Blogs

Entradas con etiqueta ‘Piqué’

Un potosí

Lunes, 9 Enero 2017

Hay dos clases de economistas (esto no es mío, esto es de un pensador): los que hacen más ricos a los más ricos y los que hacen más pobres a los más pobres.

-Eso es una chanza. Falso – reputa mi amigo el economista, ejecutivo de un banco de tronío y futbolero.

Apenas sé nada de economía. Sólo esto que aprendí de mi abuela: no se debe gastar más de lo que se gana, economía es esto.

Mi abuela paterna, claro es, no era economista. Era, solamente, una mujer culta -licenciada en Historia- y “centrada”.

-No creo en las ideologías - decía también-, creo en las personas que se deja guiar por la estrella polar del sentido común. Yo soy una persona “centrada”

Curiosamente, le gustaba el fútbol. Madridista.

-Como nací en Madrid –argumentaba-, soy del Real Madrid. Tu abuelo, en cambio, como es de Alicante, es del Atlético. No discutimos por ello, sin embargo. Tu abuelo, como yo, es también un ser muy “centrado”. Nos respetamos, y nos respetamos –remataba- porque somos personas “centradas”.

Gracias a ellos, cuando escribo, procuro “centrarme”.

-Eso, escribiendo de fútbol, no es fácil. El fútbol, por tratarse de un juego, apasiona, excita, descentra.

Poco, a mí poco, si bien nunca he negado mi “pasión centrada” por el Atlético. Hay algo en mí, inexplicable, que me impele a estar más cerca de los que son menos que de los que son mucho.

-Qué raro eres.

Don Santiago Bernabéu me lo reprobaba también:

-¿Por qué –me reconvino una vez, sonriendo- pudiendo ser del Real Madrid, eres del Atlético?

Llegado a este punto, quiero escribir y escribo esto: muy bien, Luis Enrique; esta vez, requeté bien, Luis Enrique.

-No estoy aquí para hablar de los árbitros –dijo a los periodistas, acabado el partido con el Villarreal, donde el árbitro no vio un penalti a favor del Barça que “descentró” hasta la excitación a Piqué.

Luis Enrique, es obvio, piensa del árbitro que uno, que el árbitro es ese juez, en el fútbol, que no vio lo que todos vieron desde los graderíos. Ocurre con harta frecuencia.

En cuanto a Messi, vale, sí, un potosí. A nadie extrañe, pues, que la segunda potencia del mundo, económicamente, quiera hacer más rico al ya muy rico Messi. La economía tampoco es una ciencia “centrada”.

Semana Grande

Lunes, 20 Junio 2016

Semana Grande, con mayúsculas, de emociones.

-Una vida sin emociones y sin sueños, no es vida.

Hay que leer a los poetas. Filosofan mejor que los filósofos.

Semana Grande, digo: Brexit, fútbol, elecciones.

El Brexit, como saben, es que a ciudadanos del Reino Unido les ha atacado el virus de la desunión de la Unión Europea.

-Y eso, ¿es bueno o es malo?

-Para España, y también para los desunistas, según los cerebritos en economía, no es bueno. Desunir lo que el sentido común une acertadamente, nunca es aconsejable.

Allá, pues, ellos; allá, pues, los ciudadanos del Reino Unido con sus sensuales apetencias de divorcio.

Fútbol. Que yo recuerde, y al respecto, en esta ocasión, no me falla la memoria, nunca en la Selección se había vivido un clima de unión, fraternidad y convivencia tan memorable como el de los jugadores de Del Bosque en esta Eurocopa de la verde y bella Francia.

-Piqué es encantador, cara a cara.

-Vivimos un buen rollo.

-Del Bosque es un gran señor.

-No hay celos, ni envidias. Todos con todos.

-A lo mejor, con suerte, ganamos la Eurocopa.

Podría espigar más frases como éstas. Todos con todos, nadie contra nadie. A mí estas cosas, amén de gustarme, me emocionan.

¿Qué tiene de ensalmador Del Bosque, que ha hecho del “vergel” de la Selección un edén de compañerismo, amistad y sentido común? Hasta Casillas acepta con franciscana alegría su nuevo “estado· de “reserva” de De Gea.

-La vida –opina- es llegar, disfrutar y aceptar que la vida es también relevo

Algo así ha dicho en la radio.

Nadie sabe, como es natural, si España, ya gran favorita –de momento- en las apuestas, logrará o no el triplete en esta Eurocopa. El fútbol es tan raro como esos británicos que quieren separarse de la UE; pero, raro o no, es así: químicamente raro. Lo importante, hoy, es que España, en fútbol, maravilla, y que el Barcelona, dicho sea al paso, está de enhorabuena: Iniesta es el mago de magos del fútbol en la vieja Europa y Messi, en el Nuevo Continente, es el mejor entre los mejores.

Y el domingo que viene, elecciones. A votar. Lo tengo escrito: la papeleta y la urna son el gol y la portería del “fútbol” democrático. Que ustedes lo voten bien, o sea con la neurona del sentido común.

El 2-2-2 del Barça

Lunes, 30 Noviembre 2009

Cumpleaños feliz del Barça. Contra el Real Madrid, el pasado domingo, cumplió nada más ni nada menos que 110 años. El vestusto pero no valetudinario Barça. El “elixir” de la juventud y del vigor es, pues, el Barça.Y  el fútbol el deporte más ecuménico. Más de mil millones de espectadores han visto, y celebrado, el enfrentamiento entre el mejor equipo del siglo XX, el Real Madrid, y, a dia de hoy, el mejor equipo del siglo XXI, el Barça.
-Qué pena que no pueda decirse lo mismo de nuestra economía,¿eh? -deplora un compañero en el diabólico paro.
Las estadísticas,como referente anécdótico,están bien.Hago poco caso de ellas,si bien son un recurso para comparar, entretener y encandilar: poco más. Prefiero los hechos, que decía Ortegha y Gasset: “Hechos, hechos”, respondía dialécticamente a sus oponentes. Hechos: el Barça-Real Madrid es yan historia para la Historia;sin embargo, como 2010, que lo tenemos ya a la vuelta del mes que acaba de empezar, va a ser  el año del Mundial Suráfricano (hasta “The Econmist”, en su último número, se ocupa  con interés del acontecimiento), hay que celebrar el crecimiento de jugadores como Piqué y el no devenir del veteterano Pujol, prodigiosos tapones  el domingo de las voluntades goleadoras de los delanteros madridistas. Piqué se agiganta a pasos vista y pisa la alfombra roja,si no se malogra,de poder llegar a  ser,tal vez,el mejor defensa central español de todos los tiempos:instinto,velocidad,cabeza goleadora,toque.
-No hay otro como él ahora mismo ni en España ni en Europa -piensan muchos, y el que más, Del Bosque Estamos viviendo, en fútbol, tiempo precioso. Y  a España, gracias al fútbol, hasta en Gambia saben situarla en el globo terráqueo.Hay otras dos figuras portentosas: Xavi e Iniesta.
-El Barça,en buena lógica,debe de  ganar la Liga.Cuenta con dos defensas magnos,con dos hombres de centro inigualados y posiblemente inigualables y con dos delanteros mágicos, Ibrain y Messi: el mejor 2-2-2 del fútbol.
Lo dice, claro, un colega de la ciudad condal, pero avalado su juicio por los “hechos”.
Como tengo fe en el fúbol,a la par que ninguna fe en los Montilla y los Carod (¿Por qué,Dios,nos envías estas  hierbas?),2010,en fútbol,puede ser año muy luminoso para España.