Blogs

Archivo de la categoría ‘villar’

Un experto

Jueves, 10 Noviembre 2016

La democracia, como se sabe, es una pugna entre los que no se quieren ir y los que quieren que se vayan.

-Hay, sin embargo, excepciones. Hay quien sí se quiere ir: Miguel Cardenal.

Miguel Cardenal, doctor en Derecho y profesor, ha sido casi cinco años “el jefe” del Deporte.

-Nunca –ha reconocido emocionadamente en su adiós- volveré a tener un trabajo tan bonito.

Le creo. El Deporte, con mayúscula, es el ocio, el ejercicio y el trabajo, las tres cosas, más gozoso de la Existencia. .

-No el que más, sino uno de los que más. Hay muchos trabajos bonitos. No hay que exagerar.

Acepto la matización. Ser político es muy difícil, lo hagas de rechupete o lo hagas como lo hagas.

-El humorista Jardiel Poncela –me recuerda al respecto un amigo- escribió que si le dieran a elegir “entre su suegra, que es un bicho, y su suegro, que es político, elegiría a su suegra”.

Los políticos, por lo que sea, no tienen, en general, buena prensa. En esas encuestas de calificación de políticos nunca he leído a ninguno siquiera con un notable. La mayoría ni aprueban. Alguno, con suerte, roza el cinco pelado.

-El cinco es la matrícula de honor del político.

Según las encuestas, sí.

Miguel Cardenal, leo, se va de “motu proprio”. Se siente desgastado. Mi duda: ¿se va o quieren que se vaya?

-El ministro Méndez de Vigo, al parecer, quiere acabar con los “enfrentamientos”. Méndez de Vigo, a pesar de ser político (lo es ahora), cree que el político debe tener un conocimiento sólido de la historia y de la economía y un espíritu dialogador y conciliador en economía, en historia y en todo. Detesta el “no es no”. Y el “aquí se hace lo que yo hago, legislo o digo”.

Miguel Cardenal se llevaba –ya en pasado, en cuanto que se ha ido o le han dicho que se vaya- con el presidente de la Federación de Fútbol, Villar, y con el presidente del COE, Blanco (con éste no tan irasciblemente) entre regular y mal.

-Más bien mal.

Hay un dicho que lo tengo en mi vademécum: la tierra para quien la trabaja; y los cargos, en política, para quienes lo merezcan por preparación, experiencia y formación. ¿Se imaginan a CR7 de ministros de Hacienda por la elemental y huera razón de que va a ganar 250 millones de euros en el Real Madrid a partir de ahora?

-¿¡Por un año!?

-¡No sea usted bruto! Por los próximos cinco años, uno detrás de otro.

-Qué brutalidad, de todos modos.

Eso es también relativo.

Lo que quiero decir es que el ministro Méndez de Vigo debería elegir para el “cargo” que acaba de dejar vacante Miguel Cardenal un deportista que ame el deporte sobre todas las cosas, sea o no político, le guste o no la política. Un experto en Deporte, vaya.

¡Vaya trío!

Domingo, 10 Mayo 2015

La huelga del fútbol. Decía Camilo Cela que una huelga de intelectuales paralizaría la marcha del mundo.

-Claro –matizaba- que los intelectuales, que es gente de pensamiento, jamás se han agrupado sindicalment2 para hacer huelga.

Dice Javier Tebas, presidente de la Liga de Fútbol Profesional, que la huelga de los futbolistas no es legal, no es conforme a ley. “La huelga -explica – es un derecho que ejercen los trabajadores para hacer reclamaciones de carácter laboral, y la huelga de los futbolistas no es laboral”.

El señor Tebas tiene perpleja a la gente del fútbol. El señor Tebas vive para el fútbol, también del fútbol, y la piel de toro del fútbol son los futbolistas.

-¿Por qué los demanda, entonces?

La pregunta, por paradójica, está en la calle. La verdad es que así, a bote pronto, no casa con cemento de lógica la demanda del señor Tebas contra el sindicato de los futbolistas.

-Qué lío

Lo es. La huelga –hay que aclarar esto en seguida, antes de seguir adelante- , según la Real Academia de la Lengua, es también un instrumento para manifestar protesta.

