Blogs

Entradas con etiqueta ‘Puyol’

Otra forma de hacer política

Jueves, 13 Noviembre 2014

Hay tantos jugadores extranjeros de tronío en el fútbol español que Vicente del Bosque no ha tenido más remedio que pescar jugadores españoles para la selección en los caladeros extranjeros. Los peces españoles con botas se hacen grandes y atractivos en las “aguas” foráneas: Morata, Callejón, Azpilicueta o Bernat.
-También los futbolistas jóvenes españoles, como los licenciados universitarios, emigran. Qué país, Virgen de la Almudena.
No es el país. Es la globalidad. “Ser global es ser progresista, y ser progresista es saber buscarse la vida. El español, por razones históricas y genéticas, siempre ha sido buen vividor”.
-Mayormente, oiga, en política.
Aparquemos eso ahora.
Del Bosque ha iniciado la renovación de la selección, empeño ciertamente nada baladí.
-Le va a costar –auguran los agoreros y los gurús, que de todas estas especies hay también en el césped verde del Señor.
El éxito, como dice un amigo mío, no es un enlace matrimonial por la Iglesia para toda la vida.
-Lo eterno, a Satanás gracias, no existe en esta vida –proclaman asimismo las masas pensantes ateas o en la oposición a Dios.
Del Bosque, pese a que no le guste a Florentino Pérez, es una de las cabezas mejor amuebladas – valga el cliché- del fútbol español. No es engreído, no se cree lo que no es y cree a botas juntillas que el fútbol es tan puñetero como el pegajoso vuelo del moscardón al que no se acierta a estampar con el periódico hecho rodillo.
-¡Puñetero moscardón!
Yo no lo sé, pues ni soy gurú ni jamás he presumido ni presumiré de saber algo de lo poco que sé, pero creo que Del Bosque está en el buen camino.
-¿Y si pierde contra Bielorrusia y con Alemania, después, en Vigo?
Pudiera ser. Lo que no puede hacer Del Bosque es magia. Xavi, Iniesta, Villa, Puyol y otros – no voy a citarlos a todos- son ya gente de ayer más que hoy. Y fabricar o inventar jugadores como ellos es algo que no ha descubierto todavía esa cosa que avanza tanto que es una barbaridad y que se llama ciencia.
-El tiki taka (otros escriben tiqui taca: vale también) no está de moda –opina el legendario Charlton.
-El tiqui taca lo está estrangulado el enjambramiento de gente atrás –enjuicia otro fénix del fútbol, Platini.
Mi curiosidad, en relación con los dos próximos partidos de Del Bosque, es qué jugadores va a alinear y cómo los va a hacer jugar. No hay que olvidar tampoco que en un equipo de fútbol el entrenador inteligente juega con el sentido común.
-¿Y con qué juegan los jugadores?
-Con el sentido común de la inteligencia y del corazón.
El fútbol es otra forma, socialmente, de hacer política, de igual modo que la política es otra forma de hacer fútbol. Lo que ocurre es que los futbolistas juegan mejor que los políticos.

Que levante el pie quien discrepe

Jueves, 7 Febrero 2013

El factor humano individual y el factor humano colectivo. Con Del Bosque, la Selección de España da lecciones de españolidad a toda España,mayormente a la terruñera, secesionista y  federalista casta política, que todo eso es lamentablemente ahora la  desorientada (egoista y necia, vaya) España del café para todos.

-Como español, mi brújula es sureña, norteña, del este saliente y del oeste poniente.

Unamuno decía esas cosas.

Rummenigge ha justificado así el fichaje de Guardiola:

- Queremos que el Bayern gane jugando bien al fútbol.

Como la Selección de España. Con Del Bosque, no falla el factor humano individual de la Selección. Ni el factor humano colectivo que tan sabia y humanamente él pastorea. ¿Qué tiene la Selección, que todos juegan colectivamente como si jugasen juntos todos los días? Del Bosque es  también el factor estilo, y los jugadores, con él,juegan, sencillamente, a  ser tan estilosos como él.

