Blogs

Entradas con etiqueta ‘Orlando Zapata Tamayo’

Wikilíos sobre el ano de Castro I, blogueros y disidentes

Viernes, 17 Diciembre 2010

Wikilíos, que es como le llamo yo a Wikileaks acaba de sacar dos documentos de Estado de la diplomacia estadounidense donde ha rebajado a la isla de Cuba a un culo sangrando en un avión, a un grupo de blogueros iluminados, y de disidentes rebatiñeros y antiguos. No lo digo yo, lo dice Wikilíos que a su vez cita los Papeles del Departamento de Estado.

Bien, por estos papeles, que no dicen nada nuevo, o al menos no nos enteran de nada que ya no supiéramos, debemos sacar las conclusiones siguientes: Siendo tan testarudo Castro I que ni siquiera se dejó poner un culo artificial cuando el sangramiento en pleno vuelo, que ha vuelto a la política de primera figura assoluta, como es el caso, dado que Castro II estuvo deprimido (por alcohólico), y que los disidentes se han vuelto antiguos, la juventud no se ve representados en ellos, y entendiendo que los blogueros son jóvenes contestatarios -esa palabra usan-, pues los americanos creen que serán los que van a permitir el traspaso del poder entre los padres Castro y los hijos Castro.

Los americanos siempre han sido unos incompetentes en relación a Cuba, desde Kennedy, pasando por Carter, Clinton, y ahora Obama, ninguno ha sabido manejar el caso cubano, y por eso siempre se van con la de trapo. ¿Cómo es posible que teniendo a una clase de políticos cubanoamericanos que han estado y están vigentes en la política norteamericana se vayan con la de que unos blogueros iluminados pasarán el poder a los hijos de los Castro, que de eso se trata, y conduciría al mismo régimen pero con capitalismo salvaje?Bueno, eso les permite tener mano de obra esclava más cerca que la de los chinos.

Por otro lado, se le da el Premio Sajarov a un ex militar, psicólogo del MININT, que hizo una huelga de hambre asistida por el régimen, robándole el show a uno que sí dio su vida en una huelga de hambre: Orlando Zapata Tamayo. Y la prensa española borra, ignora a sabiendas, tal como se hiciera en Cuba, y en época de los Soviets, el curriculum de este señor que sólo está pidiendo cohabitación con el régimen, y mejorías con el raulismo light, ¡qué espanto!

Hoy tomé el metro en Bastille y hubiera querido parar en el paraje más abandonado del desierto, aunque, cuidado, no en el marroquí, a causa del Polisario, una invensión cubana, al parecer, directa del Ché Guevara. Por cierto Wikilíos no ha sacado en el periódico español que lo representa algunas verdades sobre El Sahara. Por ejemplo, ésta.

Cinco vidas

Sbado, 27 Febrero 2010

Hoy son cinco vidas, mañana podrían ser cinco muertos. Cuatro presos políticos y un disidentes han decidido seguir la huelga de hambre que inició Orlando Zapata Tamayo y que culminó con su muerte, asesinado vilmente por la dictadura castrista. Estas personas están pidiendo libertad para los presos políticos, lo mismo, en fin, que reclamaba el joven albañil negro.

Todavía no he oido a ningún artista español comentar nada acerca de Orlando Zapata Tamayo, y menos, solidarizarse con estos cinco que ahora arriesgan también sus vidas. ¿Dónde están los manifestantes por la marroquí Haidar?

Ah, sospecho que los negros cubanos no valen nada para ustedes. Pues, miren, ustedes tampoco valen nada para mí. A partir de ahora, se quedarán en eso, ni un disco más, ni una película, ni un libro más les compro. Cero.

Cinco vidas en peligro, el peligro que corrió Orlando Zapata Tamayo…

Alguien me recuerda que debo agradecer a la prensa por haberse hecho eco de la muerte de… Ahí mismo lo paro en seco, ¿agradecer? ¿Qué? ¿Ya cuando está muerto? No, la prensa no hizo su trabajo cuando estaba vivo, cuando su madre reclamó, por escrito, por audio, por video, que se atendiera a la vida de su hijo, que lo estaban maltratando, torturando, acabando. ¿Atendió la prensa? No. Ahora, que hay un muerto, entonces sí. Pues que se vaya la prensa a tomar por el sainete póstumo.

¿Cuántos negros más tienen que matar los Castro para que nos hagan caso? ¿A cuántos homosexuales más tienen que perseguir y encerrar en campos de concentración para que nos escuchen? Ah, no la prensa y Zerolo sólo oyen a Mariela Castro y su comparsa de transexuales castristas, que si no son castristas, no pudieran ser transexuales, eso que quede claro, bien clarito.

Cinco vidas, lo subrayo, corren peligro hoy en día, luego no digan que no lo sabían.

Nadine Gordimer, Saramago, Gabo, el vigilado, y toda esa retahíla de premios Nobeles procriminales y colaboracionistas, luego no digan que ustedes no estaban al corriente. Porque bastante que han reclamado la libertad de los cinco testaferros del régimen que están encarcelados en Estados Unidos, por espiar, por representar un peligro para la seguridad nacional de la democracia estadounidense.

