Blogs

Entradas con etiqueta ‘CR7’

Aritmética

Domingo, 4 Junio 2017

Como España es como es –genial, mágica, única, secular, atrabiliaria, anarquista, sediciosa, cachonda- de vez en cuando gana una batalla como la de Lepanto, “la más alta ocasión que vieron los siglos”, y con una docena de huevos, que diría don Santiago Bernabéu, gana su “primera” docena de títulos. Exactamente, la frase de don Santiago fue ésta:

-El Real Madrid ganará hoy (al Stade Reims, en París: primera Copa de Europa) por fútbol y por huevos, pues los tenemos mejor puestos que ellos.

Cuando Florentino Pérez llegó a la presidencia del Real Madrid (la primera vez), dijo:

-Me gustaría que algún día se me pudiera elogiar como a don Santiago.

Cuatro Champions ya, FP. Y el Real Madrid, ahora, con usted, está en el camino, en el óptimo camino, de brindar al mundo “otra gran ocasión jamás vista por los siglos”.

La aritmética no miente, nada más lejos de la política que la honesta aritmética.

-Si los políticos, además de políticos, fueran aritméticos, la política sería tan maravillosa como la aritmética: una ciencia bella, leal, por su lejanía de la mentira. Lamentablemente, no es así.

-¿Quién dijo eso?

-Un político inteligente y con mucho sentido del humor: Pío Cabanillas. Está en el cielo con don Santiago.

FP, a lo Bernabéu, ha dicho:

-Éste es el punto de partida para volver a ganar la próxima temporada.

Sigamos con la aritmética. Lo más aritméticamente admirable que tiene ahora mismo España es el Real Madrid. ¿Tiene la América del estrafalario Trump un Real Madrid? No. Con la universal internacionalidad del Real Madrid, no. ¿Tiene la Alemania de la señora Merkel , otro poder, un gozo deportivo como el Real Madrid? Tampoco.

-El Real Madrid –pondera el entrenador de la “Vieja Señora” con estupendo señorío- tiene un equipazo.

Aritméticamente exacto. Lo demostró abrumadoramente en el segundo tiempo.

Zidane, otro señor de pica en Flandes: cinco título, en el Real Madrid, de siete posibles: una Liga, dos Champions, un Mundial de clubes y una Supercopa de Europa-

-¡Qué precoz!

De novato, a ese colosal currículo.

-Y con récord mundial: las dos Chmpions, consecutivas.

Más aritmética. CR7: máximo goleador de la Champions con 12 goles (uno más que Messi). Luego “Pichichi” europeo y doblete. ¿Quinto Balón de Oro? Seguro.

Felicidades a todos. Y a don Santiago Bernabéu por la herencia. Anteayer, qué casualidad, fue su 39 cumpleaños de vida celestial.

CR7

Martes, 14 Enero 2014

Si  Florentino Pérez es un ser superior, que dice Butragueño, Cristiano Ronaldo es un ser potente. En CR7  todo es potencia. Físicamente, es potente. Potente es su voluntad  e inmensamente  potente es su amor propio.

-¿Y por qué llora si es tan potente?

-Quien siembra lágrimas, recoge alegrías (esto no es mío, no recuerdo la autoría).

Un jugador de oro, pues. Lo formidable de CR7 es que, amén de ser potente, cree en él.

-He trabajado mucho para con seguir este Balón de Oro.

Trabajo. Obsérvese que la palabra “trabajo” es latiguillo suyo. “Trabaja, negro, trabaja”, letra de una canción; él, blanco, alto, rico, guapo, famoso  (lo tiene casi todo, dado que guapa, guapísima, es también su pareja), sabe que lo que lo ha labrado con trabajo.

-En casa, hago horas extras de trabajo –dijo una vez.

Un ser potentemente  y trabajador. ¿Colma o doctora su carrera el Balón de Oro conseguido? No.  ”Es, dice, sólo  un nuevo estímulo”. Agrega: “Ahora, para validarme, tendré que trabajar más” .

Su cuarta potencia: la soberbia. No quiere formar parte únicamente  de la historia de Portugal, su patria, sino que aspira a hacerse “un hueco en la historia del mundo”. Quiere, así de sencillo,  inmortalizarse históricamente.

-Que se hable de mí, cuando deje de existir.

Un Balón de Oro más (el segundo) y una joya de jugador, asimismo,  por su insaciabilidad. El mejor fichaje de  Florentino Pérez desde que se le ocurrió sentarse en la presidencia del Real Madrid. CR7 sí ha amortizado, “y con creces” (de un directivo madridista), lo que costó en su día y lo que sigue costando. “Partido a partido” (lo de Cholo). “Día a día” (lo de CR7). Lo suyo, de todos modos, es el gol. Y  el gol es el cuerpo, el alma y el espíritu del fútbol. Trinitario CR7.

Para Florentino Pérez, el jurado del Balón de Oro ha hecho justicia dándoselo a Ronaldo. Eso es discutible, creo, en cuanto que lo justo no  siempre es virtuoso, de igual modo que la castidad no es una virtud, sino un vicio contra la biología humana (Voltaire). Al margen de esta disquisición, lo  ineluctable, hoy,   es que el Balón de Oro  de a la vez que engrandece a Cristiano ensancha el envidiable  escudo de blasones  del Real Madrid.