Sergio Ramos, al que a Dios gracias no se le ha pegado nada del estilo de Mourinho, se siente en la Selección tan a gusto como en el Real Madrid (a pesar de Mourinho). Como Del Bosque, otro caballero:

- Ojalá muchos de esta Quinta -leo que ha dicho - podamos lograr lo que ha hecho Puyol.

O sea: vestir cien veces la camiseta de la Selección.

Sergio es, repito, un señor, y a pesar de que Puyol sea del Barcelona, ama  y admira su centenaria longevidad y la prez de sus valores: compañerismo, honradez, entrega, amor integral al fútbol.

Uruguay es a América lo que España a Europa: la mejor selección,la campeona. A esa campeona, le ha ganado la campeona española (3-1) “jugando bien”, lo que ansía  Rummenigge para el Bayern. Lo que sigue haciendo la España de Del Bosque, que a ver si aprenden de ella y de sus “factores humanos” los estólidos terruñeros .

- Cuando se juega al fútbol como lo hace España, el fútbol es también arte.

Que levante el pie por encima de la cintura, lo cual es falta, quien discrepe.
 
MIGUEL ORS

Golpe en la mandíbula

Jueves, 20 Diciembre 2012

Carlos Puyol ha retratado  gráficamente la situación con metáfora boxística: “Lo de Tito ha sido un golpe en la mandíbula”. El Barça es el jeque de la Liga, en la que soberaniza por su capacidad goleadora, por su sistema de juego (geométrico, esbelto, inimitable) y por su renta de trece puntos sobre el que podía haber sido su Goliat. A Mourinho, siempre arrogante y jaqueton, columnas corintias  de su carácter, esta vez se le cayó  redondo al suelo el arrogante y jaquetón optimismo  ante la despiadada  redonda diferencia: “Liga imposible”.

El Barça, como se sabe, es mayormente la magia y el talento de Messi, que certifican “los que entienden”  de esto: desde Cruyff a Rexach. “Sin Messi -recuerdo y repito de nuevo-, yo no habría ganado catorce títulos” (Guardiola). Messi, ciertamente, es canario y  águila del Barça  las cuatro estaciones del año. “Canta como un canario y cae verticalmente sobre el gol como un águila”. Se lo leí el otro día a un argentino.

-Algo cursi, ¿no?

-Todos nacemos con el huevecillo de la cursilería (¿quién no cae en cursilería  alguna vez en su vida?), como todos nacemos, también, con el esferóide del cáncer. Ese esferoide, artero y casi invisible microscópicamente en su orígen, no siempre eclosiona. A veces nos morimos de otras cosas -me ilustra un oncólogo.

Con Messi, el Barça tiene el mejor y más codiciable seguro que un club pueda desear. Messi no es Dios, pero con el balón en los pies lame la  divinidad.

-Tal como hoy está el fútbol, vaya, el telefútbol en el telemundo, Messi vale  sin discusión la  colosal cifra que parece va  a ganar en el Barça. Es el Amancio Ortega del balón. Amancio  Ortega es Zara, entre otras Zaras en los cinco continentes, y Messi es el zar  -hoy-  del gol  en todo el globo terraqueo y también en el globo de ET. El “valor” Messi, si de él siguen manando títulos y dinero para su club, no es caro. Es más: es casi barato.

Y en éstas, el puñetazo en la mandíbula del Barça: el cáncer de Tito. Como  España es como es, hoy, en la España que es como es, se habla más del cáncer de Tito que del cáncer de Arturito  Más, que, preocupantemente, nos afecta a todos los españoles sin excepciones.

-Qué pena de España, políticamente

-Pues sí. Pero dejemos eso ahora.

Lo de Tito, por inesperado, es, en efecto, un sopapón  atroz. ¿Lo acusará poco o mucho, psicológicamente, el equipo? ¿Podrá  cargar técnica y psicológicamente el  “suplente” Jordi Roura con la  responsabilidad de gobernar el Barça de los 13 puntos de diferencia sobre el Real Madrid?.

Sé lo que sé. No especulo. “De momento, que Roura sustituya a Tito. Que no cunda la alarma. Tranquilidad. Lo malo es que el estrés regenera y  aviva el cáncer. El estrés es al cáncer lo que el agua a las plantas. Habrá que esperar a ver como reacciona física y psiquicamente Tito”. Textual

Miguel Ors