Sepan distinguir, se lo subrayo, aquellos esbirros son un peligro. Estos cinco valientes: cuatro presos políticos y un disidente, ¡están en peligro!

guillermo-farinas-2.jpg

Guillermo Fariñas, uno de los huelguistas actuales, disidente, en anterior huelga de hambre, de la que muy pocos se hicieron eco.

Orlando Zapata Tamayo asesinado por el castrismo

Mircoles, 24 Febrero 2010

El preso político Orlando Zapata Tamayo, condenado en el 2003, durante la Primavera Negra, murió tras una huelga de hambre que duró 86 días. En la prisión fue golpeado y torturado en numerosas ocasiones. Su madre condenó estos abusos también un sinúmero de veces.

Desde el traslado de la prisión, en fase crítica, de este hombre que sólo pedía la libertad de su país, jamás supimos nada de su estado de salud, del proceso degenerativo que culminó con su asesinato por parte de la Seguridad del Estado. Lo que su madre, Reina Tamayo, ha condenado.

Mientras este hombre agonizaba, el gobierno español no dio la más mínima muestra de sensibilidad frente a este caso; en el momento de su asesinato, varios diarios internacionales mostraban la foto de los dictadores Castro y Hugo Chávez, en la Cumbre de Río de Janeiro, donde hasta el momento, nadie ha protestado por este asesinato, uno de los tantos de los Castro.

No puedo más que añadir que hoy es uno de los días más tristes de mi vida, pero sé, tengo la convicción, que este día cambiará a los cubanos, y los pondrá en el camino definitivo a la libertad.

Silencios asesinos

Viernes, 5 Febrero 2010

En estos días se ha hablado nuevamente sobre Nelson Mandela, debido a la película Invictus, dirigida por Clint Eastwood, y que protagoniza Morgan Freeman, y se refieren a él estupendamente, como un héroe, de quien se dice ha sido el prisionero que mayor tiempo estuvo en una cárcel sudafricana. La prensa repite y repite esta información que, pese a los años que estuvo Mandela condenado, es falsa. Nelson Mandela no es el preso que más tiempo estuvo en una cárcel, y los veintiséis años que pasó no los hizo completamente enrejado, muchos de esos años los cumplió en una casa con todas las comodidades habidas y por haber.

Lo que no se dice es que el preso que estuvo más años en la cárcel fue Mario Chánes de Armas, 30 años y un día, cubano, en las celdas castristas, enrejado, desnudo, torturado. Su hijo nació y murió y él no pudo conocer a su hijo. Por cierto, jamás un periodista se dignó a pedir una entrevista con Mario Chánes de Armas, aunque si lo hubiera hecho seguro Castro no la hubiera permitido. Después estuvo Eusebio Peñalver, 28 años, negro, cubano también. Y la lista es larga, de cubanos, y de coreanos.

Lo terrible no es que la prensa no investigue sobre esto, lo espantoso es que el propio Mandela ni siquiera se preocupe por desmentir, y mucho menos se inquiete por los presos políticos cubanos, y además de que sea incondicional amigo de los Castro.

Sobre el tema pueden leer tres posts en el blog Emanaciones de Juan Abreu, ver en 417, 418 y 419. Yo comprendo la ira de Juan Abreu, yo misma la he sentido. Mientras camino por el Boulevard de La Bastille hacia la boca del metro reflexiono en la desgracia que nos ha tocado a los escritores cubanos, o sea, a aquellos que -con vergüenza- hemos decidido contar la verdad. Primero, no nos hacen caso, o apenas; segundo, las puertas se nos cierran. Me refiero a las puertas a las que debemos tocar para publicar nuestros libros y para conseguir trabajo. El riesgo, cuando se es exiliado y la familia importa, no es nada banal; sin contar los constantes ataques de los esbirros castristas y sus secuaces latinoamericanos.

El silencio en torno a los presos políticos cubanos es un silencio más que cómplice: asesino. Hoy, en una cárcel, desde hace 60 días, el preso político Orlando Zapata Tamayo se debilita, su madre fue golpeada ayer en las calles de Camagüey mientras pedía libertad para su hijo, sin embargo, la prensa vuelve la cabeza hacia Hollywood y otra vez a Nelson Mandela. Hace unas semanas falleció en Cuba Gloria Amaya, la madre de Ariel Sigler Amaya, preso político en estado de gravedad. Las imágenes de Gloria las colgué en este blog, eran las de una anciana enferma, delgadísima, que se erguía para denunciar al dictador; pocos comentarios recibí y hasta uno insultante. A esta señora la mató de sufrimiento la dictadura castrista, pero a ello contribuyó el silencio colaboracionista mundial.

Vivimos en un mundo donde domina el estrellato hollywoodense, y si no sales en youtube y no has aprendido a twittear mejor que te parta un  rayo. ¿Merece la pena vivir en ese falso espectáculo constante? ¿Quiere decir algo realmente la palabra libertad cuando vivimos condenados por los focos y los héroes que se inventa el izquierdismo? Desde luego que no, pero esto fue lo que trajo el barco.