Blogs

Entradas con etiqueta ‘Di Maria’

Podemos

Viernes, 12 Septiembre 2014

El verbo poder es un verbo política y deportivamente agresivo. Podemos, el partido del exótico Pablo Iglesias, ¿qué es? Un proyecto de reto, un deseo de “poder”.
-Podemos hacer lo que los demás no pueden ni saben hacer
Bueno: eso es la política.
-En la oposición –decía el ‘viejo’ profesor Tierno Galván, a quien admiré en vida-, si no prometes “delicias”, hay que dedicarse a otra cosa.
Política y deporte, en común, tiene muchas cosas. Simeone , como Pablo Iglesias, es vitalista. Su última exótica frase: “El Atlético es el equipo del pueblo”. La demagogia es hierba que cree tanto en la política como en el deporte. A Simeone, es su talante, no le asusta el partido del Bernabéu. La fe, virtud también humanamente laica y atea, le acompaña desde que se levanta hasta que se acuesta. La plantilla del Atlético, esta temporada, es otra: se han ido jugadores y han venido otros.

¿Ha sido, para él, inconveniente para rehacer y ajustar el equipo?.
-Lo importante –sostiene desde su filosofía - no son tanto los jugadores como el sistema. Los jugadores claro que son importantes –sigue razonando-, pero tan importante como ellos es tener definido el sistema.
El sistema atlético es el del año pasado. Hace unos días, tras la goleada a Macedonia, Silva comentaba: “El estilo no se toca”.
Ciertamente, no se debe tocar, o cambiar, lo que funciona. A Del Bosque le funciona su estilo o sistema. Y a Simeone, también el suyo.
En teoría, por dinero, salarios y “calidad”, el Real Madrid es mejor que el Atlético. Lo reconoce hasta Enrique Cerezo, otro vitalista:
-Ellos, sobre el papel, valen más. El Atlético, sobre el terreno de juego, vale como el que más.
Optimismo, vitalismo, fe: he aquí el Atlético que se va a ver, que vamos a ver, en el Bernabéu. ¿Qué opone a ese Atlético el

Real Madrid de Ancelotti?
-Dudas; su tormento –me dicen- es el centro del campo.

Ancelotti es más razón que corazón. Creo. Y a pesar de que ha dicho que dio su visto bueno a Florentino para que se “deshiciera” de Di María y Xabi, uno, o sea yo, sigue sin creérselo.
-¿Por qué?

Florentino, contra lo que opinan otros, es un ser, amén de superior (Butragueño), difuso y autoritarista. Me lo dice quien sabe:
-La salida de Xabi y Di María, especialmente la de éste, le ha sentado a Ancelotti a aceite de ricino (purga que nos daban a los niños del siglo pasado para “amargarnos” el paladar y hacernos llorar).
¿Conseguirán James, Kroos, Modric, e Illarramendi borrar la memoria de Xabi y Di María? Interesante, mucho, este nuevo “reencuentro” entre el equipo del pueblo de Simeone y el equipo diesel de Ancelotti .

España es diferente

Viernes, 17 Enero 2014

Como siempre, España es diferente. Era diferente con los Reyes Católicos y desde entonces, cinco siglos para seis, no ha dejado de ser diferente.

-Los españoles –me analiza-reflexiona un alemán que vive su jubilación al sol de Águila: 355 días seguros al año de sol- sois paradójicos y chocantes. Vivís cachondamente al día, divorciado de las lecciones del pasado y ajenos al futuro. Sois, con Grecia, el país con más paro de Europa y con el virus de una crisis A peor que la gripe A que nos cruje últimamente. Y, sin embargo, y aquí la cachonda paradoja, tenéis el fútbol más caro de Europa.

Si nosotros los españoles somos diferentes, los alemanes, también de siempre, son ineluctablemente kantianos: previsores, metódicos, aburridamente racionales.

España, en efecto, es desconcertante. El Real Madrid, esto es, Florentino Pérez, un español de pro y de prosapia, tiene tal vez la plantilla más cara y mejor pagada del mundo, lo cual no es óbice para que Ancelotti, todavía a estas alturas, siga deshojando la rosa ( me gustan sus pétalos) de “cómo debe ser el sistema de juego” del equipo. ¿Isco, no Isco? ¿Di María, no Di María? ¿Illarramendi, no Illarramendi? ¿Y qué pasa con Bale?

-Ancelotti, qué es doctor en fútbol, no ha dado todavía con el diagnóstico del patrón de juego. El Real Madrid es el soliloquio de sus formidables jugadores, no la conjuntada armonía de una orquesta -me dice otro doctor en fútbol, ex jugador del Real Madrid: vive de su carrera.

Otra verdad, tal vez o sin tal vez. El fútbol, como ven, no es tan sencillo: a veces es mareantemente laberíntico.

Sigamos con lo de España es diferente. La Copa del Rey, por culpa del Mundial, es la otra “sopa del día. O sopa de Copa del Rey o sopa de Liga. Ni un día sin sopa de balón.

-Y los estadios, aun con el Real Madrid o el Barcelona como visitantes, empiezan a lucir “calvas” graves en los graderío –me alerta un seguidor de fútbol por la televisión

-Culpa de los precios -le contesto-.La afición de Pamplona, el otro día, se revolucionó con toda la razón del sentido común contra los precios: 80 eurazos la localidad más barata. Eso es “cargarse” el fútbol.