-Que eso es la huelga de los futbolistas, una protesta

Como se sabe, dos no pelean si uno no quiere, de igual modo que tres, si quieren, pueden organizar cirio, trifulca, jarana. Los tres del cirio son Miguel Cardenal, secretario de Estado para el Deporte, que se lleva bien con Tebas pero mal con Villar; Tebas, que se lleva de “odio” con Villar pero bien con Cardenal; y Villar, que detesta a Cardenal y a Tebas.

-Vaya follón.

-Como el de Susana Díaz, la de la Junta de Andalucía, con sus “colegas de casta”, que se niegan a “investirla”.

El fútbol, guste o no, es también política. ¿Es políticamente sensato dejar al país sin fútbol porque tres señores, cada uno con sus razones o sinrazones, se llevan como Susana Díaz con sus “colegas de casta”, o sea a parir?

Cardenal, Tebas y Villar. El menos político es Villar. El más peligroso, Tebas (ultratrepa) Cardenal es el político. ¡Vaya trío!. Con la asamblea anunciada, ¿habrá consenso? Es lo deseable por el bien del fútbol y de la política

Muchas cuestiones

Sbado, 21 Junio 2014

La cuestión no es si Del Bosque se va a ir o se va a quedar. La cuestión es si Del Bosque se debe quedar o se debe ir.

-Quiero que se quede.

Ángel María Villar es así: rotundo, leal, amigo de sus amigos hasta la muerte.

-Le ha sobrado siempre calidad humana. La amistad para él es un mandamiento.

Lo sé. No sería buen político Villar, pues la política, en esto de la amistad, a veces es cruel como aguijonazo del alacrán. La cuestión –hay muchas cuestiones en esta cuestión de Del Bosque- es que, también a veces, es imposible hermanar amistad y deber.

-¿Por qué?

El deber es frío; el deber carece de sentimientos: el deber es eso que, sin querer, en ocasiones no hay más remedio que hacer. Del Bosque, a sus 63 años, como entrenador, lo ha conseguido todo. Ha coronado todos los picos de la cordillera del fútbol: en el Real Madrid y en la Selección.

-Así como se habla del Real Madrid de Di Stefano o del Real Madrid de Bernabéu, con el tiempo se hablará con idéntica fruición de la Selección de Del Bosque.

Comparto ese aleluya. La cuestión es que, como se dice, todo lo que sube, baja, y nada es permanente e inmutable, o la gloria es esa “cosa” que se amustia o te da la espalda sencillamente porque sí o porque la naturaleza es así.

-La vida es nacer, pedalear, ganar el Tour y que te elogien por tu pasado, o por lo que has sido, que es otra forma de llamarte viejo.

El octogenario Federico Martin Bahamontes, otro entrañable histórico, dice verdad cuando eso dice.

Algunos críticos le reprochan a Del Bosque su conservadurismo.”Creía, leo, que con los jugadores de siempre, como siempre, iba a ganar también el Mundial de Brasil: craso error”. Es hábito muy español, desde Quevedo, criticar a toro pasado o “el ya lo dije yo”.

-¿Dónde lo dijo usted, cuándo lo dijo usted?

La cuestión de hoy, sin embargo, es el partido con Australia: horrible si se pierde también ese encuentro. “Eso, Vicente”, no debe suceder”. Y si sucede, ¿qué pasa? ¡Un “hat trick” de derrotas: de desastre! ¡No quieren ni pensarlo! Pero lo piensan.

¿Ven como hay muchas cuestiones? Del Bosque sabe que su futuro, si sigue, será amargo. A su edad, el ser humano roza eso que Azorín llamaba “el agobio de la perfección”. Se lo dijo un día a Marino Gómez Santos: “Marino, se me ocurrió leerme anoche y, Marino, qué mal escribo!”…¿Por qué, Del Bosque, a su edad, tentar el incierto futuro de la renovación de la Selección? Mucho e intenso trabajo. A su edad, Del Bosque…

Culpable mayúsculo: Mourinho

Jueves, 22 Marzo 2012

La finalidad del fútbol es la emoción por la acción del gol y el gol  -ojo a esto- del control de las emociones.Mourinho es un divo.El divo,a veces,cae en la   desaforada patología de los excesos.

