Blogs

Entradas con etiqueta ‘estilo’

Estilos, deportes y políticos

Jueves, 26 Noviembre 2015

A veces a uno, como a cada quisque, se les estropea un hueso o un tendón, lo cual me he dado de baja en el trabajo durante unos días.

-A ver si supero el escacharramiento sin ir al médico.

Mis bajas no consultadas médicamente, sin embargo, no son ni perezosas ni pasivas. Leo, veo la televisión, escucho la radio. He visto un nuevo programa de Bertín Osborne. Bertín, en su casa como o en la ajena, o haciendo lo que le da la gana, es un tío legal.

-¿Qué es para usted un tío legal?

-Un tío que hace lo que le da la gana cuando le da la gana sin herir ni molestar a nadie. Un tío de sonrisa verde que ama la vida a tumba abierta. Eso es un tío legal.

Es, sí, de derechas. ¿Y qué? ¿Por qué no va a poder ser de derechas si le da la gana? ¿Acaso es pecado de excomunión democrática en la España plural, diversa y secesionista reír y pensar cómo piensa y ríe Bertín? ¿Acaso es pecado de excomunión admirar la estética futbolística del Barcelona?

-¡Claro que no!

Veo la desenfada, laxa y amena conversación de Bertin con Pedro Sánchez “en la mía”, esto es, en la blanca casa de Bertín.

-Dos deliciosos “chaveas” de derechas, qué finos, qué maneras tan elegantes - tuerce el gesto un vecino mío, socialista, empático y vividor como Bertín: un íntimo y querido amigo mío.

Le miro regocijado. Prosigue:

-Qué elegante es Pedro – celebra- . Rajoy, en la distancia corta, le parece afable. ¿Por qué los políticos, en tiempo de elecciones o en campaña electoral, dejan de ser como realmente son?

Eso digo yo. Yo soy un demócrata del Atlético de Madrid que ama también democráticamente al Real Madrid. Yo, por cierto, pues viene al caso, estoy orgulloso de lo que un día dijo de mí en una plural, diversa y no secesionista rueda de medios informativos don Santiago Bernabéu:

-Qué pena que los periodistas “oficialmente” del Real Madrid no sean como usted.

Pedro Sánchez, de verdad, estuvo sencillo y encantador, y el que sea socialista o del Barça, a mí plim. Destila estilo. Y el estilo, en la política como en el deporte, lo es casi todo.

-¿Es por eso por lo que no “conectas” con Pablo Iglesia?

-Pablo Iglesias, a lo mejor, en la corta distancia, es también atractivo. No digo que no. Pero por lo que dice y por como lo dice y por su anacrónica y desgreñada coleta, no, no me capta.

Estilo, deporte, políticos elegantes.

El estilo no se toca

Martes, 9 Septiembre 2014

Vuelve el sabor, que diría el poeta, a la selección que ha ganado dos europeos y un mundial de fútbol. Vuelve, qué suerte, con Del Bosque y con bajitos. Como soy bajito, admiro a los bajitos.

-¿Bajito como el actor Dustin Hoffman?

Como él. Cuando se lo presentaron a Marylin Monroe, por cierto, ésta, tras medirlo con la vista de arriba abajo, sonriendo, dijo:
-Qué bajito es usted.

Dustin , sonriendo también, le contestó:
-Mídame por mi talento de actor, como yo la mido a usted por su belleza.

Los bajitos de Del Bosque (él, tan alto), en el fútbol, son lo que Dustin en el cine y en el teatro interpretando: excelentes.
-¿Cree usted que Del Bosque superará el “bajonazo” de Brasil? –han empezado a preguntarme.
-Con esos bajitos pugnaces y revoltosos, y tan moscardones, que le han metido cinco goles (pudieron ser muchos más) a Macedonia, seguro.
-Macedonia, en fútbol, es poca cosa –me objetan.

Según como se mire. Los bajitos de Del Bosque, como el vuelo de los moscardones, marean, aturden, desquician, aburren y rinden.
-Arrebatarles el balón, fijarlos, es dificilísimo- que dijo no recuerdo ahora quién: fue un técnico alemán.
El fútbol desalado, esto es, sin extremos o defensas laterales en función de extremos, desmerece y desazona. Los aviones, como los pájaros, siempre con alas. El fútbol, también.
-Usted –me recuerdan: la gente tiene buena memoria- ha escrito que el sistema de fútbol moscardón con bajitos, no le va a Diego Costa. ¿Se arrepiente de haber escrito eso?
-No. Es más: creo –y perdón por la insolente contundencia- que Del Bosque piensa como yo. Veremos lo que al respecto dice el tiempo.

Lo importante, al margen de tiquismiquis críticos más o menos exigentes, es que, como también tengo escrito, Del Bosque, que es sabio en fútbol por su inteligencia analítica (eso ni lo vio ni lo supo apreciar jamás Florentino Pérez), no va a auto defraudarse ni a defraudarnos.
“El estilo no se toca” (Silva, tras el 5-1). El otro talento del hombre, en mi sentir, es ciertamente el estilo.