Buscar

Jan Ullrich, ingresado en un psiquiátrico tras su supuesta agresión a una mujer

11/08/2018 - 15:38
Imagen: EFE

El exciclista alemán Jan Ullrich, ganador del Tour de Francia de 1997, fue llevado a un hospital psiquiátrico la noche del viernes al sábado justo después de quedar en libertad tras su detención por una agredir supuestamente a una prostituta, según informó una portavoz de la Policía local de Fráncfort.

La portavoz indicó que se trata de un ingreso obligatorio debido a un incidente ocurrido cuando lo iban a poner en libertad el viernes por la tarde y del que no quiso dar más detalles, solamente que provocó que los agentes decidieran internarlo en dicho hospital.

Se trató de una "decisión urgente" tomada por los agentes ante el estado corporal y mental de Ullrich, que hubiera podido suponer un peligro para él mismo y para otros, indicó la portavoz. Ullrich fue trasladado hasta la clínica en una ambulancia.

"Ullrich no quería ir a una clínica de rehabilitación voluntariamente", comentó la portavoz antes de reiterar que ahora es el centro hospitalario el organismo responsable de tomar más medidas en la rehabilitación del exciclista.

El exciclista alemán fue detenido el viernes tras agredir presuntamente a una prostituta de 31 años en un hotel de lujo de Fráncfort, adonde se había trasladado tras abandonar su casa en la isla española de Mallorca.

El personal del hotel fue quien alertó a las autoridades, a petición de la mujer. De acuerdo con la Fiscalía, Ullrich estranguló a la mujer y, cuando lo arrestaron, estaba "bajo los efectos del alcohol y de las drogas".

Las autoridades investigan todo lo ocurrido bajo la acusación de intento de homicidio y lesiones corporales graves, según informó este sábado la Policía local; mientras tanto, los abogados de Ullrich guardan silencio sobre lo ocurrido.

AGRESIÓN PREVIA EN MALLORCA

La detención llega unos días después de que Ullrich fuera detenido por la Policía española tras asaltar la casa de su compatriota Til Schweiger, actor y director de cine, en Palma de Mallorca.

Ullrich quedó en libertad al día siguiente tras prestar declaración ante el juzgado, pero pesa sobre él una orden de alejamiento de 50 metros sobre su vecino Schweiger. Tras ello, el exciclista afirmó estar arrepentido y querer someterse a terapia para solucionar sus problemas desde que su mujer Sara le abandonara hace unos meses llevándose a Alemania a sus tres hijos de 11, 9 y 5 años.

Ahora, se sigue con asombro el hundimiento del único alemán que ha ganado un Tour de Francia. Por detrás del estadounidense Lance Armstrong en las siguientes temporadas de la mítica ronda francesa, el deportista acabó implicado en un escándalo de dopaje y en 2012 se retiró definitivamente.

Contenido patrocinado

Otras noticias

Comentarios 0