los ganan los defensas y no los delanteros. Piqué evitó tres goles del Celta. Mathieu, hizo el gol del triunfo del Barcelona.

¿Quién se impondrá a quién en la recta final?

-Como Messi no supere su alifafe en el pie y Ronaldo siga siendo el monstruo de la Liga, pues…

Eso: un pues entre interrogantes. Qué bonita es la primavera y que bonita es la Liga con rectas finales tan primaverales como la de este año. No decae la pugna del combate Messi- CR7. No decae y que no decaiga.