-¿Como Mourinho?

-Exacto.

Contra el Villarreal,al margen de errores tácticos o estratégicos,que los hubo,el megaerror del partido fue Mourinho.Si la cara es el espejo del alma (el refrán es filosofía pura),el equipo es el espejo de su entrenador.Mourinho es un espejo malo,un mal espejo.De ahí los desquiciamientos -ayer- de algunos de sus jugadores.

-Sigue cayéndole mal Mourinho.

Acepto el reproche.Cuando la cultura del yo,”yo,yo,yo,como yo nadie,yo soy el Solón del fútbol”,nubla el  sentido inteligente (digo “sentido inteligente”,no digo “sentido común”),hay que preocuparse.Hay que empezar a pensar que “aquí pasa algo o algo está pasando ”.

Mourinho,en los partidos,en la banda,es aguijón y escarabajo verde de los árbitros.Se levanta,pasea,los mira con descaro,se encara con ellos,excita al público.

-¿Era así en Inglaterra,cuando estaba en el Chelsea? -he indagado.

-Como es ahora en el Real Madrid,no.

En Villarreal,el árbitro cometió errores.Cierto.Pero a favor y en contra de los dos equipos,y más en contra del “submarino” (dos penaltis:lo fueron con el Reglamento en la mano) que del “acorazado” blanco.Contra el Villarreal no empató  el Real Madrid por culpa del árbitro,el Real Madrid empató  en Villarreal por culpa de Mourinho.En Villarreal,Mourinho acrecentó el  patológico cuadro de sus vicios e inseguridades,y,acabado el partido,cometió el error,inmenso error ,de  despreciar antiseñorialmente,antideportivamente  a los periodistas (no es de recibo  el pretexto de que estaba nervioso y tenía miedo a no poder contenerse).

Culpable mayúsculo,Mourinho.

Coletilla:séis puntos es muro espeso y alto entre el Real Madrid y el Barcelona.Un magnífico dividendo para ganar la Liga.Si no la gana el Real Madrid,culpable otra vez  vez Mourinho.

Problemas para Villar

Mircoles, 15 Febrero 2012

Lo de Angel María Villar es ver el fútbol desde la presidencia de la Federación Española de Fútbol. Debe de verlo bien y de ahí que todos estén con él y mañana le digan: “Ángel,tú sigues”. Las “bases”, representadas en asamblea, no ven otro mejor que Angel María. Me lo decía ayer uno de los que le votarán mañana para que continúe en el cargo otros cuatro años.

-No lo hace mal, y en la FIFA y en la UEFA, no le quieren mal.

Mal ¿Por qué no sustituir la equívoca palabra mal por el vocablo bien? ¿Es que no lo hace bien?

-El fútbol, en España, es dificil de dirigir, y lo que es difícil, rara vez se dirige netamente bien, netamente a gusto de todos.

Cuando transcurran sus próximos cuatro años,estará  al filo o en el filo mismo de la jubilación.El fútbol en España es,como bien se sabe,oligárquico. Es, mayoritariamente, el fútbol del Real Madrid contra el Barcelona o del Barcelona contra el Real Madrid, y es el fútbol del reparto nada salomónico del dinero de la televisión.

-En el fútbol -se me quejaba recientemente el directivo de un equipo con el agua de las deudas ahogándole- eso de que la tierra para el que la trabaja funciona muy bien para el Real Madrid y el Barcelona, que se “trabajan la tierra de la televisión” egoistamente mejor que los demás, pues la parte del tele-león del tele-dinero se lo “comen” ellos. No es democrático, no es justo.

Villar, en sus maneras, es abrupto. Pero tengo dicho de él que siente muy bien con el corazón (por eso es querido) y funciona con inteligencia “nada forofa” con la cabeza. El fútbol, se dice, es “esa otra burbuja”. Está ahí, amenazando. La deuda del fútbol, global, ni se sabe exactamente, pero es grasosa, oronda, explosiva. Sería formidable que Villar, en su “último mandato”, abordase con coraje (el futbol es coraje) los problemas que bullen, y que son varios. Hay que evitar la explosión de la burbuja de la ecuación “pan y fútbol”.