Las ciencias, también las técnicas, cuando avanzan que es una barbaridad, a veces traen bienes y comodidades, no otras veces. Las salas de cine están casi desapareciendo por culpa, dicen, de la televisión. Lo cual que hay que empezar a pensar que, por culpa de la televisión, al fútbol de “estadio y abono” puede pasarle también lo que al cine.

-Un país en crisis y con una tasa de paro que supera los cinco millones de habitantes no puede –no debe- permitirse pagarle a un futbolista 18 millones de euros limpios del polvo y la paja del Fisco.

Esto se oye ya masivamente en la calle. España, ciertamente, es cachonda e insensatamente diferente. ¿O no?

Xabi Alonso

Viernes, 15 Noviembre 2013

Xabi Alonso juega en el Real Madrid y luce en El Corte Inglés.

-Da muy bien como hombre-anuncio. Gusta a las mujeres y queda carismático por su porte y elegancia para los hombres. El “maniquí” ideal -me dice un expeto en estas cosas de El Corte Inglés .

Ancelotti no encontraba el punto G del equilibrio hasta que pudo alinear a Xabi. Con Xabi Alonso, el Real Madrid es un equipo más cohesionado. Xabi Alonso, por lo tanto, es el punto G que anhelaba Ancelotti y requería el juego del Real Madrid.

-¿Es así, Ancelotti?

-Es así, así es.

Xabi ha diluido su ego en las eses de serio y silente. No hace ruido con su juego, pero el juego que destila purifica y agranda la calidad del conjunto. Xabi, además, transmite a los compañeros más serenidad y seguridad (otras dos eses; la ese, concluyentemente, es la marca de su compacta y antinarcisista profesionalidad). “Yo -dice Woody Allen- me divierto haciendo películas, sin que las críticas, que no leo, ni los elogios, que no me cambian, me influyan”. Xabi Alonso es como Woody Allen: no sonríe (yo nunca le he visto autojalearse ni sonreír) y no se deja perturbar por nada. Creo que Xabi debe seguir en el Real Madrid. A los 32 años, los que agavilla, le quedan todavía dos tres años más, como poco, de jugador importante y estabilizador.

-No es el centro del Real Madrid, pero centra al Real Madrid - me dice quien me lo dice: alguien del Real Madrid.

Xabi, en fin, es pieza clave y dificil de sustituir,y el Real Madrid, sin esa pieza, probablemente volvería a renquear. Pienso. Y Ancelotti, de nuevo, volvería a la jaqueca de la duda. ¿Illa, Khedira, Modric, Isco, Di María, quién, cómo los junto…?

He preguntado, creánme. Y las razones que me dan de la demora del desentendimiento no me convencen.

-Es Xabi, la culpa es de Xabi -me susurran.

-Bueno, es que…bueno, ya lo sabrás- me dilatan -Claro que queremos que no se vaya -me rotundiza otra voz de dentro del club-, pero la batuta de estas cosas las mueve el presidente y el presidente…

Más puntos suspensivos. Se sabe: Xabi no es Bale, pero Xabi vale para el centro del campo tanto como parece que puede valer pegado a la banda Bale.

Fichando, el Real Madrid, a veces, desconcierta. Y no preorrogando los contratos de los que valen, también: también desconcierta.

El eclipsado Kaká

Martes, 5 Octubre 2010

Así como ZP es el faro de la Alianza de las Civilizaciones (¿sirve para algo ?) y el eclipse de la economía española,el brasileño Kaká es también a la vez foco y eclipse. Kaká es una bota de oro.Lo es.Cuando el insaciable (en proyectos y fichajes) Florentino Pérez lo trajo,¿puso alguien en duda el acierto del fichaje? El foco de los medios (prensa,radio y televisión) lo recibió con gozosa y navideña luminosidad:
-Otra estrella mágica para el belén blanco.
Kaká costó lo que cuestan todos los fichajes magnos y mágicos de FP.
-¿Puede recordármelo?
-Con mucho gusto.Entre lo que se publicó (siempre aproximado) y la realidad,no menos de 70 millones de euros.
Kaká,sin embargo, no ha tenido suerte en el Real Madrid
,o el Real Madrid no ha tenido suerte con él.A veces ocurren las dos cosas.El matrimonio Kaká y el Real Madrid es como esa clase de matrimonios que,por razones inexplicables, no funcionan.
-¿Quieres a tu media naranja?
-¡Claro,mucho! Pero hay algo en nuestra relación que chirría.
El caso es que el Real Madrid FP parece haber empezado a encontrar su nuevo ser y su nueva conjunción con los Özil (cada vez gusta más),Xabi Alonso (cada vez más indispensable),Di María (cada vez más adaptado),Khedira (cada vez,y a no tardar,más hercúleo).Junto a ellos,los León,Granero y canteranos…
-Kaká es un activo caro -reflexionan las cabezas pensantes y “economicistas” de los directivos blancos.Y los italianos (en plural),coño, lo quieren.
Kaká tiene nómina pomposa:¿ocho o nueve millones de euros netos a la temporada?.Ronda esa cifra.¿Puede o debe el Real Madrid mantener un gasto salarial tan sustancioso (para el jugador,claro es) cuando,como se está viendo,las circunstancias lo han “eclipsado”.
He “tirado” de mis contactos en el Real Madrid,y de uno muy especial,que me ha dicho:
-No te desmiento que Kaká tal vez sea “negociable.Pero hay que esperar.Si el equipo funciona como queremos y ha empezado a verse,tener de “reserva” a Kaká,dado su coste,no parece racional.
Así está la cosa con el “eclipsado” Kaká.